Cultura

EDICIONES IPS

“Pelear por lo que uno quiere”

Una presentación de “Diez días que estremecieron al mundo” en una escuela secundaria del conurbano bonaerense

Liliana Vera Ibáñez

Delegada Suteba La Matanza | @liluzlisam

Sábado 25 de noviembre | Edición del día

El miércoles 22 de noviembre se realizó la primera presentación de la nueva edición de “Diez días que estremecieron al mundo” en un colegio del conurbano bonaerense. Participaron de más de 60 jóvenes estudiantes que debatieron las principales conclusiones de la Revolución rusa junto a Daniel Lencina, miembro del equipo editor del libro.

“¿Qué es la revolución?” Es “una forma de avanzar”, es “un cambio social” y a la vez sirve para “crear cosas nuevas”. Así comenzaba la charla presentación de la crónica de John Reed en la escuela secundaria 3 de Padua, luego de ver un corto video sobre la vida y obra de John Reed. El grupo integrado por más de 60 estudiantes, de 15 años en adelante, se había reunido en un aula especialmente.

La charla, organizada por docentes de la escuela, tenía como fin presentar la nueva edición del libro pero a la vez llevar a las escuelas las ideas de la Revolución más importante de la historia.

“¿Qué es el comunismo?” fue la siguiente pregunta y brotaron las respuestas de los pibes: “Una forma de pensar totalmente diferente al capitalismo donde la gente haga lo que quiera hacer, aunque suene utópico”. “Un gobierno que controla todo, como en Corea del Norte”, “¡China es comunista!”, “Cuba es comunista, el gobierno le da vivienda a todos y la educación es gratuita pero no pueden salir de la isla”. Ahí salió la comparación con el sistema educativo chileno donde los estudiantes sabían que es privado.

“En una sociedad comunista, el tiempo sería aprovechado productivamente para “crear cosas nuevas”, vivir una vida que merezca ser vivida” explicó Daniel Lencina al grupo atento e hizo referencia a una sociedad “donde reine la libertad y la abundancia, en oposición al capitalismo que se basa en la explotación y la opresión”.
Pero no terminó allí. La Revolución francesa de 1789, o la Comuna de Paris en 1871 y la Revolución rusa de 1917 eran recordadas por momentos revolucionarios que siempre empiezan las mujeres o donde cumplen un papel destacado.

Una estudiante reflexionó que es “porque buscan la igualdad de derechos con los varones”. La conclusión fue que si lo vemos desde hoy, desde nuestra realidad en el siglo XXI, las mujeres sufren por un lado la explotación laboral (por el mismo trabajo, cobran menos que los varones) y a la vez hay una opresión de género, como es el machismo. Por eso Rusia fue el primer país del mundo en conquistar plenos derechos políticos para las mujeres y el derecho al aborto, a decidir sobre su propio cuerpo.

El propósito de la jornada era ese. Debatir las lecciones de la primera revolución obrera triunfante en el mundo, contra la idea que quieren hacer creer a los jóvenes que cada uno puede salvarse individualmente y “progresar” mientras precarizan sus vidas y los condenan a un futuro miserable, y que cambiarlo es utópico. “Ya se le va pasar” decían los profesores de John Reed cuando éste también era joven y despertaba su sensibilidad por los trabajadores y el pueblo pobre…

Esta jornada fue el comienzo de una serie de presentaciones en escuelas secundarias.

Aunque parezcan mucho 100 años, las lecciones de la Revolución de Octubre en Rusia pueden ser hoy la salida de una generación que tiene que pelear para que no le roben su futuro. Y desde el PTS queremos que las ideas de la revolución -la única salida realista de la desigualdad brutal en la que vivimos - entren a las aulas y “conmuevan” a una generación de jóvenes que no le deben nada al capitalismo.
Para mantener viva esa llama, y como dijo Victoria (alumna de 4° año) cuando le consultamos qué le pareció la charla: “Sobre la revolución me quedó todo, aprendizaje de pelear por lo que uno quiere y por los intereses del pueblo”

Reproducimos algunas opiniones de alumnos y docentes de la escuela:

Guadalupe (alumna): “La charla me ayudó a terminar de entender en profundidad algunas ideas de la revolución”.

Daniel (alumno): “Pude entender el concepto de comunismo y me pareció muy interesante la vida de John Reed”.

Victoria (alumna): “Aprendí algo nuevo, aunque a veces parece aburrida la historia pero no lo es. Sobre la revolución me quedó todo: el aprendizaje de pelear por lo que uno quiere y por los intereses del pueblo. John Reed aportó mucho a la información de lo que estaba ocurriendo durante la Revolución”.

Pamela (docente): “El contenido fue muy adecuado para los alumnos y la charla ayudó a que los chicos entendieran en forma simple lo que a veces pareciera complejo para los chicos, en este caso la idea de la revolución”.

Gladys (docente): “Que podamos en una aula del conurbano bonaerense hacer una charla sobre la Revolución rusa, la más importante de la historia, que la podamos traer a la Secundaria 3, poniendo en valor que todos los chicos tendrían que poder escuchar esta historia viva. Me parece muy importante que en el ámbito de la escuela se puedan dar estas charlas, en este caso también una conferencia sobre la reedición de un libro, no es algo a lo que la escuela estuviera muy habituada y es muy importante que los chicos tengan acceso a este tipo de actividades con especialistas”

***

Diez días que estremecieron al mundo de John Reed puede adquirirse a través de la página web de Ediciones IPS, en locales del PTS y en librerías de todo el país.








Temas relacionados

Juventud    /    Merlo   /    Corriente Nacional 9 de Abril   /    Revolución rusa   /    CEIP León Trotsky   /    León Trotsky   /    John Reed   /    Vladímir Ilich Lenin   /    Ediciones IPS-CEIP   /    Secundarios   /    Docentes   /    Educación   /    Historia   /    Cultura

Comentarios

DEJAR COMENTARIO