Géneros y Sexualidades

DÍA DE LUCHA CONTRA LA VIOLENCIA HACIA LAS MUJERES

#25N: ¿cómo enfrentamos la violencia patriarcal?

El movimiento de mujeres internacional puso en foco, bajo una nueva luz, lo que antes parecía natural: violencia, cosificación, discriminación. Cada 25 de noviembre, se visibiliza la lucha contra la violencia hacia las mujeres. Aquí te ofrecemos un listado de artículos de La Izquierda Diario sobre la cuestión de la violencia patriarcal y cómo enfrentarla.

Miércoles 25 de noviembre de 2020 | 09:42

El mandato patriarcal se escribe con sangre

Como nunca antes en la historia, las mujeres alcanzaron derechos que apenas un siglo y medio atrás parecían utopías inconcebibles. De no poder votar a ser presidentas, legisladoras y ministras; de no tener acceso a la educación superior, a ser mayoría entre el estudiantado universitario mundial. De tener que pedir permiso al marido para trabajar fuera del hogar, a ocupar todos los oficios del mundo laboral. Esos derechos no fueron conquistados en una evolución lineal y permanentemente progresiva. Seguir leyendo

Las Tesis, performance contra la violencia patriarcal con más de 10 mil mujeres frente al Estadio Nacional de Santiago de Chile, donde secuestraron, torturaron y ejecutaron a centenares de personas durante la dictadura de Pinochet.

Hollywood y Cannes: lejos del 99 % de las mujeres

El fenómeno de Hollywood con las denuncias condensadas en #MeToo fue respondido por un manifiesto de actrices e intelectuales francesas. Ambas perspectivas estuvieron muy lejos de la violencia que sufre la inmensa mayoría de las mujeres, silenciadas porque son trabajadoras, precarias, racializadas, inmigrantes, etc. Sin embargo, marcaron un momento de inflexión en el movimiento de mujeres a nivel internacional, junto con el #NiUnaMenos de Argentina. Seguir leyendo

Patriarcado, crimen y castigo

La legítima búsqueda de justicia ante los crímenes de odio, como los femicidios, paradójicamente conduce a limitar la definición de violencia patriarcal a la estrechez de las figuras jurídicas estipuladas en el sistema penal. El Derecho nos devuelve impotente las limitaciones que tiene la búsqueda de la eliminación de la opresión con los mismos instrumentos con los que la misma es legitimada y reproducida. El debate punitivismo-antipunitivismo es uno de los que recorre el movimiento feminista internacional. Seguir leyendo

Afiche de la agrupación Pan y Rosas, de Argentina, del 25 de noviembre de 2012.

El agresor, los hombres y el patriarcado

En este marco, la tendencia a realizar escraches y denuncias públicas en redes sociales plantea la pregunta incómoda. ¿Es la perspectiva que debe adoptar el movimiento feminista como estrategia fundamental para combatir el machismo? La miserable respuesta del Estado frente a los brutales femicidios, la violencia sexual y otras formas de violencia patriarcal es el terreno en donde proliferan diferentes estrategias políticas que ponen en el centro la denuncia pública y la venganza individual. Seguir leyendo

Ni feminismo “carcelario” ni escraches como estrategia: cómo combatir la violencia patriarcal

Hace dos años, la denuncia de Thelma Fardín y el colectivo Actrices Argentinas provocó una oleada de testimonios de mujeres en las redes sociales, muchos de ellos acompañados de escraches a los agresores. Muchas voces, desde distintas posiciones políticas, con diferentes fundamentaciones teóricas y perteneciendo a diversos feminismos, se hicieron oír contra el punitivismo y los escraches como estrategias para combatir el machismo. Las feministas socialistas, que combatimos todas las opresiones y la explotación, nos oponemos a considerar a los hombres como enemigos de las mujeres ¿Por qué somos contrarias al punitivismo y a transformar a los escraches en una estrategia contra la violencia machista? Seguir leyendo.

Movilización contra los femicidios por #NiUnaMenos en Buenos Aires, 2017

De concepciones teóricas y estrategias para luchar por una sociedad no patriarcal

En el debate sobre cómo combatir y desterrar la violencia patriarcal, polemizamos con la lógica punitivista que, ya sea por la vía de apostar al aumento del poder coercitivo del Estado o ya sea estableciendo el escrache contra individuos particulares como única estrategia de lo posible ante la ausencia de una justicia que repare a las víctimas, deslinda estas propuestas políticas de métodos para el castigo, el control y la punición del acuciante problema de la violencia machista, del anhelo de una sociedad reconciliada, sin explotación ni opresiones, por la que peleamos. En este punto, se ponen juego no solo estrategias y programas, sino también concepciones teóricas más generales que los fundamentan. Seguir leyendo







Comentarios

DEJAR COMENTARIO