Economía

CLAVES

Coronavirus: ¿cuál es el impacto en la economía argentina?

El Gobierno está negociando la deuda odiosa. La expansión del covid 19 y la caída del precio del petróleo sacudieron las bolsas del mundo y se empantana la reestructuración de la deuda.

Miércoles 11 de marzo | 00:37

La expansión del coronavirus agregó ruido a la economía mundial. Argentina transita la renegociación de la deuda y la economía no arranca. Tras el lunes negro con la caída generalizada de las bolsas por los efectos del covid 19 y la baja del petróleo creció la incertidumbre sobre la reestructuración de la deuda argentina.

Te puede interesar: La recesión mundial, un fantasma cada vez más real

Este miércoles el Gobierno autorizó a través del decreto 250/2020 al Ministerio de Economía a renegociar deuda por U$S 68.842 millones. Se establece que “las prórrogas de jurisdicción sean en favor de los tribunales estaduales y federales ubicados en las ciudades de Nueva York –Estados Unidos-, Londres –Reino Unido-, y de los tribunales ubicados en la ciudad de Tokio -Japón-”, es decir rigen las reglas de los países imperialistas.

Las bolsas en el mundo mejoraron este martes al igual que la bolsa porteña, pero luego de conocerse el decreto, el Riesgo País cerró por encima de los 2.800 puntos, nuevo máximo desde el 2005.

El Gobierno estableció que a fines de marzo se llegaría a un acuerdo de reestructuración de la deuda en dólares bajo ley extranjera, pero muchos especialistas advierten que se estirarán los plazos. Un acuerdo que no traerá nada bueno para las mayorías populares. Fernández quiere convalidar el endeudamiento ilegal y será a costa de más ajuste.

Zona de buitres

El pasado lunes con la caída de las bolsas los títulos de deuda pasaron el piso del 40 %, un precio tentador para los fondos buitres.

Los bonos de deuda argentina en la actualidad los tienen los fondos de inversión Black Rock, Templeton que pretenden exprimir al país, que se pague con menos quitas y en un plazo corto. Son los que se están reuniendo con el ministro de Economía, Martín Guzmán, y los que salieron decepcionados de la última reunión con el Gobierno. Pero si el precio de los bonos sigue en descenso, es posible que dichos tenedores decidan vender sus títulos a los fondos buitres. ¿Cuál la práctica rapaz de estos acreedores? Comprar los papeles a precio muy barato, rechazar las ofertas del Gobierno e ir a juicio para cobrar mucho más.

Te puede interesar: Pánico financiero global: riesgos de naufragio para la negociación de la deuda argentina

El Gobierno les concedió a los especuladores las cláusulas de prórroga de jurisdicción en favor de tribunales judiciales de las potencias imperialistas. Esto significa someter los posibles litigios a juzgados extranjeros. En Argentina ya sabemos lo que sucede con este beneficio, ocurrió con la deuda reestructurada durante el kirchnerismo y el fallo del juez Thomas Griesa a favor de los buitres.

Un escenario que nubla la intención del Gobierno de llegar a un acuerdo con los especuladores donde aplique ajustes “con anestesia” para garantizar el pago de la deuda. No se puede descartar que Argentina entre en default.

Economía apagada

La actividad económica este año volvería a caer, pero la situación internacional y los efectos económicos del coronavirus podrían agravar la situación.

Las exportaciones podrían reducirse, por ejemplo la venta de carne a China se vio afectada. El turismo también disminuye, se calcula que la venta de pasajes al exterior se derrumbó un 70 % con respecto al mismo período del año anterior.

En tanto, Brasil, principal socio comercial de Argentina, presenta un crecimiento débil. El ministro de Hacienda brasileño, Paulo Guedes, admitió que la economía podría crecer 0,5 puntos porcentuales menos este año por los efectos del coronavirus. El freno del socio comercial incidirá en la menor actividad económica del país.

Endeudamiento serial

Martín Guzmán hará la oferta a los especuladores en los próximos 15 días. La gira del funcionario para presentar la propuesta se transformará en el show de la videoconferencia, adelantaron desde el Ministerio de Economía dada la expansión del coronavirus.

La incertidumbre sobre el escenario internacional y el impacto en la economía mundial seguramente endurecerá la posición de los acreedores, o los empujará a vender sus papeles a los buitres. Un default para el país tiene consecuencias sobre los sectores más vulnerables.

Necesitamos una salida de otra clase, un conjunto de medidas que comience con el desconocimiento soberano de la deuda fraudulenta acompañado por la nacionalización de la banca y el comercio exterior.

Te puede interesar: Deuda y FMI: administrar la decadencia o terminar con la dependencia y el atraso







Temas relacionados

Coronavirus   /    Martín Guzmán   /    Deuda   /    Recesión   /    Economía Nacional   /    Economía

Comentarios

DEJAR COMENTARIO