×
Red Internacional
La Izquierda Diario

Casa por casa, la policía de Pérez Millán notifica a los obreros y a sus delegados de las denuncias que impulsa la patronal, buscando sembrar miedo. Mientras tanto, cientos de trabajadores siguen sin cobrar.

Martes 6 de abril | 15:56

El mismo día que la patronal busca empezar a normalizar la producción llamando a un sector de los trabajadores, envía a la justicia y a la policía a amenazar a las familias obreras. No hay que permitirlo!

Borrel no tienen ninguna crisis económica; dirige uno de los principales frigoríficos del país. Aún así, son cientos los trabajadores que aún no cobraron la quincena adeudada. Buscan quebrar la lucha con el hambre de las familias!

Te puede interesar: Todos adentro o nada. ArreBeef: un plan de despidos en cuotas para arrodillar a los trabajadores

La empresa busca dividir a los trabajadores, dejando ingresar a un parte y prometiendo que mas adelante ingresará el resto. Esto es una mentira para despedir a una parte de los trabajadores; la Federación tiene que dejar de avalar este plan. Hay que retomar la unidad: las reuniones por separado, por sector o dividiendo entre trabajadores contratados o "de la casa" no permiten enfrentar esta la división. Separados los trabajadores son mas débiles; unidos mucho mas fuertes.

Los trabajadores que están peleando por su puesto de trabajo tienen que poder decidir como luchar. Los delegados pueden convocar a reunirse a todos los trabajadores al ingreso en la portería y discutir entre todos que medidas de lucha llevar adelante para que se sienta la fuerza de los trabajadores, sus familias y la población. Hay que frenar los despidos de Borrel y los ataques de la justicia!




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias