Economía

EL PESO FINANCIERO DEL LEGADO ECONÓMICO DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

Presidente de Pdvsa anunció un canje de bonos de 7000 millones de dólares

A pesar de la retórica antiimperialista el gobierno chavista sigue estrechando sus relaciones con el capital financiero mundial, iniciando un canje de bonos de Pdvsa sin informar al país la tasa de interés.

Omar Vazquez Heredia

@omargvazquez

Sábado 17 de septiembre de 2016

El pasado martes 13 de septiembre, en el Salón Ayacucho del Palacio de Miraflores, se desarrolló la reunión número 32 del Consejo Nacional de Economía Productiva. Al finalizar el encuentro entre altos funcionarios estatales, empresarios locales, gerentes de transnacionales y dirigentes sindicales gubernamentales, el Presidente de Pdvsa Eulogio del Pino anunció que “hoy ya estamos haciendo pública la oferta oficial de Petróleos de Venezuela de un canje de nuestros bonos con vencimiento en octubre y noviembre de 2016 y abril y noviembre de 2017”.

Del Pino especificaba posteriormente en sus palabras que “el volumen total de bonos que estamos ofreciendo de canje es de 7000 mil millones de dólares y estamos cambiando por un bono que tendrá vencimiento en 2017, 2018 y 2020”.

La operación financiera que desarrolla el gobierno nacional del Presidente Nicolás Maduro sin informar al país de manera pública la tasa de interés de los nuevos bonos, intenta postergar el pago de vencimientos de los bonos de la deuda de Pdvsa, que vencen en fechas tan cercanas como los dos próximos meses del año y en el transcurso del 2017, ante la ausencia de divisas con las cuales cancelar esos compromisos económicos con el capital financiero mundial y local, producto de la reducción del precio del petróleo y de los obstáculos políticos para continuar disminuyendo de manera unilateral los recursos destinados a las importaciones.

En la misma declaración el Presidente de Pdvsa invitó a los bonistas al canje señalando que los bonos ofertados “tienen una rentabilidad bastante atractiva y una garantía colateral también bastante atractiva, un porcentaje de acciones de nuestra empresa Citgo en Estados Unidos”, reafirmando “que como parte de esa responsabilidad que siempre ha tenido Petróleos de Venezuela con sus tenedores de bonos, estamos ofreciendo un instrumento atractivo que ofrece el mantenimiento de esa rentabilidad hasta el año 2020”.

Además, en contraposición de la retórica de los altos jerarcas chavistas orientada a sus bases donde constantemente efectúan afirmaciones acerca de una supuesta “guerra económica”, el Presidente de Pdvsa concluyó precisando que los bonos ofrecidos en el canje “han sido explicados a las calificadoras de riesgo”, en ese sentido “la mayoría de ellas lo han calificado como positivo”.

La situación financiera de Pdvsa es un factor central de la crisis económica que actualmente padecen las clases populares del país, en el año 2009 la reducción del precio del petróleo fue respondida por el Presidente Hugo Chávez con un incremento grosero del endeudamiento de la principal empresa estatal.

Recursos económicos que aunque hipotecaron el futuro del pueblo trabajador venezolano permitieron al gobierno chavista conservar dos de sus pilares burgueses: a través de un tipo de cambio sobrevaluado el subsidio a las importaciones de la burguesía transnacional y local y a su vez la estructura tributaria regresiva de Venezuela, que se encuentra caracterizada por sostenerse en un impuesto indirecto como el IVA que cancelamos todos los consumidores con la misma alícuota.

Según los Estados Financieros Consolidados de Pdvsa del 2012 la industria petrolera estatal en el año 2010 tenía un pasivo total de 76.451 millones de dólares, en cambio para el año 2012 el pasivo total había ascendido a los 142.596 millones de dólares, representando un aumento en solamente dos años de 66.145 millones de dólares, es decir, un 46,38%.

Esa realidad financiera de Pdvsa es heredada por el Presidente Nicolás Maduro en el año 2013, cuando asume como sucesor gubernamental de Hugo Chávez. El llamado primer Presidente chavista descarga la deuda de la principal empresa estatal en las espaldas, estómagos y bolsillos del pueblo trabajador venezolano, creando las condiciones que posibilitaron el aumento de la inflación y de la escasez mediante la contracción unilateral del monto de dólares destinado a las importaciones, con la finalidad de ahorrar divisas con las cuales asumir la cancelación de los pasivos de Pdvsa.

Según datos del Banco Central de Venezuela en el año 2012 los recursos destinados a las importaciones alcanzaron la cifra tope de 71.083 millones de dólares, al contrario en los tres primeros semestres del año 2015 los dólares destinados a las importaciones solo fueron 30.216 millones. En cambio, el pago al capital financiero mundial y local de las deudas contraídas por Pdvsa es convertido en el objetivo central del gobierno chavista bajo la dirección del Presidente Nicolás Maduro, en su llamado “compromiso patrio”.

Según los Estados Financieros Consolidados de Pdvsa del 2015 la industria petrolera estatal en el año 2013 tenía un pasivo total de 146.634 millones de dólares, pasivo total que en el año 2015 finalizó en solo 111.064 millones de dólares, implicando una disminución en solo dos años de 35.570 millones de dólares. En pocas palabras, en medio de toda la farsa estatal de la “guerra económica”, el gobierno chavista canceló solamente en pasivos de Pdvsa 35.570 millones de dólares.

En la actualidad, cuando el gobierno nacional y la MUD juegan a la falsa polarización con marchas y contramarchas, realizando supuestas “negociaciones de paz” que solo buscan definir una transición gubernamental que garantice la coexistencia partidista y la impunidad de los corruptos, se sigue evidenciando que en medio de la crisis económica padecida por las clases populares del país los dos grandes bloques partidistas tienen respuestas reaccionarias y conservadoras ante la deuda estatal. Por eso, es necesario levantar desde el pueblo trabajador una alternativa política que con independencia de clase plantee la suspensión del pago, la auditoría y el repudio de la deuda externa.






Temas relacionados

Eulogio Del Pino   /   PDVSA   /   Deuda externa   /   Nicolás Maduro   /   Economía

Comentarios

DEJAR COMENTARIO