Política México

México

NORMALISTAS

Brutal represión contra normalistas en Chiapas

236 estudiantes normalistas de Chiapas permanecen detenidos en instalaciones de la Fiscalía General del Estado, donde padres de familia, amigos y normalistas de distintas organizaciones bloquean la carretera para exigir la liberación de sus compañeros y familiares.

Viernes 5 de mayo de 2017 | 01:20

Los golpes consecutivos que el Estado ha asestado contra el normalismo en México, producto de la política privatizadora de organismos internacionales como la OCDE, el FMI y el BM, cobran su fruto en el enorme descontento de diversos sectores de estudiantes normalistas y maestros.

En Chiapas la organización de normalistas, maestros y padres de familia logró sostener un paro de dos meses en contra de la reforma educativa, además de que la sección 7 del sindicato pertenece a la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), por lo que están en mejores condiciones para avanzar contra la reforma educativa que la mayoría de los estados.

Los maestros y normalistas de Chiapas acaban de concluir una jornada de 72 horas de lucha contra la reforma educativa y sus efectos, iniciada el 1° de Mayo con un paro de labores y continuada con acciones como la toma de medios de comunicación.

La principal demanda que levantan los normalistas organizados en la Coordinadora de Estudiantes Normalistas del Estado de Chiapas (CENECH) es la creación de plazas y la inmediata contratación de los normalistas egresados, ya que la falta de educación en Chiapas sigue siendo un problema fundamental que la reforma amenaza con profundizar, al mismo tiempo que niega presupuesto para la formación de los maestros en escuelas normales.

Los estudiantes, que fueron presos bajo el argumento de que habían vandalizado establecimientos comerciales y secuestrado vehículos de diferentes empresas, vilipendiándolos frente a la opinión pública, son investigados por los delitos de daños, pandillerismo y robo con violencia.

Mientras los policías y elementos de seguridad pública quedan impunes de la brutalidad que ejercen contra los estudiantes y población que se levanta para exigir sus derechos, integrantes de la CENECH señalan que el hostigamiento de fuerzas estatales contra normalistas venía ocurriendo desde días anteriores. En las redes circulan vídeos donde se muestra a los elementos de la SSPC golpeando a los estudiantes para bajarlos de los camiones en los que se trasladaban.

A 31 meses de la desaparición de los estudiantes de Ayotzinapa aún no hemos encontrado respuesta, no podemos confiar en que la solución venga del gobierno que nos golpea y nos persigue.

Para el gobierno y los empresarios, la lucha y organización de los estudiantes normalistas son un obstáculo para la implantación de la reforma educativa, cuya abrogación podría echar abajo el resto de las reformas si se da de la mano con la organización y la unidad de amplios sectores de trabajadores, estudiantes y población precarizada.

Padres de familia, amigos y organizaciones normalistas de Chiapas levantaron un bloqueo en la carretera frente a la Fiscalía General del Estado para exigir la liberación de los 236 jóvenes detenidos.

Desde la Agrupación Magisterial y Normalista Nuestra Clase repudiamos la represión del gobierno del Manuel Velasco Coello en contra de los normalistas y exigimos su libertad inmediata e incondicional, así como el cumplimiento de sus demandas. Para frenar la represión cada vez mayor contra los que luchan y rodear de solidaridad activa a los normalistas presos, es indispensable la participación de los sindicatos que se reclaman democráticos y opositores, las organizaciones sociales, populares y de derechos humanos.







Temas relacionados

Política México   /    Chiapas   /    Magisterio   /    CNTE   /    Normalistas   /    Represión   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO