Política Chile

INTERNACIONAL

Piñera apoya a Macri y sus ataques a los trabajadores argentinos

En medio del acuerdo entre el gobierno de Macri y el Fondo Monetario Internacional (FMI), que ha desatado manifestaciones en Argentina, el presidente Piñera y su gobierno apoyan al mandatario trasandino y los ajustes contra el pueblo trabajador.

Néstor Vera

Comité de redacción La Izquierda Diario

Viernes 11 de mayo de 2018

“Solidarizamos con los esfuerzos del presidente Macri para enfrentar una economía vulnerable y alcanzar un gasto público responsable, en un escenario internacional complejo y cambiante”, de esta forma cita el comunicado que emitió el gobierno de Piñera en apoyo al gobierno de Macri en Argentina, donde se está desarrollando una crisis económica y política de grandes proporciones.

Frente a esta situación, la derecha trasandina acaba de firmar un acuerdo con el Fondo Monetario Internacional, como un salvataje frente a la inestable situación económica que se vive. Pero este plan, lo que busca realmente es que esta crisis la paguen los trabajadores y sectores populares.

Entre las medidas que plantea el FMI destacan: bajar el salario, aumentar la edad de jubilación y reducir los gastos sociales. Esto se suma a las medidas de ajuste que ya había iniciado el gobierno de Macri junto a la antiobrera reforma laboral.
Estas son las medidas que avalan Piñera y su gobierno, para las que ofrecieron apoyo, incluso planteando que “el FMI puede ser fundamental en la creación de una red de seguridad financiera internacional”.

La derecha chilena busca dar soporte a uno de sus aliados, tal como lo hicieron con el gobierno golpista de Temer en Brasil. El gobierno de Piñera y la burguesía nacional es consciente que las cifras de crecimiento económico son volátiles, ya que se levantan sobre las bases inestables de la economía y la geopolítica internacional. Es decir, saben que en Chile se pueden abrir escenarios de mayores crisis económica y política.

Su solidaridad es también una señal de como los empresarios multimillorarios y sus políticos deben enfrentar estos escenarios, mostrando el verdadero rostro de los tiempos mejores.

Los ajuste de Macri y el acuerdo con el FMI han desatado diversas manifestaciones a nivel nacional por parte de organizaciones sindicales, estudiantiles, de mujeres y de la izquierda, denunciando este ataque al pueblo trabajador y pobre, que incluso recuerda la crisis vivida el 2001 que tuvo como resultado las jornadas revolucionarias del 19 y 20 de diciembre. En este sentido el Frente de Izquierda y de los Trabajadores viene planteando un paro nacional activo y un plan de lucha para enfrentar estos ataques.

Es esta respuesta a la que Piñera, Macri y el conjunto de la burguesía en Latinoamérica teme y rechaza. Así como los empresarios y sus políticos levantan esta solidaridad reaccionaria, los trabajadores y la izquierda debemos levantar nuestra más amplia solidaridad con el pueblo trabajador en Argentina. Solo la organización y movilización de amplios sectores del movimiento obrero, en unidad con el movimiento estudiantil, desocupados, mujeres y pobladores, con un programa anticapitalista y con independencia de los empresarios y sus políticos, permitirá que esta crisis la paguen los capitalistas.







Temas relacionados

Política Chile   /    Sebastián Piñera   /    Derecha chilena   /    Derecha   /    Mauricio Macri   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO