Política

Piden que la Legislatura de Neuquén repudie la semilibertad al genocida Molina Ezcurra

Fue mediante un proyecto de declaración en el que el diputado del Frente de Izquierda, Raúl Godoy, pidió el rechazo al fallo que habilita al genocida Jorge Eduardo Molina Ezcurra a salidas laborales.

Martes 22 de agosto | 14:14

El proyecto presentado esta mañana por el diputado del PTS en el Frente de Izquierda, Raúl Godoy, pide que la Legislatura provincial declare : "Su rechazo y repudio enérgico a la resolución judicial dictada por el Juez de Ejecución Penal, Eugenio Krom en fecha 1 de Agosto de 2017, por el cual otorga al represor condenado Jorge Eduardo Molina Ezcurra, un régimen de `semilibertad´ para desempeñar tareas en empresa de Seguridad SEGURCIEN S.A."

Jorge Eduardo Molina Ezcurra fue oficial de Inteligencia del destacamento 182 Neuquén en 1976 y 1977 y uno de los interrogadores en el Centro Clandestino de Detención y Tortura conocido como “La Escuelita”. A la fecha, se encuentra cumpliendo su pena en prisión domiciliaria, beneficio al que accedió luego de cumplir 70 años y se encuentra condenado en tres causas por delitos de lesa humanidad en la región; a 21 años en 2008 y en 2012 a la misma pena, y a 10 años 2015; y está procesado en dos nuevos tramos que se elevarían a juicio próximamente. Este represor como integrante del Destacamento de Inteligencia 182, cometió delitos de lesa humanidad constitutivos de un genocidio que repugnan, la sola posibilidad de la autorización a tal privilegio.

Días atrás,los organismos de DDHH de la región, en conjunto, dieron a conocer un pronunciamiento en repudio y el CeProDH, como querella presentó un escrito ante el Tribunal Oral Federal de Neuquén rechazando y pidiendo la revocatoria de esta resolución que favorece al genocida Molina Ezcurra.

Natalia Hormazabal, abogada del CeProDH y querellante en los juicios a los genocidas de la región, declaró: "nos parece una burla y un despropósito este fallo porque lo que hace es clarificar lo que venimos denunciando hace muchos años los organismos de derechos humanos; que estos genocidas, aún los condenados, no sólo los impunes, terminan siendo mano de obra suelta de un aparato represivo que continúa en funciones”, completó Hormazábal y agregó que “muestra de ello es que la Gendarmería secuestró en un operativo represivo a Santiago Maldonado y lo desapareció hace más de 15 días”.








Temas relacionados

Derechos Humanos   /    Neuquén   /    Parlamentaria   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO