Mundo Obrero

ESPIONAJE ILEGAL

Procesan a un subcomisario de la Federal por infiltrarse entre trabajadores del INTI

Se trata de José Manuel Bravo, quien de civil se infiltró una asamblea en la sede central del Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI) en San Martín (Provincia de Buenos Aires). Fue procesado por abuso de autoridad.

Lunes 30 de noviembre de 2020 | 20:46

Los trabajadores y las trabajadoras de INTI descubrieron el 12 de marzo de este año a un infiltrado tomando fotos y realizando espionaje mientras se desarrollaba una asamblea en el predio del Instituto en la localidad de San Martín. El espía había entrado al INTI sin identificarse, tal como lo reconoció la directora de Recursos Humanos del organismo en ese momento.

Por la presión de los y las trabajadores, que exigieron explicaciones sobre el plan de persecución y hostigamiento montado en el INTI y las acciones de espionaje clandestino desarrolladas durante la asamblea, los jefes policiales del infiltrado y autoridades del INTI debieron realizar un acta donde constan los hechos.

Así fue que lograron identificar al policía que hacía espionaje ilegal: José Manuel Bravo y era el subcomisario de la delegación San Martín la Policía Federal.

Salió a la luz también que su jefe y quien firmó la orden para que se llevara a cabo el espionaje, es el Comisario Inspector Fernando Héctor Villegas. Este policía federal fue procesado por vejaciones a partir de una denuncia de Madres de Plaza de Mayo, el 20 de diciembre de 2001, durante las jornadas revolucionarias que fueron duramente reprimidas y donde murieron 39 personas y que terminó con el gobierno de De la Rúa.

Podés leer: INTI: identificaron al espía de la Policía Federal que se infiltró en una asamblea

El procesamiento

El hecho fue investigado por el juez Sebastián Ramos junto al fiscal Ramiro González. En la reciente resolución del juez, se señala que “ha quedado suficientemente acreditado (…) que el día 12 de marzo del corriente, Bravo, concurrió al INTI con motivo del cumplimiento de la orden de servicio indicada, que al arribar al playón de ingreso del predio fue interceptado por autoridades del instituto, quienes le manifestaron e insistieron en que debía retirarse porque no había sido solicitada la presencia de personal policial”.

Tomando parte de la denuncia de la Junta Interna de ATE INTI, el juez señaló en el procesamiento que, a pesar de que las y los trabajadores trataron de impedir que el policía federal se acercara a la asamblea "el imputado igualmente ingresó al instituto abusando de su autoridad y condición de policía, se infiltró en la asamblea y procedió a la toma de por lo menos una fotografía con su teléfono celular, tal como lo explicara en su descargo".

El juez Ramos agregó que "resulta evidente, como el propio Bravo lo destacó, que debía ’tomar contacto visual’ con la asamblea y no introducirse en la misma, pero además (...), Bravo no debió, bajo ningún aspecto, introducirse en la misma, mucho menos tomar una fotografía desde allí ­como él mismo explicó­, porque no era lo que la orden requería, sino que se excedió en su cumplimiento y para ello hizo uso y abuso de su condición de policía".

En base a esto, procesó por abuso de autoridad al exsubcosmisario José Manuel Bravo. El procesamiento de Bravo fue sin prisión preventiva y se le trabó un embargo de 20.000 pesos. El juez, al mismo tiempo se declaró incompetente y envió el expediente a la justicia federal de San Martín. Allí se tendrá que completar la investigación.

Una pena que deja sabor a poco teniendo en cuenta la absoluta gravedad de los hechos que protagonizó Bravo y que fue avalado por sus superiores. La infiltración y el espionaje a las organizaciones de trabajadores, organizaciones sociales y políticas es una práctica habitual de entre las fuerzas de seguridad durante todos los gobiernos. Algo que la ministra Sabina Frederic no desconoce y que tampoco ha repudiado.







Temas relacionados

Espionaje ilegal   /    INTI   /    Libertades Democráticas   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO