Política

DESAPARICIÓN Y MUERTE

Urgente: allanan la comisaría de la Bonaerense donde habrían llevado a Facundo Castro

Así lo ordenó la Cámara Federal de Bahía Blanca. Es el Puesto de Vigilancia de Teniente Origone, donde se encontró un amuleto del joven de Pedro Luro, además de un cabello compatible con su perfil genético y donde operaba Alberto González, el último policía bonaerense que tuvo contacto con él. Participan por parte de la querella la perita Virginia Créimer y el perito Marcos Herrero.

Daniel Satur

@saturnetroc

Jueves 18 de febrero | 09:33

En la mañana de este jueves, por orden de la Cámara Federal de Bahía Blanca, se allanó el Puesto de Vigilancia Policial de la localidad de Teniente Origone, en el marco de la causa por desaparición forzada seguida de muerte de Facundo Astudillo Castro.

En el lugar se hallan los fiscales Andrés Heim y Horacio Azzolin, quienes llevan cuatro meses pidiendo la concreción de esa medida de prueba, algo que también habían solicitado las querellas, pero siempre habán chocado con las negativas de la jueza federal María Marrón.

Seguí toda la cobertura del caso Facundo Astudillo Castro

Además de los funcionarios judiciales, en el lugar se encuentran la madre de Facundo, Cristina Castro, sus abogados Leandro Aparicio y Luciano Peretto y la abogada de la Comisión Provincial por la Memoria Margarita Jarque.

Junto a ellas y ellos, viajaron a Origone la médica forense Virginia Créimer y el adiestrador de canes Marcos Herrero, en calidad de peritos de parte de la querella, quienes participaran de las diligencias. Herrero está acompañado de sus perros Yatel y Casay.

Los aspectos operativos del allanamiento están a cargo de miembros de la Gendarmería Nacional, luego de que la Policía Federal quedara al margen de las actuaciones en la causa por pedido tanto de las querellas como de los fiscales Heim y Azzolin. Vale recordar, de todos modos, que Gendarmería y Policía Federal se encuentran bajo la misma órbita del Ministerio de Seguridad de la Nación.

Leé también Fiscales del caso Facundo acusan a la jueza de “parcialidad” y exigen que deje la causa

Tarde pero...

Tal como lo anticipó este medio el viernes 12, la Cámara Federal de Bahía Blanca resolvió dar curso al pedido de algunas de las medidas de prueba que hace rato vienen exigiendo la familia de Facundo Astudillo Castro, la Comisión Provincial por la Memoria (CPM) y los fiscales Horacio Azzolin y Andrés Heim. Una resolución que podría hacer avanzar un poco más la investigación sobre la Policía Bonaerense, protegida por el Gobierno de Axel Kicillof, su ministro de Seguridad Sergio Berni y gran parte del Poder Judicial.

En su fallo del viernes pasado la Cámara decidió “otorgar a los acusadores (por los fiscales Heimy Azzolin) la posibilidad de comprobar o refutar sus hipótesis de trabajo, teniendo en cuenta particularmente la complejidad de la investigación en curso”. Algo que, a diez meses casi de ocurridos los hechos, bien podría interpretarse como una ironía.

Leé también El informe pericial de la querella que desarma el encubrimiento oficial en el caso Facundo

Pero lo cierto que es que finalmente dos medidas elementales solicitadas por las querellas se concretarán: el secuestro y análisis pericial de los teléfonos celulares de los policías bonaerenses Mario Sosa, Jana Curuhuinca, Siomara Flores y Alberto González y el allanamiento (con peritos de la querella presentes) del Puesto de Vigilancia Policial de Teniente Origone. La última de esas medidas es la que se ordenó realizar este jueves por la mañana.

El fallo de la Cámara Federal bahiense dice que en el destacamento policial de Origone “se conjugan el hallazgo de un cabello que pertenecería a Facundo en el móvil que el 30/4/2020 era conducido por Alberto González (Toyota Hilux, número interno nro. 27.788, dominio PQH491); el amuleto ubicado en un montículo de basura en el sector trasero del destacamento, que según afirma la madre del joven, habría pertenecido a su hijo; sumado a que el último policía que tuvo contacto con él habría sido el nombrado González, quien en ese momento se encontraba a cargo de dicho Puesto de Vigilancia”.

Allí se ordena, entonces, que “se proceda a la búsqueda y recolección de toda clase de rastros (biológicos o muestras de ADN, huellas, cabellos y fibras, incluidos aquellos correspondientes a fauna cadavérica, sedimentos, micro algas, entre otros); debiendo realizarse la búsqueda de sustancias hemáticas mediante el empleo del dispersado de luminol en la totalidad de los ambientes de las instalaciones antes referidas”.

Leé también Exclusivo: ¿qué hizo el Estado con la mochila de Facundo Astudillo Castro?

Como se recordará, el viernes 31 de agosto el perito de la querella Marcos Herrero junto a su perro Yatel encontraron en el Puesto de Vigilancia de Origone un amuleto de madera, con forma de sandía y con una figura de una vaquita de San Antonio en su interior, que inmediatamente la madre de Facundo reconoció como propiedad de su hijo.

“Cuando vi la sandía ahí, que era un regalo de mi mamá a Facu, casi me muero. ¿Y esta gente me dijo que Facundo no había estado allí y que lo dejaron seguir?”, dijo en aquella oportunidad Cristina Castro en declaraciones periodísticas.

Dos semanas antes, el mismo Marcos Herrero y su perro Yatel habían marcado rastros de Facundo en el patrullero que el 30 de abril había manejado el policía González. Dentro del móvil se encontraron restos capilares que, al ser analizados biológicamente, se supo que son compatibles con el ADN del joven.

Leé también Claroscuros de la autopsia de Facundo Castro: ¿que parezca un accidente?

Pasados diez meses de los hechos, es razonable preguntarse si es posible que algo de interés para la causa pueda encontrarse en esa sede policial. Sobre todo porque nunca dejó de funcionar y la Policía (aún con su alto nivel de lumpenaje a cuestas) pudo eliminar todo rastro o prueba que pudiera comprometerla.

Sin embargo fuentes judiciales y de las querellas anticiparon a este medio que esta medida puede arrojar resultados que confirmen varios indicios ya existentes en el expediente y a la vez abran paso a la realización de nuevas y más profundas medidas de prueba.

Leé también Tras hacer el trabajo sucio, el fiscal Martínez pidió dejar el caso Facundo Castro







Temas relacionados

Facundo Astudillo Castro   /    Desaparición forzada   /    Policía Bonaerense   /    Provincia de Buenos Aires   /    Libertades Democráticas   /    Bahía Blanca   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO