Cultura

Teatro

Sindicato Sidarte escoge a su directorio este 25 de septiembre de 2017

Con la difusión “Tu voz es tu voto”, en el sindicato de Sidarte podrán votar los inscritos hasta el 25 de Marzo del 2017 para las elecciones del próximo directorio. Se dispondrán puntos a nivel nacional; Iquique, Coquimbo, Valparaíso, Concepción, Araucanía, Magallanes, Rancagua.

Veronica Zapata Bendel

Intregrante de Escena Obrera

Lunes 25 de septiembre

El actual directorio, con la presidenta Andrea Gutiérrez, se despide con un balance positivo de lo que fue el trabajo político; cambio de orgánica, ley de artes escénicas, y una subida considerable de inscritos en el sindicato. Sobre los nuevos postulantes, en su mayoría, rescatan el trabajo anterior, y desean continuarlo.

Existen figuras públicas del teatro que postulan como Ignacio Achurra, Director de la Compañía la Patriótico Interesante, y que felicita el nuevo Ministerio de las Culturas y las Artes y el ingreso de La ley de Artes Escénicas al Congreso. En la información oficial de Sidarte agrega “Ambos proyectos tienen como objetivo hacer crecer y robustecer una institucionalidad pública que ha estado tremendamente al debe con los trabajadores del mundo de las artes y la cultura. Y el sindicato no ha visto este proceso desde la vereda”. Su objetivo es continuar el trabajo que ha realizado el anterior directorio.

Claudio Andía, Secretario General de Sidarte, también postula y desea continuar con el trabajo realizado por el sindicato colocando énfasis en el fortalecimiento de la institucionalidad sindical. Gabriela Arroyo, actriz valdiviana y Productora de “Todos al teatro”, quiere aportar desde el aspecto de la educación artística, además de alimentar la reflexión sobre la sociedad.

Franco Beghellie, ya director de Sidarte, se postula con el objetivo de fortalecer la participación sindical, plantea el deseo de una nueva constitución que contemple derechos culturales y donde defina la cultura como un bien común, una reforma laboral que incluya la negociación por rama, una lucha por un sistema de pensiones tripartito y solidario, y un Nuevo Estatuto del Trabajador Cultural.

Por otra parte se encuentra Hernán Fuentes Cruz, actor de trayectoria en el teatro callejero plantea construir en el sindicato “una democracia sustantiva, real y concreta de manera horizontal” y agrega “nadie educa a nadie, sino que todos nos auto- educamos y generamos conocimiento popular y colectivo”.

Dentro de las acciones políticas Hernán plantea, generar convenios con instituciones públicas y privadas para ensayar, bodegar los trabajos teatrales de las compañías independientes, Desarrollar una plataforma informativa impresa y digital del quehacer teatral de las artes escénicas de los sindicalizados, Fortalecer el circuito teatral, tanto en Santiago como en Regiones de los Centros Culturales, subvencionados o independientes y talleres de formación de las políticas culturales.

María José Pizarro y Rodrigo Soto, también postulan, María, con el objetivo de llenar las asambleas, de rescatar el trabajo de la antigua directiva, pero desde un enfoque social, y no político, Rodrigo, desea unir, convocar y consolidar al gremio chileno, así como consolidar la ley de artes escénicas. Por último, Vivia Plaggés Martínez, le interesa postular al directorio desde el área de bienestar y desea ayudar a los más necesitados del sindicato.

Frente al escenario actual de las y los postulantes, existe un optimismo entre sus ideas en la aprobación de la ley de artes escénicas, el Ministerio de Cultura, la orgánica de Sidarte. Dentro de ello existen algunas variaciones como Franco, que plantea la lucha por la negociación por rama dentro de la reforma laboral y una nueva constitución que contemple derechos culturales, etc, Franco es uno de los candidatos que desea fortalecer el aspecto político, no así otros que se definen más del aspecto social separado de lo político, o más gremialistas.

Sobre las y los postulantes quedamos sin saber cuál es la posición sobre el carácter mercantil del arte y cultura , que repercute en la precarización laboral del mundo de las artes escénicas, y la elitización de la cultura y las artes. Quedamos sin saber que opinan sobre la Ley Valdés, donde empresas evaden impuestos con las producciones teatrales, el derecho de autor, que opinarán sobre el cofinanciamiento o subvenciones del estado a empresas culturales y fundaciones o corporaciones con derecho privado.

La ley de artes escénicas que apoyan las y los candidatos , deja ver su contenido progresivo por querer mejorar la condición de trabajadores de las artes escénicas, pero se limita en el marco de los Fondos Concursables, y en el fortalecimiento de un Ministerio de Cultura, donde la voz oficial es el gobierno de turno y no de la voz independiente de las y los trabajadores de la cultura y las artes.






Temas relacionados

Teatro   /   Cultura

Comentarios

DEJAR COMENTARIO