Cultura

MÚSICA // ROCK

Pink Floyd: las nuevas sobras/obras

El pasado 11 de Noviembre se publicó “The Early Years 1965/1972”, una increíble caja que reúne ¡27 discos! entre Cds-DVDs y Blue rays. Gran mayoría de material inédito, a un precio casi prohibitivo.

Andrés Ruiz

Columnista de Rock (programa “Segurola y Habana” – Futurock)

Martes 22 de noviembre | Edición del día

Si sos una persona realmente admiradora de Pink Floyd, cuando tengas acceso a escuchar y ver el Box Set editado el pasado Viernes 11 te recomiendo que cuides tus emociones. Porque lo que salió editado es algo que se estaba esperando desde hace muchísimos años. Se trata de The Early Years 1965/1972, y justamente incluye desde las primerísimas grabaciones de Pink Floyd -como ese demo que grabaron en 1965 con Rado Klose y Juliette Gale como miembros junto a por supuesto Syd Barrett, Roger Waters, Richard Wright y Nick Mason- hasta una nueva remasterización de Obscured By Clouds, banda de sonido de la película del mismo nombre de 1972.

La caja contiene 130 tracks de audio (12 horas y media) y 15 horas de imágenes inéditas, sí... leíste bien. El problema es adquirirla, tiene un precio costosísimo de aproximadamente 600 dólares. Y esto es lo que está sucediendo cada vez más en el Rock. No paran de editarse cajas lujosas de incontables cantidades de discos (por ejemplo también se editó hace pocos días un Box Set de Bob Dylan con 36 discos de su polémica gira de 1966).

Tiene que ver esto también, sin duda, con los derechos de copyright de los artistas, ya que en Europa si no se publica material de esos años se pierde el derecho sobre las obras. Todo un problema para esta gente acaudalada. Pero evitemos hablar del dinero y derechos de propiedad para adentrarnos en el arte.

El packaging de esta caja emula el color (negro con una raya blanca que lo atraviesa) a una vieja camioneta con la cual esos primeros Pink Floyd (por entonces llamados The T-Set) iban a bares de pueblos a tocar su venerado Rhythm And Blues de artistas negros como Bo Diddley o interpretando covers de Chuck Berry, además de algunas canciones propias. En 1965 ya The Beatles, The Rolling Stones o The Kinks hacían furor, y estos muchachos recién llegados de Cambridge con su lenguaje intelectual empezaban a experimentar con drogas aún livianas buscando un vuelo distinto a lo conocido. Sobre todo Roger Keith Barrett, alias Syd.

Volviendo a The Early Days..., entonces nos encontramos con esa primera grabación donde está incluida una anticipación a los primeros singles ya conocidos con la canción “Lucy Leave”, una joyita de Barrett que igualmente circulaba, sin tan buen sonido, en distintos piratas. Estas primeras grabaciones de 1965 ya habían salido editadas por sorpresa oficialmente solo en vinilo y se habían agotado en menos de una semana.

Sigamos con los audios: nos encontramos también con los singles oficiales remasterizados nuevamente para la ocasión y la sorpresa está en 3 canciones maravillosas inéditas: “In The Beachwoods”, “Vegetable Man” y “Scream Thy Last Scream” que son grabaciones de los estudios De Leane en Septiembre de 1967, es decir ya en el apocalipsis Barretteano cuando Syd era fuertemente cuestionado sobre todo por Roger Waters por la dirección artística que quería llevar a cabo el entonces líder.

Otra sorpresa de la era psicodélica es un concierto en Estocolmo, Suecia también de ese mes de 1967. Aquí hay un “problema”. El audio es muy bueno pero no captó las voces, así que se escucha solamente lo instrumental de dicha noche, aunque no deja de sorprender. Y es aquí donde, a mi entender queda mal parado (tampoco tanto) Roger Waters. Ya se decía en “la historia oficial” que Barrett por entonces era casi incapaz de tocar. ¿Será acaso que fue una excepción esa noche en Estocolmo? En dicho concierto el que comete múltiples errores en varios pasajes es precisamente Roger Waters, yéndose de tiempo o errando acordes. Igualmente es un concierto histórico.

Para finalizar la era Barrett se puede apreciar también, y esto es muy extraño, una grabación que fue pensada como banda de sonido del experimental cineasta John Latham. Hay 30 minutos de sesiones para dicha película que fue finalmente desechada por el director, por lo cual quedó la cinta master guardada hasta este año 2016. En mi opinión solo vale como hecho histórico, es evidente que no estaban justamente creativos ese día. Esta grabación se torna aburrida y monotemática por momentos.

Pero sigamos, porque esto recién empieza. 1968 fue un año de transición para la banda, no estaba claro el camino a seguir. Ya ingresado David Gilmour en lugar de Barrett, estaban buscando un nuevo camino. En The Early Years están esos primeros singles con Gilmour más grabaciones inéditas de los por suerte cuidados archivos de la BBC, con una excelente calidad de sonido. Canciones como “Julia Dream” o “Embryo” gozan de una increíble salud de audio, mientras que ya adentrándonos en 1969 (el año en el que salió editado oficialmente Ummagumma) podemos apreciar a una banda más consolidada y con grabaciones también de la BBC más canciones en vivo de un proyecto titulado por entonces “The Man And The Journey”, que trataba conceptualmente sobre las 24 horas de un día de una persona en la Tierra.

Así llegamos a 1970, año del disco Atom Heart Mother. Sí, el de la vaca en la portada. Grabaciones en vivo de dicho disco documentan, junto a una orquesta y un grupo de baile, lo que fue dicha gira, que fue criticada y ovacionada a la vez. Ya estaban adentrándose decididamente en la oleada de la música progresiva, mientras desde lejos Barrett editaba dos discos espectacularmente descuidados como The Madcap Laughs o Barrett, producidos ambos por sus ex compañeros de banda.

Definitivamente The Early Years 1965-1972 es un viaje de vida.

Otra sorpresa son outtakes de la película Zabriskie Point. Es conocida la historia de que el director Michelangelo Antonioni no quedó satisfecho con la música que proporcionó Pink Floyd, así que solamente 3 canciones de sesiones para el film quedaron en la banda de sonido. Muchos años después saldría un disco doble ya con más canciones de Pink Floyd. Aquí en esta megacaja (no se confundan con el megacanje) se incluyen tomas para la película, algunas apenas exceden el minuto de duración. No entiendo por qué Antonioni no gustó de estas canciones. Influencias de Grateful Dead son apreciadas en estas tomas, muchos títulos tienen nombres como “Love Scene” o “Auto Scene”, claramente eran los Floyd componiendo la música mientras grababan en el estudio. Vale destacar que se encuentra entre lo descartado una primeriza versión de lo que sería “The Great Gig In The Sky”, que estaría años después formando parte del legendario The Dark Side Of The Moon.

1971 ya es el año de Meddle, uno de los más grandes trabajos de Pink Floyd por incluir en un lado del disco (ahora que volvió el vinilo no hace falta explicarlo en demasía) una sola canción: la maravillosa “Echoes”. En The Early Years se encuentra el germen de la canción titulada originalmente “Nothing”.

Destacable también es la nueva remasterización de Live In Pompeii, por primera vez editada como disco. El sonido es superlativo, brillante. Nuevamente encontramos “Echoes” con una duración de casi 25 minutos y “One Of These Days”, incluidas en Meddle.

Ya finalizando incluye también un disco oficial entero remasterizado: la banda de sonido de La Vallée, película dirigida por el director Barbet Schroeder, titulada “Obscured By Clouds”. Quizás no sea el mejor disco de Pink Floyd, pero da la impresión que al escucharlo en 2016 adquiere otra dimensión, y más en esta caja.

Hay más. Hay un disco “exclusivo” para el Box Set (los discos por separado se venderán desde Marzo de 2017) con grabaciones de la BBC de la era Barrett más música inédita grabada para el film The Committee de 1968 y hasta una versión de “Echoes” en vivo en el Estadio Wembley en 1974 (de este concierto ya se había dado a conocer The Dark Side Of The Moon completo en la “Immersion Box Set”).

En lo visual se incluyen entrevistas, conciertos en programas de televisión, clips de la época de Barrett, la película La Vallée y mucho más. Y también es de destacar la memorabilia representada en programas de conciertos, fotos, un libro y los primeros 5 singles en vinilo en 45 Rpm.

Definitivamente The Early Years 1965-1972 es un viaje de vida. La vida de esta banda que se está despidiendo desde su lado archivista. Vale destacar que para el año que viene en Londres se está preparando una megaexposición con la historia de la banda y ya están los tickets a la venta.

Pink Floyd. Y pensar que seguramente todavía debe haber gente preguntando cuál de sus integrantes se llama Pink.




Temas relacionados

Crítica de discos   /    The Early Years 1965/1972   /    Pink Floyd   /    Música   /    Cultura

Comentarios

DEJAR COMENTARIO