Mundo Obrero

PETROLEROS

Con 36 despidos encubiertos, se pone en marcha la refinería de Bahía Blanca

Luego de un acuerdo entre el gremio petrolero y la empresa Trafigura, dueña de la marca Puma Energy se puso en marcha la refinería luego de dos meses de conflicto. El costo, 36 puestos de trabajo menos.

Gustavo Michel

Trabajador de Shell en Refinería de Dock Sud / Agrupación Naranja Petrolera en el Movimiento de Agrupaciones clasistas / @Michel_gus

Miércoles 15 de agosto | 06:05

Con dos meses de conflicto por la paralización de la refinería bahiense ubicada en el barrio Loma Paraguaya en manos de la empresa Trafigura SA. llegaron a un acuerdo recientemente firmado en el Ministerio de Trabajo, donde se aceptó la desvinculación de 36 operarios con la modalidad de “retiros voluntarios” y “jubilaciones anticipadas”. Este modo de accionar de la empresa que forma parte del plan para sacarse de encima a un sector de trabajadores que no quiere en la refinería, es bien conocido como despidos encubiertos.

Además este tipo de acuerdo determina, según el antojo de la empresa, a cambiar las condiciones de trabajo de los operarios que queden adentro debido a que el plantel se achicó. La empresa Trafigura, de capitales holandeses extorsionó en todo momento que dejaría sin trabajo a 200 familias bahienses.

En estos meses de conflicto los trabajadores realizaron bloqueo de los portones y la toma de la refinería. Había fuerza para pelear. Sin embargo la Federación y el Sindicato petrolero privado de Bahía Blanca no hicieron lo suficiente para que todos los petroleros queden adentro, como la realización de asambleas para discutir un plan de lucha que incluya un paro del gremio en defensa de los puestos de trabajo. Lo que sí hizo la burocracia de conjunto, fue festejar el acuerdo con la patronal que dejó a 36 familias en la calle.

Es hora de que los trabajadores petroleros recuperemos los sindicatos para enfrentar el ajuste

La realidad es que no podemos permitir que se pierda ni una fuente de trabajo, menos en este momento en el que el gobierno de Macri ajusta al pueblo trabajador y quiere meter la reforma laboral, todo tal cual quiere y dispone el FMI. Un vez más el sindicato petrolero jugo a favor de la empresa petrolera y no n defensa de los trabajadores.

Desde la agrupación Naranja Petrolera Nacional en el Movimiento de Agrupaciones Clasistas (MAC) denunciamos el ajuste que aplica esta empresa sobre los operarios, donde quiere cambiar los convenios y bajar los costos, es decir, bajar los salarios. Esto comenzó con el famoso convenio de Vaca Muerta que el sindicato petrolero de Neuquén aceptó y toda la Federación petrolera agachó la cabeza para dejarlo pasar.

Se debe ya llamar a un plan de lucha, asambleas en todos los lugares de trabajo para enfrentar estos ataques que llevan adelante las empresas petroleras que día a día aumentan los combustibles, mientras nuestros salarios y el de todos los trabajadores quedan devaluados. Es hora de enfrentar estos ataques y no perder ni un puesto de trabajo más, como también de recomponer nuestros salarios.

En la refinería Shell de Dock Sud, ya se demostró como nuestra agrupación se enfrenta los despidos, donde logramos reinstalaciones y enfrentamos al exministro de Energía, Juan José Aranguren. Es hora de que los trabajadores petroleros recuperemos los sindicatos para enfrentar el ajuste.







Comentarios

DEJAR COMENTARIO