Deportes

HISTORIA DEL FÚTBOL

Mejores goleadores por promedio

En el mundo, en la historia de la Primera División, existen 15 jugadores que anotaron más de un gol por partido jugado, logrando una efectividad extraordinaria; 12 de estos cracks son europeos y solo 3 de América, figurando uno solo de nuestro país, Bernabé Ferreyra. Hoy nos ocuparemos de los 5 primeros, la tabla está confeccionada por promedio de gol y solamente en torneos de Primera División, sin copas ni selecciones; espero que lo disfruten...

Lunes 5 de enero de 2015 | 00:06

1 / 1

Fernando Peyroteo

El primero en nuestra lista es el portugués (nacido en Angola), Fernando Peyroteo, (Fernando Baptista de Seixas Peiroteo de Vasconcelos), con un promedio que asombra: 331 goles (algunos investigadores tienen 330), en 197 partidos jugados (1,68 de promedio de gol), entre 1937 y 1949.

En Angola jugó hasta 1937 en el Sport Luanda e Benfica, a los 19 años emigró a Portugal para fichar para el Sporting de Lisboa, club en el que jugó hasta 1949; en 1950 pasó al Belenense, sin marcar tantos, para luego retirarse de la práctica activa del fútbol.

En la selección de Portugal, jugó 20 partidos y marcó 15 tantos.

Entre sus récords, figura que en un partido convirtió 9 goles, (al Leca Fútbol Club) en la temporada 1941/42, 8 goles en otro, (al Boavista Fútbol Club) en la temporada 1948/49; en 3 ocasiones convirtió 6 goles, en 12, 5 goles, y en 17, 4 goles en un solo partido.

En 1961 lo designaron Director Técnico de la Selección Portuguesa, desempeñándose durante 2 copas mundiales.

Josef Bican

Nuestro segundo hombre es Josef Bican, era checo-austríaco, en su dilatada carrera, desde 1931 a 1955, convirtió 518 goles en 331 partidos oficiales, (1,52 de promedio de gol).

Desde 1928 a 1935, jugó para el Rapid de Viena, anotando 53 goles en 49 encuentros; de 1935 a 1937 fichó para el Admira Wacker, marcando 18 goles en 26 partidos; luego pasó al Slavia Praga de Checoslovaquia, allí jugó desde 1938 a 1948, en 204 partidos marcó en 385 oportunidades; desde 1949 a 1951 jugó 23 partidos para el FC Vitkovice, marcando 30 goles, luego actuó un año en el FC Hradec Králové, 10 partidos, 10 tantos; en 1952 volvió al Slavia Praga de Checoslovaquia, jugando 29 partidos y marcando 22 goles.

Pero eso no es todo, en Copas nacionales (Austria y Checoslovaquia), jugó 61 partidos convirtiendo 120 goles, en la Selección Austríaca jugó 19 partidos con 14 goles, en la Selección Checa, 14 partidos con 12 goles y en la Selección de Bohemia, 1 partido con 3 goles conquistados.

Según el IFFHS, está considerado como el mayor goleador de la historia del fútbol en partidos oficiales (torneos, copas y Selección), con 805 goles.

Desde 1940 a 1944 fue el máximo goleador de la liga checa y europea del año.

Participó de la Copa del Mundo 1934, jugando para Austria, en 4 partidos marcó 1 gol. Este cronista se pregunta, -sin quitarle mérito a Bican-, ¿Hubiera marcado tantos goles si no hubiera una guerra mundial en el medio, con lo desparejo que eran los equipos en esa época de conflagración? Fijémonos que la mayor diferencia de gol por partido jugado la obtuvo en esos años.

Joe Brambrick

El tercero en esta lista es el irlandés (nacido en Belfast), Joe Brambrick, (Joseph Gardiner Absalon Brambrick), con 348 goles en 264 partidos (1,32 de promedio de gol), Jugó desde 1926 hasta 1939; en 1926 jugó para el Glentoran, de 1927 a 1935 para el Linfield, de 1936 a 1938 para el Chelsea, este club pagó por él, la -por entonces-, astronómica cifra de 2500 Libras Esterlinas, (el jugador recibió 750), y de 1938 a 1939 para el Walsall.

