Política

ELECCIONES 2019

Saltar de la sartén al fuego: Insaurralde se postula para gobernador de Buenos Aires

Vidal viene jugando con un posible adelantamiento y desdoblamiento de las elecciones en la Provincia de Buenos Aires. Un sector de intendentes del peronismo salieron apurados a respaldar la candidatura del lomense, Martín Insaurralde, para gobernador.

Laura Magnaghi

Junta Interna ATE Hospital Alende; dirigente del PTS e integrante de la CD de ATE Sur

Miércoles 16 de enero | 10:32

La gobernadora Vidal viene jugando con un posible adelantamiento y desdoblamiento de las elecciones en la Provincia de Buenos Aires, que según sus dichos se definiría en febrero. Frente a esto, un sector de intendentes del peronismo salieron apurados a respaldar la candidatura del lomense, Martín Insaurralde, para gobernador.

A tono con lo que está ocurriendo en varias provincias del país, en la Provincia de Buenos Aires se discute hace tiempo la posibilidad de desdoblar las elecciones ejecutivas provinciales de la elección nacional, donde este año vuelve a elegirse presidente.

Este proyecto no es más que pura especulación, de unos y de otros. Vidal lo piensa como una posible maniobra para distanciarse de la mala imagen de Macri, y los peronistas se oponen para no perder el paraguas de CFK que en el 2017 les permitió mantener el control en sus cuerpos deliberantes.
Por esto, dos jefes comunales de distritos de peso, Katopodis de San Martín y Zabaleta de Hurlingham salieron a elogiar a Insaurralde y a argumentar que es el mejor posicionado para ser el candidato a gobernador del peronismo. Uno de los argumentos, en boca de Katopodis sería que "Martín (Insaurralde) es un gran intendente y podría ser quien represente a los intendentes del peronismo en la elección". Además de que, según sus cuentas, el lomense podría captar los votos del 2017, de Massa y Randazzo. Apoyarían esta postulación otro puñado de intendentes del PJ “Unidad y Renovación”, entre ellos, Alejandro Granados, apodado el “mataguachos” por organizar escuadrones de la muerte.

Sin embargo, la “jefa” parecería no perdonar al “mariscal de la derrota” Insaurralde, tras perder con Massa en 2013 y por eso le vuelve a largar a Axel Kicillof, su ex ministro de economía como candidato al mismo cargo. El mismo que viene de declarar que es posible un FMI mas razonable y negociar un ajuste menos brutal que el acordado con Macri.

Así,se sumarían a la carrera por la gobernación, con un peronismo dividido, donde también compiten para el puesto Verónica Magario, intendenta de La Matanza, Fernando Espinoza, ex intendente del mismo municipio.

Un prontuario negro

Para enfrentar a Vidal en la próxima “madre de todas la batallas” electorales, buscan a alguien que tenga la misma ambición de ajustar a las y los trabajadores.

Insaurralde, con sus legisladores, y otros del espacio del PJ “Unidad y Renovación” votó a favor de todos los presupuestos de Cambiemos, incluyendo el presupuesto de ajuste para el 2019, dictado de puño y letra por la mano del FMI. A cambio de unas chirolas para obras públicas (que curiosamente nunca son destinadas a las necesidades más urgentes, como salud, educación y obras hídricas), son partícipes del ajuste.

Esto una costumbre para el lomense, que anteriormente ya le dio quórum, por medio de su delfín Federico Otermin, al gobierno de Cambiemos para saquear la caja de jubilaciones del Banco Provincia.

Es que el baroncito Martín es un digno hijo político de Duhalde. En sus años de juventud militó en la UCEDE, el partido Alvaro Alsogaray y comenzó a militar en el peronismo de la mano de Duhalde. Hasta Menem fue el padrino de su boda, allá por los años ‘90!

Cobra un abultado sueldo de más de $226.000. Y está a favor de meter en la cárcel a niños de 14 años. Un tema que el gobierno de Cambiemos y Vidal pretenden instalar nuevamente y que los pone en la misma vereda.

Y por casa, ¿cómo andamos?

Volviendo a la declaración de Katopodis, este lo define a Insaurralde como “un gran intendente”. Sin embargo, seguramente la mayoría de las y los trabajadores del municipio no tengan acuerdo. Veamos.

En Lomas de Zamora, donde Insaurralde gobierna hace ya casi 8 años, las condiciones de de vida de las y los trabajadores son atacadas regularmente. Además de sufrir inundaciones cada vez que llueve, una gran parte de las viviendas no tiene agua potable, no tiene cloacas y carecen de gas natural.

Las escuelas y las salitas de los barrios se caen a pedazos y el gobierno hace oídos sordos. A los trabajadores y trabajadoras de la salud y municipales, además de contratarlos por salarios de hambre, negocia con el sindicato de municipales paritarias de miseria. A los y las contratadas no se les paga el salario familiar.

Si sabremos de estas condiciones las y los que trabajamos en el Hospital Alende, a quienes hace pocos meses nos recortaron las horas extras, perdiendo el 20% del salario.

Quizás la posible candidatura a gobernador le traiga a Insaurralde malos recuerdos del 2013. Luego de su fracaso estando a la cabeza de la lista de diputados del FPV por la provincia, en el Hospital Alende llevamos adelante un inédito proceso de lucha antiburocrático, dirigido por mujeres, donde echamos a su burocracia amiga del sindicato de municipales y conformamos la Junta Interna de ATE. La cual Insaurralde se niega a reconocer, incumpliendo una resolución de la Corte Suprema de la Provincia.

Además, en el 2017 realizamos un contundente paro de mujeres, acompañadas por nuestros compañeros varones, a pesar de todas las maniobras que quisieron impedirlo.

Sumado a esto, siguiendo la línea de coquetear con Vidal y el gobierno, para cumplir con el déficit “0” exigido por el FMI, en septiembre del año pasado el Concejo Deliberante de Lomas de Zamora sancionó, en un tratamiento exprés ordenado por Insaurralde, un aumento de hasta el 150% en la tasa de alumbrado que cobra el municipio.

A pesar de posar de opositor al gobierno de Vidal y de Cambiemos, Insaurralde no tiene nada que envidiarle a la política ajustadora y de derecha de la gobernadora. Es uno de los grandes responsables de la enorme desigualdad del Gran Buenos Aires, donde conviven barrios muy humildes miles de familias en condiciones ultra precarias, con lujosos barrios privados en los que residen empresarios y funcionarios que cobran fortunas.

No podemos seguir esperando a “votar bien” en unos meses. El ajuste brutal a las y los trabajadores ya comenzó, de la mano del gobierno y de la "oposición" peronista y el FMI.

Hay que tomar medidas de fondo para enfrentar este nuevo saqueo, empezando por el no pago de la deuda pública, rompiendo definitivamente con el FMI. Este saqueo solo puede ser derrotado con millones en las calles, y con un partido unificado de la izquierda revolucionaria a la cabeza de esta lucha, para que la crisis la paguen los capitalistas. Por esto peleamos desde el PTS en el Frente de Izquierda.







Temas relacionados

Elecciones 2019   /    Hospital Alende   /    Martín Insaurralde   /    Provincia de Buenos Aires   /    Zona Sur del Gran Buenos Aires   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO