Cultura

MARXISMO

Vygotski, la vida del hombre se convertirá en una ininterrumpida creación

A 83 años del fallecimiento del psicólogo marxista Lev Vygotski, un breve recorrido por su vida y su obra.

Domingo 11 de junio | 01:20

A fines del siglo XIX en el año 1896, nacía en Bielorrusia, en la ciudad de Orsha, Liev Vygotski, el referente más destacado de la psicología soviética y uno de los intelectuales más brillantes del siglo XX.

El mundo capitalista en ese entonces atravesaba una de las transformaciones más significativas de su historia: pasaba a una etapa superior, la imperialista. La Rusia de los zares, intentaba reacomodarse a los nuevos tiempos históricos, cumpliendo un papel comercial de socio menor de Francia e Inglaterra, lo que desarrolló un proletariado concentrado, y sosteniendo un régimen político policíaco monárquico al interior de Rusia y las naciones aledañas.

Los primeros años de Vygotski, se forjan en estos vientos históricos. Cuando tenía tan solo 9 años, en 1905, acontece la primera Revolución rusa, producto de las condiciones miserables que dejó la guerra ruso-japonesa, llevada a cabo por los zares, y la emergencia de un movimiento obrero revolucionario.

A su vez, Vygotski y su familia, de origen judío, sufrieron el acoso zarista teniendo que soportar pogromos en más de una ocasión.

Vygotski, ante todo, un intelectual marxista

Es sabido que Vigotsky fue un destacado psicólogo y pedagogo, pero poco se dice de su formación intelectual y del motor histórico que lo motivó a recrear la psicología sobre una nueva base, materialista y dialéctica, es decir marxista.

En su juventud, cursó una carrera de humanidades en la universidad popular Shaniavski, la misma era un lugar donde asistían revolucionarios antizaristas que habían sido expulsados de la universidad imperial luego de 1905. Allí, se concentraron los mejores cerebros de rusia como Timiriazev, uno de los descubridores de la fotosíntesis y Vernadski, el creador de la teoría de la biosfera; en ese lugar Vigotsky tuvo su primer acercamiento a la psicología y a las ideas del marxismo.

Te puede interesar: “Rescatando el legado de Vygotski”

Uno de los motivos que lo condujo a interiorizarse por la psicología fue su interés por el arte (desde su juventud era un crítico de obras literarias y de teatro, preocupación que mantuvo toda su vida) y por la pedagogía, sobre todo esta última. En total, Vigotsky produciría casi 200 trabajos de psicología, y más de 100 escritos de arte y literatura.

En el año 1917 se produce el triunfo de la Revolución de octubre, y pasa a convertirse en un hecho histórico de enorme magnitud, tanto para Europa como para el mundo entero. Por primera vez en la historia, los obreros se hacían del poder. Al poco tiempo comienza una cruenta guerra civil y se sientes las consecuencias que había dejado la primera guerra mundial.

En territorio ruso, a pesar del triunfo de la Revolución, seguía primando el frío y el hambre y también una elevada tasa de analfabetismo (el 90% de la población). Justamente uno de los primeros objetivos que se propone el Estado obrero es eliminar el analfabetismo. “Nos hemos fijado la eliminación total del analfabetismo para el 10 aniversario del régimen soviético”, decía Trotsky al respecto. En esta enorme y difícil tarea,Vigotsky se involucró de lleno. Su interés por la psicología y la pedagogía marchaban estrechamente ligados a las necesidades del nuevo Estado obrero y estaban orientados en la idea estratégica de una nueva sociedad socialista.

En el transcurso de esta labor Vygotski hacía equipo de trabajo con Nadiezhda Krupskaya, referente del bolchevismo ruso y compañera de vida de Lenin, quien junto con Lunacharsky estaban en la dirección de la política educativa del Estado obrero.

Es decir que Vigotsky no era un intelectual meramente “académico”, como lo suelen pintar en las casas de estudio, sino que tenía un fuerte compromiso con el porvenir de la revolución y pensaba la ciencia en estrecha conexión con el tiempo histórico que le tocaba vivir y con las necesidades concretas del nuevo orden social.

Te puede interesar: “El capital como inspiración de la teoría de Vygotski”

Vigotsky recreó el marxismo en un área hasta entonces poco explorada por éste, la psicología (y la pedagogía) o, podemos decir también, que recreó la psicología sobre bases marxistas. Las siguientes citas nos permiten aproximarnos un poco a su pensamiento:

“Modificando la conocida tesis de Marx, podríamos decir que la naturaleza psíquica del hombre viene a ser un conjunto de relaciones sociales trasladadas al interior y convertidas en funciones de la personalidad y en formas de su estructura. No pretendemos decir que ese sea, precisamente, el significado de las tesis de Marx, pero vemos en ella la expresión más completa de todo el resultado de la historia del desarrollo cultural”. Se tratará de la psicología social del hombre social e histórico.

“En tanto el individuo sólo existe como ser social, como miembro de algún grupo social, dentro de cuyo contexto sigue el camino del desarrollo histórico, la composición de su personalidad y la estructura de su comportamiento dependen de la evolución social y sus principales aspectos están determinados por esta última…[...] la construcción psicológica completa de los individuos depende directamente del desarrollo de la tecnología- el grado de desarrollo de las fuerzas productivas- y de la estructura del grupo social al que el individuo pertenece”.

“El colectivismo, la unificación del trabajo físico e intelectual, un cambio de las relaciones entre los sexos, la abolición del abismo entre el desarrollo físico y el intelectual, son los aspectos esenciales de esa modificación del hombre… [...] Y el resultado de adquirir esto, la gloria que corona este total proceso de transformación de la naturaleza humana, debería tener la aparición de esa elevada forma de libertad humana que Marx así describe: solo en comunidad con otros tiene cada individuo los medios para cultivar sus dones en todos los sentidos, solo en comunidad, por consiguiente, es posible la libertad personal”. Terminar con una sociedad capitalista basada en la explotación, que aliena y mutila el desarrollo psicológico, será entonces una condición para la expresión plena de las potencialidades humanas y para la construcción de una psicología científica. Se trata de un planteo anticapitalista y socialista en sentido fuerte.

Los años 20, previo al asentamiento de la burocracia estalinista, fueron un periodo de enorme creatividad intelectual marxista, correlativo a un movimiento obrero revolucionario a la ofensiva. Vigotsky formó parte de esa generación, junto con otros marxistas que hicieron importantes aportes en distintas disciplinas, como Voloshinov en la linguística, o Evgeny Pashukanis en teoría del derecho. Sin embargo, no perduró mucho, ya que fue creciendo el peso de la burocracia estalinista y de sus métodos de censura y persecución en todos los órdenes de la vida.

Censura estalinista

A comienzos de la década del 30, el régimen estalinista desarrolla una persecución furiosa, enjuiciando y asesinando a toda la vieja generación bolchevique (la que dirigió la revolución) siendo el caso más relevante el asesinato a León Trotsky. Estos aires persecutorios también llegan a las ciencias sociales y varios intelectuales que se plantearon la tarea de repensar la ciencia sobre una nueva base filosófica marxista (distinta a la caricatura estalinista del marxismo) también son atacados. Así Vygotski será crecientemente acusado de antimarxista, entre otras cosas, por no citar a Stalin en sus elaboraciones y sí hacerlo con Trotsky.

Vigotsky era un entusiasta seguidor de Trotsky: de modo repetido y con aprobación, incorporó muchas de sus citas a sus escritos profesionales, como se puede leer en uno de sus primeros trabajos, Psicología pedagógica, que cierra con una extensa cita del dirigente revolucionario, del libro Literatura y revolución.

El notorio decreto del partido comunista sobre las “perversiones paidológicas” oficialmente prohibió los estudios de Paidología en 1936. Esto influyó sobre la difusión del pensamiento de Vygotski, ya que él manifestaba un notable interés por la misma y fue uno de sus principales impulsores. La Paidologia, una nueva disciplina similar a la psicología educativa, comenzó a tener, una vez que triunfa la revolución, un gran desarrollo, proliferando el surgimiento de instituciones paidológicas. Entre sus referentes más destacados se encuentran Zalkind y Blonski, dos psicólogos destacados en los que Vigotsky se apoyaba.

Luego de esta prohibición que llevó décadas hasta la muerte de Stalin y el XX congreso del PCUS, que rehabilitaron su figura, hoy Vygotski es uno de los psicólogos más leídos en el mundo, pero paradójicamente, de los menos conocidos. Es que su legado fue apropiado por dos vías: de una forma domesticada y desligado de su método marxista, escindiendo ciencia, política e ideología, que en su pensamiento constituyen una unidad compleja, por un lado; y, por otro lado, adaptado a una lecutura estlinista de su obra,, como ilustra bien la recepción de su obra en Argentina, ligada a la intelectualidad del PCA.

Te puede interesar: “Pavlov y Vygotski bajo el prisma del estalinismo”

Un legado marxista que hay recuperar

En tiempos de crisis capitalista, está planteado retomar el legado de Vygotski de forma revolucionaria, es decir poner la ciencia al servicio de la única clase capaz de revolucionar la sociedad desde sus cimientos y alcanzar un nuevo tipo de sociedad, que como pensaba, Marx,Trotsky y Vigotsky, desarrolle de forma plena y libre los dotes creativos del género humano: la clase obrera. El legado de Vygotski continúa hoy, a pesar de todo el proceso de glorificación de su figura por parte de la academia y del estalinista, poco conocido y aprovechado en toda su originalidad. Y constituye un punto de partida imprescindible para cualquiera que intente pensar una psicología en clave anticapitalista, superadora de los dualismos y reduccionismos que aprisionaron en desarrollo histórico de la disciplina

Te puede interesar: “Rescatando el legado de Vygotski”

A modo de cierre, dejamos esta cita del libro Psicología pedagógica que ilustra bien la profunda concepción socialista sobre la vida que sostenía nuestro autor:

“A la vez, la vida se va revelando como un sistema de creación, de permanente tensión y superación, de constante combinación y creación de nuevas formas de conducta. Por consiguiente, cada idea nuestra, cada uno de nuestros movimientos y vivencias constituyen la aspiración a crear una nueva realidad, el ímpetu hacia delante, hacia algo nuevo. La vida se convierte en creación sólo cuando se libera definitivamente de las formas sociales que la deforman y mutilan. Los problemas de la educación se resolverán cuando se resuelvan los problemas de la vida. Entonces, la vida del hombre se convertirá en una ininterrumpida creación, en un rito estético, que no surgirá de la aspiración de satisfacer algunas pequeñas necesidades, sino de un ímpetu creador consciente y luminoso. La alimentación y el sueño, el amor y el juego, el trabajo y la política, cada uno de los sentimientos y cada una de las ideas se transformarán en objeto de la creatividad. Aquello que hoy se realiza en los limitados ámbitos del arte, posteriormente impregnará la vida entera y la vida se tornará un trabajo creador.”

En mayo de 1934 debido a una hemorragia en la garganta causada por la tuberculosis crónica, Vigotsky debió guardar reposo, hasta que fue hospitalizado y falleció el 11 de junio de ese año.






Temas relacionados

Vigotsky   /    Psicología   /    Marxismo   /    Cultura

Comentarios

DEJAR COMENTARIO