Internacional

FRANCIA

Renuncia el presidente de Air France tras ser derrotada su oferta salarial

El presidente de Air France anunció su renuncia tras salir derrotado en una votación que impulsó entre los trabajadores en huelga para que acepten la oferta miserable de 2% de aumento salarial.

Viernes 4 de mayo | 14:32

El presidente del grupo franco holandés Air France-KLM, Jean-Marc Janaillac, anunció este viernes su renuncia tras salir derrotado en una "encuesta anónima" que había preparado para intentar quebrar la huelga que llevan adelante los trabajadores.

El propio Janaillac se jugó el puesto al lanzar esta maniobra con la que buscada demostrar que los trabajadores apoyaban la propuesta miserable de aumento salarial del 2% que ofrecía la empresa. Sin embargo el resultado de la votación anónima en la que participaron más del 80% de los trabajadores demostró lo contrario.

Su propuesta de un aumento salarial de 2 % este año y un 5 % suplementario de forma escalonada en los tres siguientes, fue derrotada con el 55,44 % de votos en contra.

"Más allá de las expectativas salariales, este voto es el resultado de un malestar. Como había prometido, asumo las consecuencias de este voto y presentaré mi dimisión en los próximos días", dijo en una conferencia de prensa Janaillac que había puesto su renuncia sobre la mesa como una extorsión a los trabajadores para que acaben con la huelga y acepten las condiciones de la empresa.

La propuesta de aumento era una verdadera burla frente al 6% de aumento inmediato que exigía el sindicato y teniendo en cuenta las ganancias récord que registra la compañía.

Esta decisión es también un golpe para el dirigente sindical de la central CFDT, Laurent Berger, que había comparado a los huelguistas de Air France con un grupo de "secuestradores" y pidió una consulta entre todos los empleados de la empresa.

El director general del grupo dijo en el discurso en el que anunció su renuncia que "sería un suicidio aceptar las demandas de los trabajadores". De hecho, ni siquiera los magros aumentos ofrecidos son del agrado de los accionistas del grupo en un contexto en el que la huelga ya causó perdidas por casi 300 millones de euros, lo que muestra que son los trabajadores quienes producen la riqueza de la empresa.

La dirección del grupo está ahora entre la espada y la pared. El conflicto en Air France se está volviendo más radical mientras que continúa la huelga de los trabajadores ferroviarios y se extiende la lucha de los estudiantes, lo que no es una buena noticia para el gobierno de Macron.

Te puede interesar: Francia: los ferroviarios, estudiantes, trabajadores de Air France y docentes enfrentan la represión







Temas relacionados

Trabajadores aeronáuticos   /    Aeronáuticos   /    Air France   /    Ferroviarios   /    Emmanuel Macron   /    Francia   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO