×
×
Red Internacional

Desde el Partido de la Costa el presidente dijo haber hecho todo lo posible, sin embargo el fuego continúa creciendo y los recursos siguen siendo escasos

Lunes 21 de febrero | 19:47

En un acto de inauguración de un polideportivo en Santa Clara del Mar, el presidente Alberto Fernández se defendió de las críticas que viene recibiendo el gobierno por lo poco que hicieron durante los dos meses que viene creciendo el incendio en Corrientes, diciendo que

“Muchos están preocupados por ver lo que hicimos en Corrientes. Hicimos todo lo que estuvo a nuestro alcance todo el fin de semana”

Al igual que el gobernador Valdés (UCR-Cambiemos), el gobierno nacional busca despegarse de las críticas genuinas a un gobierno que demostró en estos últimos años está más preocupado por recaudar dólares para el FMI con su política extractivista, que por resolver el problema del fuego en amplios territorios del país.

Te puede interesar: Incendios forestales.Chubut sigue ardiendo: 80.000 hectáreas perdidas en 2022

La quema de casi el 10 % del territorio de Corrientes es tan desesperante que ya trascendió en diferentes medios nacionales, donde los funcionarios tanto del gobierno provincial cómo nacional, buscan quedar bien parados ante las críticas crecientes de diferentes científicos, ambientalistas, personalidades del arte y el espectáculo.

Y la bronca hacia los gobernantes se acrecentó al emerger la solidaridad desde abajo de distintos vecinos y organizaciones de la zona, que comenzaron a recaudar donaciones para una provincia en llamas y que además tiene un 43% de la población pobre, según datos del Indec.

En redes sociales se destacó la campaña realizada por el influencer Santiago Maratea que muestra que desde abajo hay mayor voluntad por apagar los incendios y frenar la catástrofe ambiental, que por parte de quienes están al mando de la provincia y del país.

Lo cierto es que si se compara la campaña solidaria de Maratea, con lo que aportaron los gobiernos para resolver el problema de los incendios, caemos en la cuenta de que lo que dicen Alberto Fernández y el Ministro de Seguridad bonaerenseSergio Berni, es falso ya que las medidas son insuficientes y el fuego sigue creciendo.

Y si se toman las demás provincias que se prendieron fuego en los últimos meses, cómo la comarca andina que fuera abandonada por Cabandié, Alberto y el resto de las coaliciones políticas de derecha, es notoria su afinidad por seguir favoreciendo a los empresarios agrícolas y forestales que a la población que sufre la destrucción provocada por los incendios.

Te puede interesar: Opinión.¿“Ambientalismo soberano” o resignación?

La Ley de Humedales que tanto el gobierno cómo la oposición de derecha, entre ellas el gobierno de Corrientes, rechazaron y dejaron que pierda estado parlamentario, hubiera sido un freno a los empresarios forestales que sólo les importa llenarse los bolsillos a costa de los territorios arrasados por el fuego.

El próximo miércoles, la Coordinadora Basta de Falsas Soluciones convoca a una movilización desde Plaza de Mayo a la Casa de Corrientes, al igual que en distintas ciudades del país, en reclamo contra los incendios.

Al igual que la solidaridad inmensa que se viene desarrollando desde abajo con la población de Corrientes, la movilización callejera y la unidad con organizaciones sociales, de trabajadores y estudiantes es crucial para poder frenar esta catástrofe y el resto que traen las políticas extractivistas que promueve el acuerdo con el FMI.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias