Cultura

ENTREVISTA // TEATRO

Surrealismo para todo público

Entrevistamos a Jerónimo Buffalo, director y coordinador de la compañía de teatro que está presentando en estos días su obra “El Viaje de la Medusa”.

Nora Buich

Profesora Escuela Técnica Astillero Río Santiago

Viernes 20 de julio de 2018 | Edición del día

Entrevistamos a Jerónimo Buffalo, director y coordinador de la compañía de teatro independiente autogestiva conformada a inicios del 2017 que está presentando en estos días su obra “El Viaje de la Medusa”, una obra original de tinte surrealista, creada y montada a partir de la idea de recuperar lo simple, lo que se tiene a mano como generador de grandes juegos. En este caso, cuatro actores a partir de los juegos que les inspira una simple caja de cartón comienzan a viajar por nuevos mundos imaginarios donde lo lúdico se presenta de principio a fin como motor indispensable de ese viaje.

LID: ¿Cómo fue el proceso de creación de la obra?

Jerónimo Buffalo: La obra surge a partir de la idea de un grupo de alumnos y una alumna con quienes venía trabajando.

Queríamos interpelar a ese mundo infantil, cuestionarlo desde la actuación, porque en general, se subestima al extremo la capacidad de los chicos, proponiendo espectáculos estereotipados en cuestiones como la princesa y el príncipe, el bueno y el malo, lo importante es ser feliz, etc., para llevar a cabo esto, el acuerdo era caer en esos lugares; al principio no teníamos una obra clara pero sabíamos que debía estar centrada en la creatividad y la imaginación, específicamente en la imaginación como un arma de la inteligencia, como capacidad para imaginar mundos diferentes, algo que creemos clave en la construcción de la subjetividad de una persona.

Una mañana tomamos cuatro cajas de cartón que había tiradas en salón donde ensayabamos, y empezamos a trabajar con ellas. Como adultos vamos perdiendo esa capacidad creativa y teníamos que empezar desde cero.

Paralelamente, veníamos leyendo sobre surrealismo, porque fue el gran movimiento de vanguardia que irrumpió para hablar del mundo de la imaginación.

LID: Los niños y niñas son originalmente surrealistas, la educación se lo va quitando…

JB: Tal cual, y nosotros queríamos jugar con la fantasía y no sólo mostrar el producto terminado sino el proceso de cómo creamos ese mundo para ponernos de igual a igual con nuestros espectadores.

Como el payaso que se maquilla frente al público para mostrar que él es algo que los otros también pueden ser.

LID: ¿Y cómo apareció la Medusa?

JB: Fue en el medio de estos juegos. Yo vengo del circo, de la danza y del teatro, y asocié esos movimientos con una medusa y sus movimientos en el agua.
En mi práctica encuentro que con el movimiento puedo generar mayor cercanía con el espectador. En esta propuesta las palabras ofician en un segundo plano, sirviendo como llaves para abrir otras puertas.

Y cuando apareció esta medusa, aparecieron los personajes: los marineros, la marinera. Sumado a esas cajas que son lo que cada quien quiere que sean y adentro tienen un mundo de cosas. Esto también va contra toda esa lógica de lo objetivante que el sujeto apropia como idea de felicidad. La idea de esta obra es intentar cuestionar ese paradigma, y fomentar un carácter crítico en contraposición al discurso hegemónico.

Lo bueno y lo lindo de jugar con la imaginación es que permite abrirse hacia otras posibilidades.

El Viaje de la Medusa es una obra para todo público, y se estará presentando con entrada libre y a la gorra en es el Club Cultural Lucamba (calle 67 casi 117) a las 17 hs, desde el día sábado 21 al miércoles 25 de julio. ¡Les esperamos!







Temas relacionados

Teatro   /    Cultura

Comentarios

DEJAR COMENTARIO