Sociedad

MEDIO AMBIENTE

Pobladores y ambientalistas ganan amparo en defensa del manglar de Tajamar

Viernes 23 de junio | 23:31

1 / 1

El amparo lo otorgó el Tercer Tribunal Colegiado del Vigésimo Séptimo Circuito a Salvemos Malecón Tajamar y el Grupo Ecologista del Mayab, Greenpeace y el Centro Mexicano de Derecho Ambiental (Cemda) y otras organizaciones ambientalistas que se oponen a la construcción del Malecón Tajamar. Es así que la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales debe de abstenerse de ejecutar la autorización de impacto ambiental otorgada al Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur).

Esta autorización, ahora sin efecto, permitía la remoción de manglar (y la devastación del ecosistema del que era sustento) para llevar a cabo un proyecto inmobiliario en el centro de Cancún.

El resolutivo obliga a Semarnart a que se abstenga de emitir una nueva autorización y restaure la zona afectada, "lo que representa un logro en la protección del manglar de Tajamar".

"Destacamos de la resolución del Tribunal Colegiado, el sentido que da para determinar que, derivado del principio de responsabilidad, el que genera el efecto degradante al ambiente actuales o futuros, es responsable de los costos de las acciones preventivas y correctivas. El siguiente paso es identificar cómo se debe restaurar o reforestar la porción del manglar que ha sido afectada", señalaron las organizaciones que defienden el manglar.

Declararon las organizaciones en un comunicado: "Aplaudimos del mismo modo, que el Tribunal reconoce bajo la perspectiva de derechos humanos, el interés legítimo de las quejosas al identificar su residencia en Cancún y principalmente destacando el beneficio social que se hizo valer al querer proteger los manglares del Malecón Tajamar".

Esta lucha por la defensa del manglar inició en el 28 de julio de 2015, con alerta vía redes sociales a los pobladores de Cancún del desmonte de Tajamar con los animales dentro. Al día siguiente, desde las 7 de la mañana, una protesta exigió la detención de las máquinas y así se frenó de momento el ecocidio.
Más tarde se presentaron numerosas denuncias ante la Procuraduría Federal de Protección al Medio Ambiente (Profepa).

La lucha continúa. Para que este amparo sea efectivo los pobladores y los ambientalistas deben desplegar la más amplia movilización y sumar a las trabajadoras y los trabajadores a la defensa del manglar.

Te puede interesar: Degradación de la vida y crisis ambiental: ¿qué alternativa hay al capitalismo?






Temas relacionados

Quintana Roo   /   Devastación ambiental   /   PROFEPA    /   Sociedad

Comentarios

DEJAR COMENTARIO