×
×
Red Internacional

Rebelión en Colombia.Cali: la juventud en pie de lucha tiene sus propias peticiones y exigen no ser excluidos

Los jóvenes que se encuentran en la primera línea de la rebelión en Colombia, expresan su descontento con los diálogos que se llevan a cabo por arriba entre el Gobierno de Duque y el Comité Nacional del Paro (CNP).

Daniela GuzMar@daniguzmar

Miércoles 12 de mayo | 09:28
Federico Rios / The New York Times

En el transcurso de estas dos semanas de movilizaciones, han sido trabajadores, estudiantes, campesinos, indígenas y demás sectores los que han consolidado las mismas, sin embargo, la juventud ha venido jugando un papel destacado y de suma importancia en la primera línea de las distintas ciudades y sobre todo en Cali, foco de la rebelión.

Son amplios los sectores, sobre todo la juventud, los que no confían en los dirigentes que integran el Comité Nacional del Paro, que en principio se sientan a negociar con un gobierno que ni siquiera ha detenido la represión, por el contrario la intensifica, tal como lo hizo el domingo por la noche, un día antes de dicha reunión, al aumentar la presencia militar en Cali, prácticamente haciendo efectiva una orden de conmoción interna.

Teniendo en cuenta lo anterior, por ejemplo, son jóvenes en Bogotá los que manifiestan que “las centrales obreras y las falsas representaciones quieren tomar el dominio de las negociaciones del paro. Los sindicatos no han parado, sólo han citado a 4 marchas y nunca aceptaron citar a ‘paro indefinido’ durante la convocatoria al 28, para ellos era una marcha de 20 calles en cada ciudad y hasta ahí llegaba el paro”.

Así mismo, jóvenes de Puerto Resistencia, sector del suroriente de Cali, ciudad epicentro de las protestas en Colombia, hicieron sentir su voz y expusieron su pliego de peticiones exigiendo ser escuchados y luego de haberse desarrollado el encuentro entre Duque y los dirigentes del Paro. Son estas generaciones, que han crecido con la impotencia de la injusticia social, las desde abajo entregan su vida en la primera línea de combate, sufriendo la más cruda represión mientras son excluidos en sus demandas fundamentales.

Te puede interesar: Comité Nacional del Paro anuncia nuevas protestas tras fracasar diálogo con el gobierno de Duque

En dicho comunicado, expresaron el apoyo moral para los demás puntos de primera línea de la ciudad y por los luchadores del pueblo asesinados, también exigieron el cumplimiento y respeto constitucional de sus derechos fundamentales durante las manifestaciones, teniendo en cuenta la forma descomunal de las autoridades contra la población.

Cali: jóvenes de la primera línea en Puerto Resistencia
Cali: jóvenes de la primera línea en Puerto Resistencia

De igual forma expresaron, como parte de una juventud que se rebela contra todas las políticas del Gobierno de Duque y sus planes, su agradecimiento y solidaridad a la Minga Indígena que recientemente fue atacada por civiles con armas de fuego, a plena luz del día y mientras se encontraban en una de las zonas más adineradas de la ciudad, recibieron dispararon en su contra en un hecho hasta el momento impune, en un territorio repleto de policías y soldados que casualmente no hicieron presencia en el lugar, a pesar de que sí lo han hecho continuamente para reprimir la protesta e inclusive amedrentando familias adentro de los barrios y casas humildes queriendo generar terror.

Te puede interesar: Minga indígena es atacada a balazos en Cali por civiles y policías

El corresponsal del diario El País en Cali relata que “El barrio está rodeado de barricadas y retenes. Se ha erigido como una pequeña república independiente donde ha desaparecido la presencia del Estado.” Agregando que “Puerto Resistencia tiene vida propia. Hay asambleas donde se discute el futuro de la nación y hospitales improvisados para atender heridos”. Y es allí donde más jóvenes han muerto en las protestas enfrentando a las fuerzas de represión del Estado.

A su vez, los jóvenes señalaron al gobierno de Iván Duque y su padrino político Álvaro Uribe como responsables de las víctimas y la crisis social y humanitaria actual. Por ende, como parte de los que pelean en Puerto Resistencia, incluyeron entre sus exigencias: “confirmar la responsabilidad de la Policía y ESMAD (Escuadrón Móvil Antidisturbios) por los actos de fuerza desmedida en el país, esclarecer los responsables por los daños y abusos que hasta el momento deja decenas de muertos y cientos de desaparecidos el retiro del proyecto de ley que intenta deteriorar aún más el sistema de salud que ya se encuentra en total catástrofe desde la imposición de la conocida Ley 100, promovida por el ex presidente Uribe.”

Así mismo, solicitan “el retiro de otros proyectos de ley que precarizan aún más las condiciones laborales que desde hace décadas vienen siendo deterioradas, exigen también una reforma pensional, eliminar los sueldos vitalicios y reducir en un 50 por ciento el pago a los actuales gobernantes, inyección económica para los pequeños y medianos emprendimientos y sanciones para aquellos políticos que superen la inasistencia a sus labores y tal como lo indica la ley actual.”

En el ámbito regional, exigen “revisar los casos de muerte, abusos sexuales y vulneración de derechos a la comunidad de Departamento del Valle, ejecución de presupuestos en áreas de cultura, salud, educación, creación de empleo y muchas otras demandas lógicas y justas que componen infinidad de instancias desatendidas a lo largo de la historia del país y que siguen vigentes”.

Saliendo de los límites de Puerto Resistencia, la juventud también es un actor central en las protestas de todo el país, y así como en amplios sectores de los manifestantes, se escucha entre sus demandas el grito de Fuera Duque y la necesidad de un paro indefinido hasta tirar abajo todas las políticas de este gobierno asesino y represivo, contrario a los que buscan el diálogo que solo lleva a la desmovilización tal como lo vimos en las manifestaciones de noviembre del 2019.

El Paro Nacional continua, luego de no llegar a un acuerdo en la reunión del lunes, mientras tanto se multiplican las denuncias de abusos de las fuerzas armadas y los innumerables videos, fotos y transmisiones en vivo, que prueban la impunidad con la que dispara y asesina la policía. Por su parte, madres de Cali han reportado que camionetas blancas (características similares a las que han tenido otros hechos vinculados al uso de armas de fuego en contra de manifestantes), han ingresado a los barrios preguntando con nombre propio a aquellos que han hecho publicaciones a través de redes sociales y evidenciando la actualidad nacional que los medios de comunicación han ocultado desde el inicio del paro.

En las últimas horas del lunes, el medio informativo Cali Red, reportaba hasta el momento al menos 22 heridos y 3 muertos en Siloé, durante los operáticos que realizaban las fuerzas de seguridad. De igual forma, informaron que ciudadanos del Oeste de Cali denunciaron abuso de autoridad luego de que policías disparan contra manifestantes durante las manifestaciones presentados en la zona.

El Paro Nacional continúa y el llamado es para la comunidad de todo el país, que necesita seguir demostrando su fuerza en las calles. Este miércoles 12 hay una nueva convocaría a movilizarse.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Banner elecciones 2019

Destacados del día

Últimas noticias