Mundo Obrero

MUNDO OBRERO

Salta: la Seaboard Corporation despide a 181 trabajadores del Ingenio El Tabacal

Así lo expresa un comunicado que se titula “Tabacal Agroindustria no cierra”, en alusión al lock out patronal tras la presentación de un preventivo de crisis en el Ingenio San Isidro. Asamblea de trabajadores votó paro por tiempo indeterminado.

Florencia Unquillo

Docente de Salta

Viernes 26 de enero | Edición del día

La Seaboard Corporation, empresa de capitales yanquis que es dueña del gigante azucarero del norte salteño, planteó que se ve obligada a la medida que implica la reducción del 10% de la planta, para garantizar la continuidad de 1700 fuentes laborales. Lo hace el mismo día en que el Secretario General de la Federación Obrera Tucumana de la Industria del Azúcar (FOTIA), Roberto Palina, informara sobre el peligro del inicio de la zafra en el ingenio San Juan y a una semana de que la multinacional peruana Grupo Gloria S.A. informará mediante un banner en la puerta del Ingenio San Isidro que tras iniciar el trámite de presentación de un procesos Preventivo de Crisis, se dispone a cerrar el mismo, dejando a más de 730 familias en la calle, una cifra que algunos medios alcanza los 1500 trabajadores.

Te puede interesar: Salta: anuncian cierre del Ingenio azucarero San Isidro

Sorpresivamente, la empresa aduce que las contrarreformas previsional y fiscal, acordadas por Mauricio Macri y gobernadores como Juan Manuel Urtubey y votadas en diciembre pasado, perjudican (!?) a las grandes empresas así como el “aumento del precio del gas, la fuerte baja en el precio del bioetanol (Tabacal lideró en la última década las inversiones para la producción de este combustible renovable), el aumento del Impuesto sobre los Ingresos Brutos decidido por el fisco salteño, y los posibles cambios en las sumas no remunerativas, implican un aumento de costos anuales/pérdidas adicionales del orden de los 23 millones de dólares solo para 2018”. Además del “incremento del 94% de los aportes patronales a la seguridad social”, los salarios altos del sector y el nivel de conflictividad laboral.

En 2016 un conflicto durísimo que se extendió durante 76 días contra la flexibilización laboral y la baja salarial a través de la implementación de un cuarto turno relevante, que en el día de hoy Tabacal aplica de forma ilegal violando incluso el acuerdo arribado ese año con los trabajadores que implicaba la judicialización de la implementación del cuarto turno, fue respondido por la patronal yanky y el gobierno de Urtubey a los tiros de balas de plomo.

Los industriales azucareros con epicentro en las provincias de Jujuy, Salta y Tucumán son parte de los sectores económicos ganadores bajo el gobierno de Macri, que no solo se vieron beneficiados por el aumento del cupo de etanol en naftas, la devaluación, y la quita de retenciones a la exportación, sino que además vienen siendo beneficiadas por un sostenido aumento de los precios del bioetanol, que se triplicó en los últimos 5 años, y de los precios internos del azúcar, que han aumentado más de un 50% en el último año.

Recordemos que en noviembre del año pasado, como parte del paquete de reformas impositivas, el gobierno nacional dispuso la reducción del 29% en los precios del bioetanol que pagan las empresas petroleras. Tras acordar con los gobernadores el apoyo a la reforma previsional, el gobierno dio marcha atrás con esta medida estableciendo una reducción del 7,5% hasta enero de 2018. A partir de febrero se implementaría el segundo tramo de la reducción por un 14% sujeto a una revisión de las partes, una rebaja que de aplicarse mantendría los precios del bioetanol en niveles históricamente altos. Pero en su comunicado la empresa reclama la anulación de esta medida utilizando los despidos como forma de chantaje, sobre todo apuntando a dar un golpe a los trabajadores y reducir drásticamente el costo salarial.

La referente del PTS en el Frente de Izquierda, Daniela Planes, sostuvo tras enterarse de este nuevo ataque de la Seaboard que “lo que vienen mostrando los números de las ventas tanto de azúcar como de bioetanol es que son negocios altamente rentables (…) Macri no puede avanzar con la reforma laboral en el Congreso y las patronales comienzan a atacar las condiciones de trabajo sector por sector (…) es lo que vemos hace unos meses en el Ingenio la Esperanza y Ledesma en la vecina Jujuy, o en el lock out patronal en el Ingenio San Isidro y los despidos en El Tabacal, donde no hay ninguna medida dictada por urgencia económica (…) y si esto no es así que las patronales de los ingenios abran sus libros de contabilidad de cara a los trabajadores y el pueblo para analizar de conjunto sus costos y beneficios (…) desde el PTS estamos solidarizándonos con todos los conflictos y aportando a sus fondos de lucha para que ninguna pelea sea derrotada por hambre, como en el Ingenio La Esperanza, el Hospital Posadas o en Fanazul, donde se demuestra que hay fuerzas para derrotarlos y ganar”.








Temas relacionados

Ingenio Tabacal   /    Salta   /    FOTIA   /    PTS   /    Salta   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO