UNIVERSIDAD NACIONAL DE TUCUMÁN

UNT: viejos problemas que reaparecen en la carrera de Teatro

El pasado 23 de marzo, estudiantes y algunos docentes organizaron una asamblea en la sala Paul Groussac para discutir medidas a tomar ante la desidia y abandono del edificio por parte de las autoridades.

Martes 27 de marzo | Edición del día

Los estudiantes de Teatro, carrera de la Facultad de Artes, comenzaron a organizar las primeras asambleas del año ante la desidia de las autoridades. Se discutieron dos grandes problemas que tiene la carrera: la situación edilicia y los puntos docentes. Como ya se mencionó en este medio en 2015 las condiciones edilicias son deplorables. Mientras en su anexo, el inmueble ya conocido como Paul Groussac, donde se cursa desde segundo año en adelante, el piso del escenario se encuentra astillado, las aulas del primer piso tienen moho en las paredes, y el aula Sotano que usaban para ensayos y clases se encuentra clausurado por inundaciones. Hay agujeros en los techos y en reiteradas oportunidades los estudiantes deben cursar sin agua en los baños, los cuales son clausurados. Aunque a la decana Raquel Pastor haya dicho en su momento que le parece “normal” esta situación estudiantes y docentes no pueden tolerarlo más.

Desde el departamento de la carrera se solicitó que para comienzos del cursado relizaran los mantenimientos correspondientes, como ser el pulido del escenario y limpieza por debajo del mismo; además se pidió pintura para las aulas del último piso, las cuales se inundan cuando hay lluvia. Las autoridades tomaron la decisión de renovar el contrato de la sala, pero únicamente se pagaría lo que se usa, por lo tanto, el sótano ya no formaría parte del contrato. Para resolver la falta de aulas, la facultad anexionó a la universidad un edificio ubicado a algunas cuadras de la sede principal donde antes funcionaba la escuela de Bellas Artes, el cual posee dos aulas. Lo grave es que estas aulas tampoco poseen calefacción o ventilación, además de la complejidad que estudiantes y docentes tengan que movilizarse para cada clase.

Los testimonios de estudiantes y docentes que participaron de la asamblea decían lo siguiente: “la situación de los docentes también deja bastante que desear, los profesores de la cátedra ‘Técnicas de actuación III’ trabajaron sin paga hasta octubre de 2017 para que los estudiantes no perdieran las clases”. Agregan sobre otra cátedra: “para el cursado 2018 no hay profesores que dicten ‘historia de las estructuras teatrales III’, el concurso ya tiene inscriptos y lo vienen postergando desde el año pasado. En ‘Técnica vocal I’, un profesor de la catedra tomo licencia por un año sin goce de sueldo , dejando su puesto para que sea ocupado; desde el departamento se presentó algunas soluciones como brindar el Full Time al profesor titular para que pueda hacerse cargo de las dos comisiones o llamar para que una estudiante egresada acompañe al profesor en el cursado y las autoridades se negaron, dejando solo a un docente haciéndose cargo de dos comisiones las cual no puede cubrir y corremos el riesgo que se cierre una de las comisiones para el ciclo de este año. En ‘Técnica vocal II’, tras el reclamo de los estudiantes para que se abra una comisión más para la materia, la docente hace dos años viene pidiendo que le den el “full time”, ya que es entendible que la profe no puede dictar dos comisiones por el sueldo de una. ‘Análisis del Hecho dramático’ la profesora el año pasado poseía el ‘full time’, ella cedió sus puntos para hacer un semi así se haga la apertura de más comisiones para las materias que le haga falta, y nadie sabe que paso con los puntos que ella cedió.”

Rebeca Ahumada, estudiante de segundo año y militante de Artes a la Izquierda, declaró: “estamos discutiendo qué medidas tomar, vamos a presentar algunas notas exigiendo explicaciones, como por ejemplo cuánto dinero recibe la Facultad por parte del Rectorado y en qué se gasta, y vamos a exigir que se solucionen todos los problemas edilicios y de presupuesto, no queremos más estudiantes accidentados por cursar en un edificio en malas condiciones ni docentes con salarios paupérrimos”.

El jueves 5 de abril, fecha que sesiona el Consejo Directivo de la Facultad de Artes, los estudiantes y docentes van a participar del mismo para exigir respuestas por parte del Decanato y discutirán qué medidas tomar.








Temas relacionados

Teatro   /    Raquel Pastor   /    Universidad Nacional de Tucumán   /    Teatro   /    Tucumán   /    Universidad

Comentarios

DEJAR COMENTARIO