Mundo Obrero

LA PLATA

Preocupación por muertes de empleados municipales

El fallecimiento reciente de un operario que realizaba tareas de poda, actualiza la seguidilla de accidentes trágicos ocurridos durante la gestión de Pablo Bruera al frente de la intendencia de la capital bonaerense.

Jueves 25 de septiembre de 2014 | Edición del día

Héctor Roldán cayó al vacío y un fuerte golpe lo dejó sin vida mientras podaba árboles en las calles de City Bell, el jueves 11 de septiembre. La muerte de este operario de una cooperativa municipal no es un caso aislado. Un mes antes Julio César Carballo murió luego de que un bloque de mampostería cayera sobre su cabeza, cuando realizaba tareas de refacción y mantenimiento en el Anfiteatro del Lago.

Distintos sectores de la oposición local han denunciado la secuencia de muertes y accidentes del último tiempo y la falta de respuestas de la gestión bruerista. Por su parte, representantes de la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) denunciaron la falta de medidas elementales de seguridad e higiene, la falta de capacitación, herramientas adecuadas y las condiciones de precariedad en las que los empleados del municipio salen cotidianamente a trabajar.

Luana Simioni, dirigente del PTS y referente del Frente de Izquierda en la ciudad, planteó que “la tercerización a través de cooperativas de tareas que son propias del municipio, se ha convertido en una constante cada vez más creciente en nuestra ciudad. El único fin es abaratar costos, pagando salarios de hambre a los trabajadores de las cooperativas y achicando así la planta permanente del municipio”. Denunció que “a pocos días de que Mariano Bruera, hermano del intendente, fuera nombrado por Jorge Telerman (Presidente del Instituto Cultural de la Provincia) a cargo de las obras de restauración y puesta en valor del Anfiteatro del Lago, tuvimos que lamentar la muerte de Carballo. Son ellos los responsables políticos de estos terribles hechos”.

Los últimos casos que trascendieron tienen como antecedente la explosión seguida de incendio del depósito de corralón municipal, que en septiembre de 2010 se cobró la vida de Marcelo Silva y Daniel Negri. En junio de 2013 Eduardo Bermúdez murió electrocutado mientras maniobraba una motosierra para tareas de poda. Por otra parte, el 28 de julio último un trabajador que realizaba tareas de limpieza tuvo que ser trasladado de urgencia, luego de ser aplastado por un camión de recolección. Germán Mogilner, delegado de ATE por la Municipalidad de La Plata y miembro del Consejo Directivo Provincial, denuncia a su vez otros casos con menos difusión, como el de un trabajador que falleció al ser golpeado por una pala mecánica y otro que murió quemado marcando una senda peatonal del centro platense.







Temas relacionados

La Plata, Berisso y Ensenada   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO