Mundo Obrero Chile

TRABAJADORES

Sindicato GAM: "así no podemos cumplir con la misión del centro cultural"

Por medio de una carta abierta al directorio de la corporación, los trabajadores manifiestan no compartir el modelo de administración y exigen respuesta a todos sus reclamos

Viernes 13 de abril | 07:22

Directorio Corporación Centro Gabriela Mistral
Presente

Como trabajadores del Centro Gabriela Mistral, a quienes nos mueve el desafío y compromiso de acercar la cultura a todas las personas, nos dirigimos a ustedes para declarar nuestro profundo malestar con las últimas decisiones tomadas por la dirección ejecutiva y su cuerpo directivo, en torno a la administración de recursos de nuestro centro cultural.

Hace dos años Felipe Mella asumió la dirección ejecutiva de GAM tras el concurso que este directorio realizó. Desde un comienzo, sus palabras han sido dirigidas públicamente a destacar la importancia de los trabajadores de la Corporación, lo cual generó altas expectativas en torno a las posibilidades de diálogo con la nueva administración.

En esta vía, hemos advertido una serie de problemáticas que afectan a los trabajadores, entre ellas la desigualdad en las bandas salariales, el aumento de plazas para jefaturas, y la sobrecarga laboral que han acusado en reiteradas ocasiones seis equipos de trabajo. Especialmente nos preocupa que no se cumplan los acuerdos que hemos sostenido en nuestras mesas de trabajo e inclusive las directrices plasmadas en el mismo manual de recursos humanos, como la postulación interna para los cargos, ya que al menos en diez casos este proceso no se ha realizado.

Si bien con algunas problemáticas hemos llegado a buen puerto, particularmente con que se cumpla la ley en términos de maternidad y sala cuna, en otros casos vemos con preocupación la falta de diálogo y transparencia con que se llevan a cabo los procesos. Hemos agendado reuniones, enviado cartas, petitorios escritos por el conjunto de trabajadores, pero las respuestas han sido insuficientes y los argumentos para negar nuestras solicitudes insatisfactorios. Queremos ser claros: para nuestras problemáticas constantemente recibimos como respuesta que “no hay presupuesto” o que “hay que evaluar” siendo que con los hechos se demuestra lo contrario: se crearon cuatro nuevos puestos de jefaturas, tres nuevos cargos de confianza que no estaban considerados anteriormente en el organigrama, y la asignación de colación para jefes y directores.

De los 92 millones de pesos que cubren los sueldos mensuales, 37 millones son para directivos y jefes. Esto quiere decir que el 39% del presupuesto de remuneraciones se lo lleva solo un 12% de la planta, que son directores y jefes. El resto, está destinado a la gran mayoría que corresponde al 88% de los trabajadores. Creemos que el presupuesto asignado no está siendo bien distribuido, pues no da prioridad a las problemáticas de dotación y condiciones de recursos humanos de la institución, que es indispensable para que GAM nos permita cumplir con su misión.

Dentro de este contexto, el área de Gestión de Personas, debiese velar por el cumplimiento del reglamento interno, acoger las problemáticas de los trabajadores y fomentar un buen clima laboral. Pero muchos de quienes trabajamos en GAM consideramos que no se ha velado por el cumplimiento de estas metas: la mayoría de los trabajadores de la Corporación nos hemos visto afectados directamente en distintos momentos y circunstancias por esto. Creemos que estos problemas trascienden a las personas, que tienen raíz en una práctica institucional de privilegios particulares y no del bien para la mayoría.

En una decisión inexplicable GAM decide reforzar el área otorgando un ascenso a quien era su coordinadora, actual jefa desde el 1 de abril, aunque recién fue comunicado a los trabajadores el 5 de dicho mes. Esa decisión fue tomada violando el manual que establece la postulación interna para los cargos e ignorando la mala evaluación del área por parte de los trabajadores. Además junto con el ascenso se sumó un magíster de perfeccionamiento de alto costo, medida que no ha sido aplicada en otras áreas, ni tampoco obedece a ningún protocolo existente.

Quisiéramos que la oportunidad de desarrollarnos profesionalmente sea parte de una política institucional para todos, con protocolos transparentes que respalden los años de antigüedad, el esfuerzo diario y las ganas de pertenecer y aportar a este proyecto.

En cuanto a la disposición de recursos financieros para sueldos, es necesario que la administración repare las brechas en las bandas salariales, (por ejemplo el sueldo más alto de la banda de asistentes de tiempo completo gana 127% más que el sueldo más bajo de la misma banda). Esperamos que la corporación resuelva el problema de fondo, no que esto dependa de una gestión individual de cada trabajador, como lo propone el nuevo protocolo de revisión de remuneraciones. En paralelo, no existe una política de ascensos de cargos, sin embargo vemos aumentar las plazas y el presupuesto para jefaturas. Sobre esto mismo, hemos sostenido que la sobrecarga de los equipos no se soluciona con altos cargos, sino con el crecimiento de los equipos con cargos de asistentes y trabajadores en terreno.

Solo pedimos que se cumplan los acuerdos y que los procesos sean transparentes, equitativos y sostenidos desde el respeto.

Atentamente,
Trabajadores y trabajadoras del Centro Gabriela Mistral.






Temas relacionados

Mundo Obrero Chile   /   Centro Cultural - GAM

Comentarios

DEJAR COMENTARIO