Economía

"DEBATE ZAIAT" SOBRE LA BURGUESÍA FALLIDA

Arcor: ¿un ejemplo del empresariado comprometido con el desarrollo?

El periodista económico, Alfredo Zaiat, abrió un debate sobre la burguesía fallida. No obstante, señaló que hay sectores del empresariado interesados en el desarrollo, entre ellos la empresa Arcor.

Pablo Anino

@PabloAnino

Domingo 19 de julio | 22:00

El domingo 12/7, en un artículo en Página 12, el periodista Alfredo Zaiat criticó al empresariado nacional que se reunió con Alberto Fernández en el Día de la Independencia. El "debate Zaiat" alcanzó repercusión porque Cristina Fernández tuiteó la nota.

El periodista afirma, con razón, que el empresariado agrupado en el G-6 (UIA, Sociedad Rural, Cámara de Comercio, Bolsa de Comercio, Cámara de la Construcción, Asociación de Bancos Argentinos) no tiene ningún interés en el desarrollo nacional. También señaló que la conducción política del poder económico está en manos de Techint y el Grupo Clarín.

No obstante, destacó que hay empresarios que son distintos de esos dos grupos económicos. Y señaló a la empresa Arcor como un ejemplo. Aquí repasamos algunos hitos de esta empresa "ejemplo".

  • Arcor es una empresa que nació en 1951 en Arroyito, Córdoba, produciendo caramelos.
  • De allí se expandió al planeta: en la actualidad, es líder en la producción de alimentos en el país y la principal productora de caramelos del mundo.
  • ¿Cuándo pegó su salto al mundo? Fue durante la dictadura: 1976 se radicó en Paraguay, en el 79 en Uruguay, en el 81 en Brasil.
  • Por ese entonces, impulsó la Fundación Mediterránea, que actúa como lobista del neoliberalismo y que regaló al país su figura más destacada. ¿Sabés a quién? a Domingo Cavallo.
  • Arcor pasó de tener 5 empresas en 1973 a poseer 20 cuando terminó la dictadura. Durante el gobierno de Alfonsín se establece en Chile.
  • Pero tal vez el salto más importante en sus negocios lo dio con el menemismo. Se instaló en Bolivia, creó la Fundación Arcor, compró la firma Águila e inauguró oficinas comerciales en Estados Unidos y Ecuador. También inauguró plantas en Caroya, Salto y en Perú. Asimismo, comenzó a operar el Ingenio La Providencia.
  • En 1994 recibió un gran regalo: la flexibilización del sindicato de la alimentación firmada por Rodolfo Daer, que por entonces también dirigía la CGT.
  • En esos años, se consolidó como principal productor de caramelos del mundo.
  • En 2002 apoyó la devaluación de Eduardo Duhalde. Y tuvo su recompensa: el "Cabezón" benefició a 140 grandes empresas con la pesificación de sus deudas. “Chocolate por la noticia”: entre ellas estaba Arcor.
  • Luego de la devaluación, impulsó junto a Clarín y otros grupos económicos, la Asociación Empresaria Argentina (AEA), que siempre pide lo mismo: reforma laboral y bajar salarios.
  • Con los gobiernos kirchneristas se engolosinó. En América Latina, Arcor logró ubicarse entre los primeros productores de alfajores, galletitas y cereales a través de su asociación con el Grupo Danone en Bagley.
  • Adquirió La Campagnola. Y llegó con oficinas comerciales a la lejana China. Realizó una alianza estratégica con Coca Cola. También compartió desde entonces negocios con la compañía Bimbo. Y, desde, 2015 posee un cuarto de Mastellone. Así se transformó en uno de los principales productores lácteos del país.
  • En la actualidad, Arcor posee 47 plantas en el mundo con más de 20 mil empleados, a través de las cuales abastece a 120 países. En Argentina, Arcor compite con marcas internacionales como las pertenecientes a Mondelēz, Nestlé o Pepsico. Y es proveedor estratégico de WallMart a nivel mundial.
  • En sus estados contables, Arcor declaró que tuvo, por primera vez en muchos años, pérdidas en 2018. Por eso, el año pasado, la expresidenta y actual vice, Cristina Fernández de Kirchner, utilizó a Arcor como ejemplo de empresas que la “levantaron en pala” en su gestión y perdían con el macrismo.
  • Cristina Fernández estableció por esta vía un diálogo con el empresariado nacional para recordarle quién les engordaba las cuentas bancarias. El último año de su Gobierno, cada empleado le reportó a Arcor $ 38 mil de ganancia. ¡Te acordás hermano qué tiempos aquellos! debe cantar Luis Pagani, el dueño de la compañía.
  • Aún con los balances con pérdidas, Arcor fue una de las empresas que más capital fugó al exterior. Está en el "top 100" de los fugadores que develó el periodista Horacio Verbitsky en el portal El Cohete a la Luna: en esos cuatro años se llevó al exterior U$S 255 millones.
  • Pagani es el presidente de Arcor: fue el primer empresario latinoamericano en ingresar al Candy Hall of Fame. Esta es la historia: beneficiada por todos los gobiernos y atacando condiciones laborales es como la famosa Arcor se erigió en "ejemplo", en la “dueña de la dulzura”.

Te puede interesar: El tuit de Cristina, Alberto y el "debate Zaiat" sobre la burguesía fallida







Temas relacionados

Arcor   /    Alberto Fernández   /    Alfredo Zaiat   /    Cristina Fernández de Kirchner   /    Economía Nacional   /    Economía

Comentarios

DEJAR COMENTARIO