Mundo Obrero

QUILMES

Se puede derrotar el ajuste de Martiniano Molina y Cambiemos

Luego de los más de 500 despidos en el Municipio de Quilmes los trabajadores resisten con paros y movilizaciones. Hace falta unir a todos los sectores y profundizar la lucha para ganar.

Mariano Gigena

Vocal en Comisión Directiva Suteba Quilmes | Agrupación 9 de Abril - Lista Marrón

Jueves 4 de enero | Edición del día

El despido de 500 municipales en Quilmes se transformó en noticia nacional en los últimos días. Los trabajadores de diferentes dependencias como el Hospital Oller de Solano, Niñez y Adolescencia, Alumbrado Público (entre otras) comenzaron la resistencia con paros, cortes y una movilización hacia el palacio municipal, a la que se acercaron organizaciones gremiales, estudiantiles, políticas y culturales a dar su apoyo a la lucha. Al finalizar se convocó al paro que desarrollará ATE el dia de hoy en todo el país.

A Martiniano y Vidal se les cayó la careta

Para intentar cubrir semejante ajuste antipopular, Molina y Vidal hablan de que los despidos son de "funcionarios políticos" como lo habían anunciado con la "ley de ministerios". Pero ha quedado claro que solo fue una cobertura de su política de despidos, como se ve en la UEP de La Plata y ahora en Quilmes. Intentaron confundir a la población -que está harta de la casta política parasitaria que vive atornillada en el Estado- pero el argumento de marketing a lo Durán Barba es insostenible y han mostrado su verdadero rostro: es para despedir trabajadores mientras ellos ganan fortunas. El mismo Molina fue el primero en aumentarse la dieta ni bien asumió, llevándola a $149.000 mensuales. Una hipocresía total. Si realmente quisieran "ahorrar" deberían comenzar por bajarse sus propios sueldos y el de todos sus funcionarios al nivel de un docente, como proponemos desde el PTS en el FIT desde hace años. En la consulta popular que realizamos en Quilmes en el mes de agosto esta medida tuvo el 90% de aceptación entre los vecinos que participaron.

Está campaña no pudo tapar que la inmensa mayoría de los despedidos sos trabajadores precarizados que cumplen funciones en áreas importantísimas como el hospital materno infantil de Solano, unidades sanitarias, el área de Niñez y el sector de Alumbrado y Recolección. El ajuste del cocinero no solo afecta a los empleados directamente sino a decenas de miles de familias que utilizan estos servicios esenciales para la comunidad.

¡Vamos por un plan de lucha para ganar!

Los sindicatos municipales de la provincia y UPCN son empleados del gobierno y vienen traicionando abiertamente a los trabajadores. ATE, por su parte, ha llamado al paro nacional y vienen realizado medidas pero de forma aislada y sin continuidad. Esta importante pelea contra los despidos y el ajuste puede triunfar, pero a condición de la más amplia unidad y organización del conjunto de los trabajadores y un verdadero plan de lucha decidido democráticamente por los estatales nacionales, provinciales y municipales. Las asambleas de cada dependencia deben votar para que las conducciones gremiales se pongan a la altura del ataque y avanzar en este camino de forma urgente. Desde La Marrón y el PTS-FIT hacemos llegar nuestras propuestas concretas para fortalecer la pelea:

¡En Quilmes, todos somos municipales! Vamos por un comité de solidaridad para rodear de apoyo la lucha

En Quilmes ya es tradición la unidad de los gremios docentes como SUTEBA y los estatales mediante plenario abiertos; necesitamos llamar urgente a un gran plenario solidario de todos los sindicatos y organizaciones populares donde se puedan decidir acciones de lucha y todo tipo de iniciativas para que la pelea de los municipales no sea aislada y pueda triunfar. Necesitamos organizar un apoyo masivo al conflicto y transformarlo en una causa de todo el pueblo de Quilmes. No podemos permitir ni un solo despido, porque de concretarse vendrán por más, contra los docentes y el resto de los trabajadores. La fuerza está, solo la más amplia unidad y solidaridad desde las bases puede abrir el camino para derrotar al gobierno.

¡Vamos por un gran fondo de lucha para sostener la pelea de los despedidos!

Proponemos la creación de un fondo de lucha para que ningún compañero o compañera sea quebrado por el hambre. Un gran fondo de lucha organizado por los despedidos e impulsado por todas las organizaciones solidarias permitiría rodear de apoyo a los municipales y masificar la pelea haciendo recorridas por todas las dependencias estatales, fábricas y lugares de trabajo para que todos se enteren de la pelea que se viene llevando adelante.

Desde La Marrón y el PTS en el FIT ponemos a disposición todos nuestros recursos para que esta lucha triunfe. Las bancas de Nicolás Del Caño y Myriam Bregman estan a disposición para amplificar el reclamo y rodearlo de apoyo. Si logramos transformar esta lucha en una gran causa de todo el pueblo trabajador, será posible parar el ajuste y que ganemos los trabajadores.







Temas relacionados

Martiniano Molina   /    Quilmes   /    Despidos   /    Provincia de Buenos Aires   /    Zona Sur del Gran Buenos Aires   /    Mundo Obrero   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO