Internacional

ESTADOS UNIDOS

Tensiones ante la elección de un amigo de Putin como secretario de Estado de Trump

En medio del escándalo sobre la posible intromisión rusa en la campaña electoral estadounidense, Trump anunció que el empresario petrolero Rex Tillerson, de buenas relaciones con el Kremlin, podría ser secretario de Estado.

La Izquierda Diario

@izquierdadiario

Martes 13 de diciembre de 2016 | 02:49

El Kremlin reconoció este lunes que el presidente ruso, Vladímir Putin, ha mantenido varias reuniones de negocios con el jefe de la petrolera ExxonMobil, Rex W. Tillerson, favorito para convertirse en el próximo secretario de Estado de EEUU.

Las declaraciones del Kremlin llegan dos días después de los rumores sobre la posibilidad de que Trump le otorgue ese puesto al empresario petrolero, y al mismo tiempo que la agencia de inteligencia estadounidense emitió un informe en el que confirma la intromisión de hackers rusos durante la campaña electoral.

Según los informes los hackers habrían atacado tanto los mails de la dirección del partido demócrata como del republicano, pero solo se hicieron públicos los correos que afectaban a Hillary Clinton, dando a entender que Rusia podría haber jugado en la elección en beneficio de Trump. Mientras que Trump negó de plano estas acusaciones se espera un estudio final y completo de caso que Obama pidió a la agencia de inteligencia para que esté listo antes de la asunción del magnate el 20 de enero.

La situación se agravó este lunes con un pedido de senadores de ambos partidos para que se investigue la posible intromisión rusa en las elecciones. Esta investigación tiene el visto bueno del presidente de la cámara, el republicano Mitch McConnell, lo que supone una nueva profundización de las fracturas al interior del partido del presidente electo.

Tillerson y Putin

"Es cierto, el presidente ha recibido varias veces al señor Tillerson, también en compañía de los que eran sus socios en Rusia", dijo el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, al hablar sobre el empresario petrolero de quien la prensa estadounidense ha dicho que tiene estrechas relaciones con el Gobierno ruso.

En 2013, Tillerson fue condecorado por el propio Putin con la Orden de la Amistad, una de las más altas distinciones que Rusia concede a extranjeros.

"La Orden de la Amistad se otorga por los esfuerzos en promover la cooperación en determinados ámbitos y por los aportes al desarrollo de las relaciones internacionales", subrayó Peskov, que no dudó en alabar la profesionalidad del máximo directivo de la principal petrolera estadounidense.

Tillerson conoce a Putin desde que estuvo al frente de las operaciones de ExxonMobil en Rusia en la década de 1990, una larga relación que beneficiaría la intención de Trump de mejorar las relaciones con ese país. Una perspectiva que sin embargo no comparte el establishment político ni militar en Estados Unidos y que será un duro punto de negociación.

En 2011, Tillerson logró un acuerdo que permitía a Exxon acceder a los valiosos recursos del Ártico en Rusia, además de posibilitar a la petrolera estatal rusa, Rosneft, invertir en concesiones de Exxon en todo el mundo.

Otro ejemplo de sus buenas relaciones con Rusia lo da una periodista de Reuters que cuenta una anécdota del zar del petroleo ruso, Igor Sechin. Poco después de que Estados Unidos impuso sanciones a Moscú en 2014, Sechin dijo que echaría de menos tres cosas: explorar la cultura estadounidense, la posibilidad de enseñar a sus hijos paisajes del país y viajar en moto con Rex Tillerson, presidente ejecutivo de Exxon Mobil.

Para ser nombrado secretario de Estado, Tillerson debe ser confirmado por el Senado. Sin embargo los lazos que mantiene con el Kremlin amenazan con hacer complicada su nominación. Tras conocerse la posibilidad de que el empresario pueda ocupar el principal cargo de la diplomacia estadounidense, senadores de ambos partidos pidieron este lunes una investigación completa sobre los ciberataques supuestamente orquestados por Rusia para ayudar al ahora presidente electo de EE.UU., Donald Trump, a ganar los comicios.

El portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, dijo que el Gobierno de Obama apoya el pedido del Senado.

Durante el fin de semana, Trump desacreditó el informe de la CIA que salió a la luz en el diario The Washington Post y que indica que esa y otras agencias de inteligencia han concluido que los ciberataques de Rusia no buscaban simplemente desestabilizar el proceso electoral de EE.UU., sino ayudar al candidato republicano.

Trump, insistió este lunes a través de su cuenta de Twitter, en rechazar las informaciones del pirateo ruso a su favor.

"A menos que agarres a los hackers en el acto, es muy difícil determinar quién estaba haciéndolo. ¿Por qué no se sacó este tema durante las elecciones?".

Las últimas declaraciones de Trump desacreditando a la CIA y la posible nominación de Tillerson como secretario de Estado, volvió a abrir las brechas dentro del Partido Republicano. Si la tensión parecía haberse calmado con un gabinete que viene siendo una mezcla de políticos conservadores, militares y empresarios, las últimas novedades encendieron la alarma dentro del partido. No se trata de figuras de segundo orden sino del propio presidente republicano del Senado firmando un pedido de investigación, junto con sus pares demócratas, que podría comprometer al propio Trump.








Temas relacionados

Donald Trump   /    Rusia   /    Vladímir Putin   /    Estados Unidos   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO