Juventud

UNIVERSIDAD

UNAM: ¿A qué responde la credencialización en Filosofía y Letras?

La dirección de la Facultad de Filosofía y Letras pretende imponer la petición de credencial para el acceso.

Joss Espinosa

@Joss_font

Sábado 10 de junio

Este viernes se cumplieron tres consecutivos en el que la administración de la facultad de Filosofía y Letras en la UNAM pide credencial para poder accesar a las instalaciones.

A partir del feminicidio de Lesvy la rectoría de la universidad pretende imponer un clima de miedo ante la inseguridad dentro del campus. Ante esto, pretende dar una salida sin tomar en cuenta a la comunidad estudiantil, a los académicos y profesores, implementando mayores medidas de seguridad, que más allá de responder al problema lo que pretende es aumentar la vigilancia contra los estudiantes y los sectores organizados.

Muestra de esto es la implementación de más cámaras y vigilancia UNAM al interior de CU, la colaboración con el gobierno de la CDMX para que elementos de la policía ronden a las afueras del campus. También se muestra con el hostigamiento de militares a las afueras de la FES Acatlán.

La credencialización en la Facultad de Filosofía y Letras es una muestra más de esto. Sin ninguna explicación, se anunció que el viernes 2 de junio se pediría la credencial para acceder a la facultad, esta medida se volvió a implementar este viernes.

El Consejo Técnico de la Facultad salió en defensa de las autoridades, explicando que las medidas eran por el anuncio de la “mega peda” y las “micro pedas” a los alrededores de la facultad que se dan los viernes. A pesar de que el Consejo Técnico sabía de estas discusiones y medidas desde el 19 de mayo, no fueron capaces de informar la situación, sino hasta que fueron interpelados por la comunidad.

Argumentan que esa decisión “no estaba en sus manos” y la tomó la dirección. Lo que demuestra por un lado la incapacidad del Consejo Técnico de hacer parte de estas decisiones a la comunidad estudiantil, y que la administración de Linares seguirá el rumbo de la de Gloria Villegas, famosa por su toma de decisiones por encima de los estudiantes, los trabajadores y los académicos.

A pesar del discurso que utiliza la dirección para “blindarse”, diciendo que vela por la seguridad de la comunidad, en realidad esta medida lo único que implica es la restricción al pueblo pobre y trabajador que puedan acceder a la facultad, siendo que la universidad debería ser para todos, y aunque dejan fuera a una mayor parte de la población con los exámenes estandarizados, ahora quieren restringirla más con esta medida.

Las medidas que se tomen en torno a la violencia deben ser emanadas de asambleas de estudiantes, trabajadores y académicos. No podemos permitir que la rectoría y la dirección utilicen las reales preocupaciones que hay sobre la violencia, para implementar medidas que sólo sirven para vigilar a la comunidad universitaria.






Temas relacionados

UNAM   /   Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM   /   Educación   /   Juventud

Comentarios

DEJAR COMENTARIO