Juventud

PROVINCIA DE BUENOS AIRES

Con bochazos y a empujones el kirchnerismo administra el ajuste en la UNSAM

En pleno ataque a la educación pública por parte del Gobierno nacional. El decano de la Universidad Nacional de San Martín, Carlos Greco, responde con escandalosas declaraciones frente a estudiantes y empuja a uno de ellos por escribir en La Izquierda Diario. Una arista de cómo administra el ajuste el kirchnerismo, desde sus principales autoridades hasta sus agrupaciones estudiantiles.

Miércoles 29 de marzo de 2017 | Edición del día

Bajo el Gobierno de Macri es evidente que el trabajo y la educación pública vienen sufriendo ataques, sin olvidar los tarifazos. Los despidos y suspensiones se generalizaron, podemos ver casos sobresalientes como el cierre y represión en la gráfica AGR-Clarín o las miles de suspensiones en la industria automotriz. Los docentes también reciben ataques por parte de Cambiemos, pero vienen dando una dura pelea por conquistar un salario que supere la línea de pobreza. Está más que claro que esto no es nuevo, la ex presidente Cristina Kirchner venía aplicando el ajuste, y sin ir más lejos, inauguró la práctica de tildar de vagos a los docentes por cadena nacional, método que hoy replica Vidal.

La UNSAM no queda exenta de esta situación, cerró el 2016 recibiendo una denuncia del fiscal Federal Guillermo Marijuan junto a otras 51 universidades nacionales, denuncia que forma parte de un plan sistemático de desprestigio y ataque a la educación superior pública, incluso ejercitando medidas de avance sobre la autonomía universitaria, pero que encuentra sustento por el manejo a discreción de uno de los presupuestos más grandes del país por parte de un gobierno universitario sumamente antidemocrático. El 2017 arrancó peor, por orden del juez Bonadío, se le incautó a la Universidad el edificio de Sánchez de Bustamente al 59 y equipos audiovisuales de última generación, en pocas palabras nos sacaron estos recursos y se los entregaron a Hernán Lombardi (funcionario de primera línea del Gobierno de De la Rua y ahora de Macri, al mando de la Sec. de Medios Públicos) por valores cvercanos a más de $ 300 millones.

Frente a este cuadro de situación, el kirchnerismo, desde las principales autoridades hasta sus agrupaciones estudiantiles, solo se dedica a administrar el ajuste a la educación. En la UNSAM el hecho más reciente y notable es el bochazo masivo a estudiantes del curso de ingreso en la Escuela de Humanidades y la respuesta de sus autoridades. Decenas de ingresantes fueron “desaprobados” de manera arbitraria sin el derecho básico de ver su examen, lo que generó las sospechas por lo burdo del método de filtro y provocó que un grupo de estudiantes se organizara para exigirle al decano Carlos Greco una respuesta al respecto. Para el decano existen aptos y no aptos para ingresar a la universidad pública, y “no todos pueden estudiar en la universidad porque no todos tienen la secundaria completa y porque las vacantes que hay, las sillas que hay, no son suficientes para todo el mundo” aseguró, dejando claro que no quiere trabajadores que estudien, quiere que en la UNSAM solo haya estudiantes que se dediquen a estudiar. Todo esto no sin antes intentar sacarse del camino a los empujones al presidente del Centro de Estudiantes de Humanidades que se solidarizó con los ingresantes, en clara actitud bravucona de la principal autoridad docente sobre un joven de 20 años. Estas respuestas no son aisladas, provienen de una de las principales autoridades, además de ser Decano es Director suplente de “Desarrollos productivos S.A.”, sociedad que conforma entre otros con el Rector Carlos Rafael Ruta. Irónicamente, Carlos Greco, quien sostiene que la universidad “no puede recibir a todos los que quieran estudiar”, mucho menos a los que trabajan, porque no alcanzan las sillas y las vacantes, le alcanza para cobrar más de $ 1.000.000 de pesos al año del presupuesto universitario.

Las organizaciones estudiantiles Kirchneristas afines a la gestión universitaria (agrupación “Compromiso UNSAM”) son parte de la administración del ajuste y llegan a igualar el nivel de cinismo de las declaraciones del Decano Carlos Greco. Los consejeros estudiantiles brillan por su ausencia, el Centro de Estudiantes de Política y Gobierno que dirigen está inmovilizado, y las agrupaciones apelan a los recursos políticos más bajos como lo hicieron el pasado 24 de Marzo en las carreras de Ciencia y Tecnología aprovechándose del nombre del Encuentro Memoria, Verdad y Justicia (organización independiente del Estado y el FpV) para llevar estudiantes a marchar con el kirchnerismo engañosamente.

Con la gestión kirchnerista en UNSAM parece que muchos jóvenes y trabajadores no pueden tener ni la suerte de caer en la educación pública.

Al cierre de esta nota, los estudiantes se siguen organizando para acceder al derecho básico de revisar su examen y que se les reconozca el ingreso a la carrera para no perder el año.







Comentarios

DEJAR COMENTARIO