Un ex trabajador de gas de contextura mediana, atlético y experto en meterse entre las defensas rivales.

Para la Selección de Irlanda, jugó 11 partidos y marcó 12 goles. El 1º de Febrero de 1930, Irlanda del Norte venció a Gales por 7 a 0, Brambrick logró convertir 6 tantos en ese partido, una semana después, un productor local de refrescos comercializa una bebida que se llama "Joe Six", para conmemorar la hazaña.

Nunca se sintió una super estrella del fútbol de los ’20 y los ’30, cuando la fama en este juego era mucho más difícil que ahora. Era tímido y reservado, murió el 13 de Octubre de 1983 a los 79 años.

Imre Schlosser

Nuestro cuarto hombre es Imre Schlosser, Húngaro, (nacido en Budapest, Austria-Hungría, hoy, Hungría), el máximo anotador en la liga de ese país, convirtió 417 goles en 318 partidos (1,31 de promedio de gol). Jugó desde 1905 a 1928. Su estilo era muy agresivo y sus disparos tenían mucha precisión.

Desde 1905 a 1916 defendió la casaca del Ferencváros TC, durante 155 partidos, marcando 258 goles, luego desde 1916 a 1922 actuó en el MTK Hungária, en 125 encuentros marcó 141 tantos. Impresionante. En 1923/24 y parte de 1925 dejó de jugar para ser Director Técnico en Suecia, Polonia y Austria, volvió en 1926 al Ferencváros TC jugando 14 partidos y convirtiendo 11 goles, en el torneo 1927/28 jugó 9 partidos para el BVSC Budapest, marcando un tanto.

Desde 1905 a 1918 jugó 68 partidos para la Selección Húngara, marcando 59 goles, tuvo su debut con la camiseta nacional a los 17 años, el 7 de Octubre de 1906, en un encuentro contra Bohemia que culminó 4 a 4.

Fue 7 veces goleador absoluto de Europa, 9 veces campeón con el Ferencváros TC, 5 veces campeón con el MTK Budapeste FC.

Ferenc Deák

El quinto, y último por hoy es Ferenc Deák, entre 1944 y 1954 jugó 238 partidos y marcó 305 goles. Uno de los mayores talentos para el gol que ha dado Hungría en el panorama futbolístico, que tuvo la mala de fortuna de jugar entre las dos épocas de esplendor del fútbol húngaro, la de los años 30 con el subcampeonato del Mundial de 1938 y en los 50 con el segundo lugar del Mundial de Suiza en 1954. Nacido el 16 de Enero de 1922 en Budapest (Hungría) fue un delantero muy astuto y oportunista, diestro y buen cabeceador aprovechaba casi todas las oportunidades que se le presentaban dentro del área.

Comenzó a jugar en las calles de la capital húngara y su primer equipo fue el Szentlőrinci. Debutó en tercera división en 1940 y ayudó a dos ascensos de su equipo para instalarlo en la primera división húngara en 1944. En la campaña siguiente consiguió un hito que aún permanece vigente, anotó 66 goles en 34 partidos siendo el máximo goleador de la historia de cualquier Liga en Europa y el tercero que consigue más tantos en una temporada sólo superado por el increíble registro de la pasada temporada de 73 de Leo Messi y los 67 de Gerd Muller en el año 1973.

Con la Selección de Hungría es internacional en 20 partidos y anota 29 goles. Debutó en 1946 ante Austria en un amistoso que finalizó por 2-0 y su mayor éxito fue la Copa Balcánica de 1947 donde logra 5 tantos vitales para conseguir que Hungría se lleve la victoria. Su último encuentro tuvo lugar en 1949 en Budapest frente a Suecia, no disputó ningún Mundial ni coincidió (excepto con Puskas en algunos partidos) con la gran generación de jugadores húngaros que llegaron años después y que fueron conocidos como "El equipo de oro".

Según datos de la IFFHS (La Federación Internacional de Historia y Estadística de Fútbol) es con 576 tantos el 6º goleador más importante de la historia sólo superado por nombres como Bican, Pelé o Muller.




Temas relacionados

Historia del Fútbol   /    Fútbol   /    Deportes

Comentarios

DEJAR COMENTARIO