PROVINCIA DE BUENOS AIRES

Sierras de Tandil: ¿Paraíso Inmobiliario?

Pronunciamiento de la Asamblea por la Preservación de las Sierras Tandil.

Martes 28 de noviembre | 15:20

La belleza natural que circunda a la ciudad, se ha transformado en una especie de “bien preciado” por las élites de la ciudad, quienes, pago de “excepcionalidad” mediante (en criollo: una coima legal), pueden construir en la sierras, o cercarlas, para hacer sus countrys.

Lo que debería ser un bien de uso y disfrute compartido y gratuito, es cada vez más un símbolo de status social, reservado sólo para quienes lo pueden costear.

Las sierras de Tandil pertenecen a uno de los sistemas serranos más antiguos del planeta, con una biodiversidad que posee especies animales y vegetales únicas en el mundo, y que la impericia, ignorancia, y ambición (cuando no llanamente corrupción) del gobierno local, con la complicidad silenciosa del resto de las fuerzas que componen el Concejo Deliberante, ponen en riesgo mortal.

Expresamos nuestro total rechazo a la construcción de un centro comercial en Don Bosco, y a cualquier otra construcción en carácter de excepción en las sierras.

Continuar con la explotación canteril en las sierras de tandilenses es irracional. Valga el ejemplo: es como continuar construyendo muebles talando un bosque de árboles petrificados. Además la generación de fuentes laborales es muy baja, y la contaminación y destrucción es muy alta e irreversible. Sólo es negocio para unos pocos, y los perjuicios son para todos nosotros.

Reproducimos el comunicado:

“Estado de situación en las Sierras de Tandil: ¿paisaje protegido o paraíso inmobiliario?

Excepciones- Convenios Urbanísticos- Construcción clandestina

Una propuesta de Centro Comercial sobre Don Bosco ¿Y el manejo de las cuencas hídricas?

Una escuela privada sobre Don Bosco, ¿Dónde está el estudio de impacto ambiental?
La continuidad del Cerro San Martín, amenazado por la construcción indebida calles abiertas en zonas que mitigan la velocidad de escorrentía de las aguas de lluvia ¿Y la prevención de inundaciones en el barrio Falucho y otros de la ciudad?

El agua que baja más rápido desde Villa del Lago, Villa del parque, Villa cordobita y Entresierras, Valle Escondido, Valle de don Bosco, Chacras del Golf. Sierras invadidas por usos inadecuados en desmedro de la biodiversidad, de las cuencas hídricas, de las áreas de recarga del acuífero que abastece la ciudad.

¿Dónde va el agua que antes absorbía la cobertura natural hoy loteada y convertida en casa, jardín y camino? ¿Dónde los efluentes cloacales?

El aumento de la construcción requiere pensar previamente dónde irán los efluentes cloacales, en las Sierras y en la ciudad.

El negocio inmobiliario y una errada concepción de desarrollo, nos cuestan caro en naturaleza, en calidad de vida y en recursos de todos. Algunos ganan y la ciudad pierde. Esto no es desarrollo.

Las Sierras más antiguas de la Argentina no son piedra para moler

Sin embargo, las canteras en actividad siguen depredando a ritmo creciente.

Canteras cerradas por ley han estado vendiendo piedras y sobrecargando camiones

Canteras cerradas por ley reclaman en la justicia (¿?) una indemnización. No sólo no corresponde en el marco de la ley que les dio la opción de reconversión que no tomaron.Basta mirar los huecos gigantescos en las Sierras, esas amputaciones eternas, para preguntar: ¿Quién le debe a quién? Los responsables de esa destrucción irreversible le deben a las generaciones actuales y futuras, le deben a Tandil, el inmenso daño ambiental producido.

Quizá pretendan usar ese juicio como la moneda de cambio para obtener nuevos privilegios. Quizá apuesten a encontrar funcionarios que les hagan el juego. En cualquier caso, es inaceptable

Las Ganancias fueron suyas, la responsabilidad por los daños al patrimonio tandilense también. Aunque sea tan trabajoso para esta justicia reconocerlo y para la mayoría de la dirigencia política exigirlo, son quienes saquean y degradan quienes están en deuda con Tandil.

Esta gestión de las Sierras, las cuencas hídricas y la ciudad, nos condena a sufrir las consecuencias, perder naturaleza y pagar la cuenta de las obras que intentan mitigar en parte los desastres que crean.

¿Hasta cuándo vecinos? Si no despertamos a tiempo Tandil habrá perdido su identidad y su calidad ambiental. Nuestros hijos y nietos ya no disfrutarán de la naturaleza extraordinaria de las Sierras.

¿Estará a la altura de estos problemas el nuevo Concejo Deliberante? ¿Se decidirán los funcionarios a cuidar el patrimonio fundamental de la ciudad? ¿Quién piensa en las generaciones futuras?

Se necesitan hechos, no sólo palabras.”








Temas relacionados

Tandil   /    Ecología y medioambiente   /    Provincia de Buenos Aires

Comentarios

DEJAR COMENTARIO