×
Red Internacional
La Izquierda Diario

Las denuncias se multiplican en la ciudad que alberga la base naval más grande de Sudamérica a días de un nuevo 8M

Domingo 28 de febrero | Edición del día

Seis casos de violencia machista y acoso en la noche del sabado y la madrugada del domingo terminaron con detenidos, uno de ellos oficial de la DDI. Se trata de golpes y violaciones de perimietrales.

Desde Pan Y Rosas y el PTS Punta Alta venimos denunciando hace años que las estadísticas de violencia machista en Punta Alta son alarmantes; las más altas de la Provincia de BS As. La jornada del fin de semana con estas 6 denuncias de violencia no hacen más que mostrar que los índices no bajan y que la situación se agrava.

¿Es casualidad que estas estadísticas se den en el lugar donde se encuentra asentada la Base Militar más grande de Sudamérica?

El brutal femicidio de Úrsula destapó una discusión que ya no puede esconderse más “bajo la alfombra”: 1 de cada 5 femicidios es perpetrado por personal de las fuerzas represivas. Esta es la realidad, y es a esto a lo que hay que prestar atención cuando hablamos de Coronel Rosales.

A una semana del 8M, cuando las mujeres nos preparamos y organizamos para salir a la calle a reclamar por nuestros derechos, Punta Alta nos da una patada de realidad que nos lleva a convencernos más fuertemente de que la salida a este problema estructural no va a venir de la mano del Gobierno ni de las instituciones del Estado.

Es el Estado el responsable de no atender la denuncias de violencia de las mujeres, de no brindar refugios seguros; el Estado que, en complicidad con los empresarios, legitima y reproduce la desigualdad de las mujeres, manteniendo a la mayoría en la precariedad y la pobreza.

Los sucesivos gobiernos (tanto el actual de Alberto Fernández, como los gobiernos anteriores de Mauricio Macri y de Cristina Kirchner) siguen destinando presupuestos miserables para la erradicación de las violencias a las mujeres, pero millonadas a mantener a las fuerzas represivas y al FMI. Como se ve, la violencia no es individual de un hombre hacia una mujer, la principal responsabilidad de la violencia machista es del Estado de los capitalistas.

Ahora tratan de impulsar una "reforma judicial feminista" como si un cupo femenino de juezas y algunos cursos de capacitación en violencia de género alcanzara. Pero nosotras vemos que esa es una salida cosmética a la problemática de fondo; y que ya no podemos dejar pasar un minuto más para pelear por la implementación de un Programa de Emergencia contra la violencia machista que incluya asistencia económica mensual, aportes a la previsión social y servicio de obra social gratuito, tanto para las solicitantes como para sus hijos e hijas.

Este 8M tenemos que mostrar la grandísima fuerza que tenemos. La que nos permitió conquistar nuestro derecho al aborto. Tenemos que ser miles en las calles contra las violencias machistas. Organízate con nosotres para decir:

  •   El Estado es responsable
  •   Plata para prevención y atención de las víctimas y no para el FMI
  •   Declaración de emergencia en violencia de género, más presupuesto para mujeres en situación de violencia ¡nuestras vidas valen más!
  •   Basta de Femicidios
  •   Justicia por Ursula. Porque fue la policía decimos ¡Fuera Berni!
  •   Ni una menos sin trabajo y sin vivienda. Por un salario igual a la canasta básica ¡Basta de precarización, igual trabajo por igual salario!
  •   Por la efectiva implementación de la ley de aborto ¡Basta de objetores de conciencia! ¡Separacion de la Iglesia del Estado!
  •   Efectiva implementación del cupo laboral trans ¡Basta de travesticidios y homolesbotransodio!
  •   Basta de justicia patriarcal y de clase. Que jueces y fiscales sean elegidos y puedan ser revocados mediante el voto popular con la participación de organizaciones de mujeres y diversidades sexuales. Libertad para Yolanda y absolución para Rosalía.


  • Comentarios

    DEJAR COMENTARIO


    Destacados del día

    Últimas noticias