Internacional

ITALIA

Salvini envía al Ejército a reprimir a los huelguistas de Logista

El ministro de Interior italiano Matteo Salvini, una de las principales figuras del nuevo gobierno, da la bienvenida al movimiento obrero enviando al ejército y la policía a reprimir con dureza la huelga de Logista.

Jueves 5 de julio | Edición del día

Texto originalmente publicado en Révolution Permanente, traducido por Roberto Jara

El viernes 29 de junio los trabajadores de la empresa logística Logista de Bolonia, en Italia, se reunían ante el juzgado local para protestar contra los despidos de 24 de ellos. En respuesta, el Ministro de Interior italiano de extrema derecha Matteo Salvini envió a la policía y al ejército. Esto muestra la fragilidad del populismo de este gobierno que trata de legitimar su política nacionalista a través de una fachada proteccionista y una retórica “proobrera” y racista que no deja de romper cuando los trabajadores se movilizan.

Fue con el ejército y la policía que el gobierno decidió responder a los huelguistas de Logista que se estaban movilizando contra el despido de algunos de ellos. Reunidos ante el Tribunal de Bolonia, fueron golpeados hasta la sangre, como lo demuestra el video compartido en Facebook por la página "Grève Générale". Uno de los huelguistas, aún sangrando, fue arrastrado más tarde ante el juez en un juicio inmediato.

Sin embargo, esto no es sorprendente. Matteo Salvini, Ministro del Interior del nuevo gobierno formado principalmente por los reaccionarios de la Liga Norte y el Movimiento 5 Estrellas, quiere romper toda solidaridad y movimiento progresista en Italia.

Si su política racista frente a la crisis migratoria es más asumida debido a la creciente xenofobia, la represión de la clase obrera, más latente e insidiosa, es sin embargo parte integrante de su política. De hecho, escondido detrás de propuestas de reforma a las que trata de darle un carácter "izquierdista", como el renta básica para los nacionales, este gobierno racista sirve en última instancia a los intereses de las clases dominantes.

Esto es aún más evidente cuando sabemos que la Liga tuvo como base a los patrones del norte de Italia, que querían independizarse del resto del país para obtener aún más beneficios. Y es también la Liga que ha participado tres veces en las coaliciones de derechas de Sergio Berlusconi, conocido por ser un rapaz capitalista.

Pero la escena que tuvo lugar en Bolonia no es exclusiva de la Italia de Matteo Salvini, ya que la mano que reprime a los trabajadores que levantan la cabeza ante las ofensivas neoliberales se extiende por toda Europa. Dondequiera que se levante la clase obrera, la represión está presente, así como la oleada racista del gobierno Salvini amplía sus ecos en toda la Europa imperialista que causa las migraciones forzosas, las crisis de refugiados y las numerosas muertes en el Mediterráneo.







Temas relacionados

Izquierda italiana   /    Represión policial   /    Italia   /    Represión   /    Huelga   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO