×
×
Red Internacional

El segundo al mando del Sutecba asumirá como sucesor de Juan Carlos Cela, quien dejó de presidir la casi quebrada obra social de los trabajadores del gobierno porteño. Mientras tanto cerca de 300.000 afiliados siguen padeciendo el vaciamiento y la falta de cobertura médica.

Sábado 5 de noviembre | 14:02

El legislador del Frente de Todos, publicó este viernes desde su cuenta de Twiter que “luego de escuchar las preocupaciones de las y los trabajadores municipales, compañeros/as con quienes milité toda mi vida, decidí aceptar su postulación a la presidencia de la ObSBA para acompañarlos y defenderlos”.

La llegada de Alejandro Amor se da luego de la renuncia a la presidencia de Juan Carlos Cela. Cela es hombre de confianza de Amadeo Genta, el mandamás del Sutecba quien transita el ocaso de una extensa carrera burocrática de cuatro décadas ininterrumpidas al frente del sindicato municipal. Su paso por la presidencia, lejos de solucionar algo ha contribuido a profundizar la crisis de la obra social.

Es llamativo que Amor recién ahora “escuche” a los y las municipales y sus “compañeros militantes de toda la vida” cuando desde hace años son públicas y reiteradas las denuncias del vaciamiento de la obra social y el turbio manejo de una millonaria caja de la que no hay balances públicos o informes. La de Juan Carlos Cela es la segunda renuncia de peso en los últimos meses luego de que una cuestionada Agustina Majdalani dejara la vicepresidencia en agosto.

Te puede interesar: Renunció Agustina Olivero Majdalani, vicepresidenta de la Obra Social Ciudad de Buenos Aires

Fondos sobre los que el GCBA tiene control total, con el dato relevante que cada trabajador y trabajadora aporta el 6% de su salario para la ObSBA, cuando el resto de las obras sociales retienen el 3%. El gobierno porteño la mantiene intervenida desde gestión Macri en 2008 hasta la actualidad, manejando órdenes de pago, compras y contrataciones; y también decidiendo sobre los fondos de gerencia administrativa, las auditorias y balances. Actualmente las deudas de la obra social ascenderían a los 7.000 millones de pesos, aunque algunos estiman una cifra cercana a los 10.000 millones. En esta situación, los libros contables y la rendición de las millonarias cuentas de la ObSBA continúan en las sombras.

Es también poco creíble la sorpresa y el compromiso con las necesidades y urgencias de los afiliados siendo que el Sutecba (junto con la Asociación de Medicos Municipales y la Union de Docentes Argentina) integra el directorio de la ObSBA junto a los miembros designados por el GCBA. La convivencia es pacífica entre los sindicatos y el gobierno interventor, mientras el vaciamiento avanza.

Te puede interesar: Larreta, Genta y Amor todos juntos contra la obra social ObSBA

Así es que las denuncias de los afiliados se multiplican día a día con la renuncia de prestadores, el cobro de nuevos copagos para la atención, la postergación constante de turnos, el cierre de las residencias turísticas de la obra social y la saturación del plantel médico del Sanatorio Mendez por mencionar algunas de las reiteradas problemáticas.

Te puede interesar: Afiliados de ObSBA y médicos del sanatorio Méndez se movilizaron contra el vaciamiento

Tampoco desde la Legislatura porteña Amor ha mostrado demasiada oposición con la gestión larretista que, antes de su experiencia parlamentaria, lo acompañó con los votos para darle el cargo de Defensor del Pueblo desde el 2014 hasta el 2021 cuando dio el salto a la lista del Frente de Todos en la Ciudad. Su banca en la legislatura porteña pasará a ser ocupada por Juan Pablo O’Dezaille, de la Corriente Nacional de La Militancia.

Los trabajadores de las distintas áreas del gobierno porteño y usuarios de la obra social no tienen nada que esperar ante el arribo de personajes como Amor, que año a año han acompañado en silencio el vaciamiento desde distintos roles y puestos. La apertura de los libros contables es una medida básica para saber qué se hace con los aportes, junto con el verdadero protagonismo en las decisiones de parte de afiliados municipales, usuarios y trabajadores de la ObSBA, en contraposición al actual directorio que ha acompañado a la gestión Larreta en el vaciamiento. Tanto el gobierno interventor como los sindicatos que representan a los trabajadores porteños son responsables de este saqueo a la salud.

Estos reclamos han convocado a usuarios, jubilados, municipales, y trabajadores de la educación que dependen de la ObSBA; quienes además en los últimos meses han coincidido en las calles más de una vez con los trabajadores de la salud. El próximo martes 8 residentes y concurrentes porteños luego de ocho semanas de lucha han logrado arrancarle un paro conjunto a los sindicatos Médicos Municipales, Federación de Profesionales, ATE y Sutecba. Pararán y movilizarán por una recomposición salarial, contra el vaciamiento en la salud pública y la precarización. Será una buena oportunidad para unir nuevamente todas las demandas y la pelea por una salud de calidad.

Te puede interesar: Imparables. Residentes sin respuesta van a la octava semana de lucha y el 8 paran con el resto de los gremios de salud


Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias

Alejandro-Amor-asumira-como-presidente-de-la-ObSBA-mientras-sigue-el-vaciamiento