Internacional

ENMIENDA DEL FIN DEL MUNDO

Temer retribuye con cargos el voto de diputados aliados

Frente al esfuerzo de Temer por alcanzar un marcador holgado en la votación de la enmienda que congela gastos sociales por 20 años, diputados aliados aprovecharon para negociar cargos.

Viernes 14 de octubre | Edición del día

Incluso después de la millonaria cena ofrecida por el presidente golpista Michel Temer, algunos parlamentarios que votarían la enmienda que congela los gastos sociales por 20 años amenazaron con cambiar el voto en caso de que no fuesen premiados con cargos en empresas estatales.

Un asesor del presidente dijo que los diputados federales que estaban cerrados desde la noche de la cena por el apoyo a la enmienda exigieron a Temer que sus pedidos fuesen atendidos. De acuerdo con los auxiliares presidenciales, los pedidos ya eran esperado, “Nada que sea sorprendente. Algunos aprovecharon para hacer negociaciones de su interés”.

Para aprobar la enmienda, el presidente armó una brigada ministerial que incluyó la creación de un gabinete de inteligencia para identificar traiciones en la base aliada y el despido temporario de ministros con mandato de diputado federal. Para lograr un marcador holgado que transmitiese la imagen pública de fuerza política, un equipo presidencial fue destacado para llamar a las bancadas federales y fueron exonerados los ministros Bruno Araújo (Ciudades), Fernando Coelho (Minas y Energía) y Max Beltrão (Turismo), que volvieron a la Cámara de Diputados.

Este negociado reivindicado por la base aliada de Michel Temer señala que estos diputados quieren alcanzar una posición favorable para favorecer sus respectivas fracciones burguesas. Su intención al asumir estos cargos en empresas estatales es darle continuidad a los negociados espurios con grandes empresarios, para abrir así camino a la privatización y también a la corrupción.

El golpista Michel Temer solo logra mantener unida su base aliada concediendo favores y beneficios. Este viejo modo burgués de hacer política solo refuerza los intereses de aquellos que votaron por la enmienda. Mientras desangran a los trabajadores y sectores populares de la sociedad, chantajean para aumentar sus privilegios y su propio salario.

Contra estos diputados que gobiernan a favor de sus intereses y de los grandes empresarios, es necesario que las centrales sindicales CUT y CTB rompan su parálisis criminal y pongan en pie un plan de lucha que sea capaz de voltear la enmienda, así como las reformas previsional, la educativa y laboral. Solo una fuerte movilización de los trabajadores junto con los demás sectores populares de la sociedad es capaz de parar estas medidas impopulares.




Temas relacionados

Michel Temer   /    Brasil   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO