Deportes

BÁSQUET

Argentina a la final: el clásico con España se repetirá en el Mundial de Básquet

Con un Scola dominante, Argentina mostró madurez para dar el batacazo contra una Francia que nunca encontró su juego. Ahora Argentina irá por el oro mundial contra el clásico de siempre, España, que le ganó a Australia en 2 tiempos suplementarios.

Viernes 13 de septiembre | 11:30

Foto: agencia AFP.

Triunfazo 80-66. Argentina va por todo. Para eso se sacó de encima a la poderosa Francia, que en ningún momento del partido estuvo a la altura de las circunstancias. Argentina mostró el salto de maduración de un equipo que viene hace años cargando con la mochila de la transición de la anterior Generación Dorada. Este equipo no es aquel dorado de Atenas 2004. Y tiene doble mérito por esta conquista: porque el logro es con más técnica y más equipismo, sin tantas individualidades.

Vayamos al partido. El primer cuarto inició con un arranque enorme de Scola, quien con 7 puntos permitió golpear primero, era parcial 10-2 para “el alma”. Por ello Francia tuvo que probar cambiando el traslado, poniendo rápidamente a De Colo. Rudy Gobert fue anulado en todo el primer tiempo, una muestra de que Argentina marcaba muy bien el “pick and roll”, Delía hizo el trabajo invisible que tan bien pulido mostró en este mundial. En el primer cuarto los galos pudieron mantenerse en partido con dos triples sorpresivos del suplente Labayrie, y con puntos desde la línea de simples, dado que Argentina se cargó rápido de faltas. El primer parcial fue 21-18 para Argentina.

El segundo cuarto comenzó con ritmo francés, imponiendo una defensa férrea al perímetro argentino. Los dirigidos por Sergio Hernández tuvieron que probar con Vildoza y Laprovíttola, pero aun así el momento en la ofensiva era sin ideas claras. Mérito de la defensa francesa, que pasó por primera vez arriba en el marcador por un tanto. Pero como ha pasado con Serbia, Argentina no dio respiro y un par de contragolpes oportunistas volvieron a poner arriba rápidamente al conjunto albiceleste. El cierre de la primera mitad fue con un triplazo de Campazzo, quien aún sin muchas acciones positivas, se muestra como una pieza clave dado la atención que requiere Francia para defenderlo. La primera mitad fue: Argentina 39 – Francia 32, con un Scola que cerraba con 13 puntos y 10 rebotes, Campazzo 8 puntos y el trabajador Deck 6 puntos.

El segundo tiempo comenzó de la misma manera que el primero: Francia jugando mal. Aquí Argentina mejoró su efectividad desde los tiros de tres puntos, metiendo triples Vildoza, Scola, Campazo, Deck. Francia también mejoró su efectividad desde el perímetro con Batum, Nkitilina y Albicy; pero con sus estrellas Gobert, De Colo y Fournier fuera del juego activo. Argentina alcanzó la máxima diferencia del partido (15 puntos arriba) promediando el período, pero Francia, sin ideas ni propuesta clara de juego pudo cerrarlo acercándose, 60-48 para Argentina.

Y así se llegó al último cuarto, con un juego signado por el poco poder de fuego francés, un equipo que no reaccionaba. Fue solamente a base de ensuciar, tirar todo el físico diferencial, es que Francia pudo ponerse a 8 puntos faltando 5 minutos. Gobert, Mbaye, Nkitilina, a puro esfuerzo se ponían en juego. Pero nuevamente apareció el oportunismo argentino: contragolpe de Deck y dos triples seguidos de Luis Scola imponen la máxima de 16 puntos a falta de 2 minutos.

Un triunfazo incuestionable. Un Scola interminable: 28 puntos y 13 rebotes. Argentina se mete en la final de la Copa del Mundo. Será el domingo contra España, el poderoso equipo de Rubio y Gasol que eliminaron a los virtuosos de Australia 95-88. Para ello tuvo que pelearla en doble suplementario. Final entre dos de las selecciones que más marcaron la época de la década anterior. Un clásico: Argentina-España.







Temas relacionados

Luis Scola   /    Selección Argentina   /    Basquet   /    Deportes

Comentarios

DEJAR COMENTARIO