Política

CÓRDOBA / LEGISLATURA

Unión por Córdoba sumó tres legisladores en una semana

Finalmente, los kirchneristas Bedano y Salvi pasaron directamente al bloque oficialista. El martes ya había dado el salto la ex juecista Oviedo.

Viernes 25 de noviembre | Edición del día

Bedano con Schiaretti y Martín Gill, intendente de Villa María

Como adelantara La Izquierda Diario, el bloque kirchnerista en la Unicameral de Córdoba sigue perdiendo integrantes. Durante la tarde de ayer, la legisladora del departamento San Martín, Nora Bedano, y el legislador de Tercero Arriba, Fernando Salvi, enviaron un comunicado a los medios anunciando su cambio de bloque.

En el mismo niegan que la decisión se deba a “un espontáneo y ocasional reconocimiento sobre un fin electoral”, aclarando que “se sustenta en nuestra pertenencia desde siempre al Partido Justicialista, en nuestras experiencias en gestiones públicas compartidas y en nuestra posibilidad de aportar consensos, centralizando la actividad entre todos los actores del quehacer político, colaborado en acciones del gobierno del Estado Provincial, esencialmente en materia de Políticas Sociales y Obras Publicas, legislativa y de gestión en nuestros departamentos”.

Bedano y Salvi realizaron un reconocimiento a sus ahora ex compañeros de bloque, “excelentes personas y legisladores con mucha responsabilidad y seriedad en sus tareas” y agradecen “a los Partidos Políticos que conformaron la Alianza Córdoba Podemos que participó en las pasadas elecciones del 05/07/15”.

Por e momento, el único integrante de Córdoba Podemos que habló del tema fue el ex secretario de Derechos Humanos de Cristina Fernández, Martín Fresneda, quien asumirá la jefatura del bloque en reemplazo de Bedano. El abogado consideró que la decisión de los legisladores “daña a la política” y “no honra la decisión del soberano, que es el pueblo”. Manifestó además que “la mayoría de nosotros somos peronistas, pero no acordamos con las condiciones de esta unidad”, aunque no aclaró cuáles son las condiciones con las que no acuerda.

Traidores en todas partes

Un poco más crítica fue la respuesta del Frente Cívico al pase de Adriana Oviedo, de Río Cuarto, a las filas del oficialismo. Luego de que anunciara su renuncia a la banca del juecismo, fue expulsada bajo la acusación de “tránsfuga política”. Desde el Frente Cívico manifestaron que irán a la Justicia para recuperar la banca ganada en elecciones. Señalaron que Oviedo estaría incumpliendo un compromiso formalmente asumido ante Escribano Público de que las bancas pertenecen al partido y que, en caso de divergencia, renunciaría a la misma.

Por otro lado, acusaron al jefe de la bancada oficialista, Carlos Gutiérrez, de ofrecer a Oviedo cargos públicos para sus familiares para convencerla de abandonar el Frente Cívico.

Oviedo se defendió de las acusaciones con el omnipresente argumento de la identidad peronista. “Nací en el peronismo, he militado toda la vida. Me fui del peronismo en el 2003 siguiendo a mi líder político, a Gumersindo Alonso, una persona intachable. Fui al Frente Cívico que era un espacio donde había peronistas. Hoy no me siento representada” señaló a los medios. Agregó que se siente identificada con la gestión de Schiaretti: “La verdad es que cambiaron las cosas en la provincia de Córdoba. Esto se puede ver todos los días. No estoy intentando nada nuevo. Las políticas sociales que lleva a cabo el gobernador Schiaretti es fundamental”. También insistió en que no renunciará a su banca. “La banca no es del Frente Cívico, es de cada uno. Todos aportamos votos. No es una sola persona sino que todos militamos”, dijo.

Bedano, Salvi y Oviedo ya habían actuado como oficialistas en la sesión del miércoles 23, cuando aprobaron la primera lectura del presupuesto 2017.




Temas relacionados

Juan Schiaretti   /    Frente Córdoba Podemos   /    Córdoba   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO