Juventud

REPRESIÓN

Control idendidad a "Menores": La detención por sospecha del impopular gobierno de Piñera

El proyecto de ley impulsado por el gobierno, que busca dar facultades a Carabineros para controlar la identidad de menores de edad hasta 14 años, se basa en una demagogia sobre la delincuencia y estigmatiza a la juventud pobre.

Gabriel Muñoz

Licenciado en Historia

Sábado 14 de septiembre de 2019 | 07:34

Este viernes, con votos de la Democracia Cristiana, se aprobó en particular, en la Comisión de Seguridad de la Cámara de Diputados, el cuestionado proyecto que establece el control de identidad a menores de edad.

Te puede interesar: Control de Identidad: la guerra de Piñera contra los jóvenes y niños pobres

Detención por sospecha y Dictadura Militar

Según el artículo 85 del Código Penal, Carabineros de Chile está facultado para controlar la identidad de cualquier civil, mayor de 18 años, sin la orden de un fiscal. ¿Cuándo se creó esta legislación? El antecedente del “control de identidad” es la “detención por sospecha” de la dictadura de Pinochet. Dicha ley subsistió hasta 1998 cuando fue considerada una vulneración a la libertad personal y al libre tránsito. No obstante la Concertación terminó por aceptar la ley de los Senadores Designados Cordero y Stange (ambos Generales de Carabineros en tiempos de Pinochet). De ahí en adelante el “control de identidad” año a año fue convirtiéndose en su antecesor dictatorial. En 2008 finalmente le son restituídas las facultades de “retención” y “sospecha”.

La “guerra” de Piñera contra los jóvenes pobres

El discurso abiertamente criminalizante de Piñera, busca revertir la crisis de Carabineros y su credibilidad, creando un enemigo interno: la juventud pobre. En su ayuda los canales de televisión seleccionan imágenes de robos cometidos por menores. Esto quiere legitimar algo que ya hace la policía: violentar la vida de los jóvenes pobres. En 1998 cuando en el Congreso se debatía la derogación de la ley de detención por sospecha saltaron a la vista cifras escalofriantes. Las principales víctimas del control eran [y aún son] jóvenes de escasos recursos, miembros de familias trabajadoras y populares, quienes al no contar con espacios públicos (y privados) apropiados eran responsabilizados de los problemas callejeros, por el simple hecho de “estar en la calle”.

Un informe destacó que la policía se aprovechaba del contexto de vulnerabilidad para cometer todo tipo de violaciones a la libertad individual, pues, saben que estas familias no denunciarán por temor o ignorancia. Esto generaba el odio y la consecuente respuesta violenta de grupos de jóvenes cada vez más descontrolados. En 2010 existe registro de que la Corte de Apelaciones de San Miguel respaldó la política de control de cualquier joven que ingresara o saliera de la población La Legua. Han sido objeto de control policial en Chile: estudiantes, Mapuche, mujeres transexuales, trabajadoras sexuales, personas que se muestran nerviosas ante la presencia policial. Una política similar se vive en Estados Unidos o Reino Unido en donde ser joven, negro y pobre repercute considerablemente en la posibilidad de ser detenido en la vía pública sin razón.

Espacio público, empleo juvenil y criminalización

Claramente el gobierno busca atemorizar a la juventud poniendo a la opinión pública en su contra. Ningún jóven nace delincuente, los pocos que caen en las organizaciones delictuales lo hacen por el contexto familiar y social del cual provienen. Si hubieran trabajos estables y espacios públicos para la recreación se reducirían notablemente los crímenes. Pero el gobierno hace todo lo contrario: una política que afectará a todos los jóvenes plebeyos, pero también al movimiento estudiantil y al movimiento de mujeres, con facultades superiores a las que existían en dictadura.

Por su parte, Dauno Tótoro, dirigente del Partido de Trabajadores Revolucionarios, y ex candidato a diputado, difundió un video en redes sociales donde afirma que "esta medida se aprobó con votos de la Democracia Cristiana que, nuevamente, demuestra que cogobierna junto a la derecha al interior del parlamento. Esto no es solo reflejo de esta agenda represiva y criminalizadora de parte de la derecha en contra de la juventud, sino también de este Chile autoritario, de este Chile neoliberal que le ha negado todo a los jóvenes".

Te puede interesar:
Dauno Tótoro: "en Chile los menores de edad pueden ir al Sename, ser controlados, irse presos, pero no votar"







Temas relacionados

Carabineros de Chile   /    Juventud    /    Juventud precarizada   /    Criminalización de la juventud   /    Represión   /    Educación   /    Juventud

Comentarios

DEJAR COMENTARIO