Internacional

ESTADOS UNIDOS

Trump dice que Estados Unidos "no entrará" en Siria

Lo dijo durante una entrevista al canal Fox News en el mismo momento en que sus secretario de Estado, Rex Tillerson, se encuentra en Moscú por la crisis en Siria.

Miércoles 12 de abril | 11:04

El presidente de EE.UU., Donald Trump, dijo este miércoles que no tiene intención de mandar tropas a Siria para combatir al presidente Bachar Al Assad después de ordenar la semana pasada el primer ataque directo contra el régimen en seis años de conflicto.

"No vamos a meternos en Siria", afirmó Trump en una entrevista con la cadena Fox Business que se emitirá este miércoles pero de la que se conocieron hoy algunos fragmentos.

Trump apeló al argumento humanitario para justificar el ataque del jueves pasado sobre una base militar en territorio sirio: "Pero cuando vi a gente que utiliza horribles, horribles armas químicas y vi niños hermosos muriendo en los brazos de sus padres, vi a niños jadeando por su vida, cuando vi eso, llamé de inmediato al (jefe del Pentágono,) general (James) Mattis".

Te puede interesar: Ataque de Estados Unidos a Siria: un mensaje con múltiples destinatarios

Trump también se refirió a Al Asad como un "animal" y dijo que el presidente ruso, Vladimir Putin, está apoyando "a una persona verdaderamente malvada", en referencia al líder sirio.

No obstante, en los fragmentos adelantados por Fox Business, Trump no hace referencia alguna a la continuidad de Al Asad a diferencia de algunos de los miembros de su Gabinete que han afirmado que el líder sirio debe abandonar el cargo.

La entrevista a Trump se conoce al mismo tiempo que su secretario de Estado, Rex Tillerson, se encuentra en Moscú para entrevistarse con Putin y su Canciller Sergei Lavrov, en un intento por mostrar algún acercamiento tras la profundización de la crisis en Siria.

El hecho de que Trump no haya retomado la referencia a la continuidad de Assad podría distender las conversaciones en Moscú tras el ultimátum que había lanzado Tillerson para que Rusia le suelte la mano a Assad. A este ultimátum le contestó Lavrov en persona diciendo: "No nos pongan en la falsa disyuntiva de estar con vosotros o contra vosotros".

A su vez, Vladimir Putin dijo el miércoles que la confianza entre Estados Unidos y Rusia se ha erosionado bajo el gobierno del presidente Donald Trump.
La declaración de Putin llegó justo en el momento en que Tillerson se sentaba para hablar con Levrov.

Momentos antes, Lavrov saludaba a Tillerson con unos comentarios inusualmente fríos, calificando de ilegal el ataque con misiles contra la base en Siria y acusando a Washington de comportarse de manera impredecible.

"No ocultaré que tenemos muchas preguntas, teniendo en cuenta las ideas extremadamente ambiguas y a veces contradictorias que se han expresado en Washington en todo el espectro de asuntos bilaterales y multilaterales", dijo Lavrov.

El portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov, dijo que Tillerson podría reunirse con Putin este miércoles si los dos responsables diplomáticos decidían que era útil informar al presidente ruso sobre sus conversaciones.

Los ataques sobre Siria de la semana pasada tensionaron en extremo la relación entre Rusia y Estados Unidos, como se demuestra en el frío recibimiento de Tillerson en Moscú. Es posible que las reuniones entre ambos cancilleres terminen sin ningún anuncio relevante. Rusia no va a soltar la mano de Assad, y menos ante un ultimátum de estas características, y Estados Unidos ya logró, por medio de los bombardeos, reingresar a las negociaciones sobre el futuro de Siria, del que había decidido apartarse durante el último tramo del gobierno de Obama.






Temas relacionados

Rex Tillerson   /    Serguéi Lavrov   /    Donald Trump   /    Al-Assad   /    Guerra en Siria   /    Siria   /    Vladímir Putin   /    Estados Unidos   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO