Mundo Obrero

Opinión

Paritaria nacional docente: un acuerdo entre 15 funcionarios y dirigentes a espaldas de 1 millón de trabajadores

El acuerdo del Ministro Trotta y las 5 direcciones sindicales nacionales fue por la continuidad de un plus de 1210 pesos al FONID, y 210 pesos por material didáctico por mes a partir de agosto hasta noviembre. Es decir 0 pesos de aumento ¿Y los salarios adeudados? ¿Y las contra reformas jubilatorias? ¿Y los actos públicos virtuales? ¿Y los salarios de cuarentena para FINES? La CTERA ¿Una secretaria del gobierno?

Facundo Pilarche

Congresal Suteba | @facupilarche

Sábado 25 de julio | Edición del día

Acta de acuerdo unánime

El gobierno afirma sobre el acta acuerdo (que recien publicó a las 24h de firmar el acuerdo) que se continúa pagando una “suma extraordinaria del FONID-suma extr. COVID-19, a cuenta del Fondo Nacional de Incentivo Docente, la suma de 4840 pesos por cargo, y hasta dos, que se pagará en cuatro cuotas iguales mensuales y consecutivas de 1210 pesos cada una” con el sueldo de agosto hasta noviembre de 2020, y que juntamente con estas cuotas se pagarán 210 pesos en conceptos de “material didáctico”.

Esto sería, siendo generosos los trabajadores (nuevamente) media cuota del servicio de cable e internet que cualquier trabajador de la educación debería tener para sostener la virtualidad. Es decir, la otra mitad la pone el docente. Ni que hablar de las familias de los estudiantes, que con suerte, reciben el subsidio familiar bimestral de 10 mil pesos. ¿Y el Impuesto a las Grandes Fortunas del cual la conducción de CTERA (Yasky, Alesso y Baradel) se llena la boca? Nada se sabe.

A su vez, el acta acuerdo dice que se convocará a “...la Comisión Negociadora del Convenio Marco de esta Paritaria Nacional docente durante noviembre, para analizar la evolución de este acuerdo y las condiciones laborales del trabajo docente” ¿Qué condiciones van a querer revisar a fin del ciclo lectivo?

Con reconocimientos así, no hacen falta desconocimientos

Es que Nicolas Trotta sostuvo que es “enorme el compromiso que está llevando a cabo el sector docente en el marco de la pandemia para garantizar la continuidad pedagógica de nuestros niños, niñas, adolescentes, jóvenes y adultos” y por esto “dar un paso más en la construcción colectiva de consensos para el regreso seguro a las aulas”. Pero… ¿No se vuelve a discutir en noviembre? ¿Será discutido en noviembre el regreso a las aulas? ¿O como siempre, CTERA dejara librada a su suerte a las 24 jurisdicciones para que cada cual haga como pueda y si no se cumplen los famosos 12 puntos para escuelas seguras, esperaremos a que haya otra explosion de escuelas pero que esta vez no existan Sandra y Rubén? No lo sabemos, aunque por la trayectoria recorrida por la conducción sindical de la que nada se espera, no deja de sorprender.

Asimismo, Trotta expresó: “Todos queremos que nuestra escuela sea ese espacio que permita que la Argentina se ponga de pie y podamos construir mejores realidades. No concebimos otra manera de hacerlo que a través del diálogo con maestros y maestras, profesores y profesoras. Queremos reconocer su compromiso y, por iniciativa del Presidente, nuestro Gobierno hace este aporte excepcional porque contribuye a los ingresos de todas y todos los docentes del país”.

El ministro que mantiene el salario básico docente por debajo de la linea de la pobreza, dice que con menos de 1500 pesos por mes, es decir 4 comidas de, por ejemplo, arroz con pollo para 4 personas, contribuye él y su gobierno “a los ingresos de todas y todos los docentes (y sus familias, señor Ministro) del país”. Un discurso cínico, que sólo puede ser superado por la complicidad de los dirigentes de la CTERA.

Te puede interesar: Observatorio y mapa de contagios: se multiplican los casos de Covid-19 en fábricas y empresas del AMBA

¿Y los jubilados?

El gobierno nacional, en acuerdo con la oposición cambiemita, ya había “freezado” las jubilaciones de los adultos mayores a comienzos de año. Ahora, en medio del aumento de la carestía de vida, avanza también con los congelamientos de los jubilados docentes, ya que ellos no perciben el FONID por tanto no perciben aumento. Una discriminación manifiesta que, también las conducciones sindicales de todo pelaje dejan pasar sin chistar.

Los dirigentes de CTERA ¿Que esperan?

Así planteadas las cosas, en el marco de la profundización de la crisis sanitaria y social, con cada vez mas familias de nuestros pibes arrojadas a la pobreza, con mas de 800mil despidos en lo que va de la cuarentena, y con la amenaza de mas despidos y suspensiones por parte de las patronales, la oposición derechista quiere apropiarse de la calle e iniciativa política. Los dirigentes sindicales, mientras tanto, juegan de secretarios de gobierno y se niegan a poner en movimiento la fuerza de 1 millon de docentes, que junto a sus familias suman 4 millones mas, y su enorme reconocimiento social para ponerle un freno a esta avanzada derechista y antipopular.

Es por eso, que desde la corriente nacional 9 de abril planteamos que hay que poner de pie a la docencia y sus familias. Que la CTERA tiene que dejar de ser una secretaría de gobierno y preparar al conjunto de los y las trabajadores de la educación y la comunidad para enfrentar las consecuencias que hoy están sufriendo las madres, los padres, hermanos y familiares de nuestros pibes. Para esta pelea es que estamos impulsando plenarios regionales y nacionales, y por gremios donde junto a activistas delegados, agrupaciones que se reivindican combativas, antiburocráticas e independiente de los gobiernos discutamos democráticamente que medidas tomar para enfrentar la situación. Por esto, una vez mas, ponemos a disposición de todos ellas y ellos, la convocatoria al plenario nacional del 8 de agosto que lanzamos desde nuestra corriente nacional y acordar la convocatoria.

Te puede interesar: De Ushuaia a la Quiaca: seamos miles para organizarnos y ganar las calles por nuestras demandas







Comentarios

DEJAR COMENTARIO