×
Red Internacional

Los jóvenes pertenecen a La Red de trabajadores precarizados. Blanqueaban la pared para realizar un mural este 1 de Mayo, día internacional de las y los trabajadores y fueron detenidos por la policía.

Martes 27 de abril | 13:50

Jóvenes nucleados en La Red de Trabajadores Precarizados y desocupados de Punilla, denuncian que anoche, la policía de Córdoba les impidió terminar de "blanquear" una pared en la cual querían hacer un mural este 1 de Mayo.

"Queremos conmemorar el día internacional de lucha de la clase trabajadora haciendo un mural junto a una olla popular. Cómo integrantes de La Red queremos apostar a la unidad de las distintas peleas que se están dando en numerosos sectores en la región como es la de las asambleas contra la autovía de montaña, contra los femicidios, contra los despidos y la precarización, entre otras y queremos confluir en una actividad en común", explicaron.

"Anoche nos encontrábamos blanqueando una pared en la calle Leandro Alem, a media cuadra de los semáforos, cuando aproximadamente a las 20 horas llegó la policía, tres móviles y más de 5 efectivos", relata Yamila, integrante de la agrupación que pelea contra la precarización, agregando que "se bajaron nos revisaron, nos fotografiaron, a lo que yo también tomé dos fotos, nos subieron al patrullero y nos llevaron a la comisaría de Huerta".

Pared que estaban blanqueando al momento de ser detenidos en calle Leandro Alem de Huerta Grande.

Ya en la comisaría les explicaron la "causa" insólita por la cual los tuvieron demorados: "estando ahí nos dijeron que nos detuvieron por qué hay una ordenanza que prohíbe el arte callejero (código de faltas número 68) por lo cual una oficial nos explicaba que podíamos quedar detenidos varios días, pagar una multa o hacer trabajo comunitario".

Las y los jóvenes en el relato de lo sucedido hicieron hincapié en el método extorsivo que utilizaron para liberarlos planteando que "los policías nos dicen que la jueza de paz accede a dejarnos libre si nosotros borrábamos la foto que sacamos, a lo que accedimos por qué los dos trabajamos y no era la idea pasar la noche ahí, así que luego de redactar un acta dejando presente lo que pasó, a la hora la firmamos y nos dejaron ir", concluye Yamila.

Cabe recordar que el código de faltas de la provincia, modificado al código de convivencia, fue establecido para darle mayor poder de decisión y de fuego a la policía de la provincia puntualmente en su artículo 70, que en muchos casos amedrenta a jóvenes laburantes más precarizados, desocupados o en su caso más aberrante "aleccionando" a pibes de barrios populares llegando a casos de gatillo fácil.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias