Política

Mendoza

Otro pacto de Suárez y Sagasti: recortes en salud y educación, más deuda para sus campañas electorales

El presupuesto provincial de Mendoza acordado entre el PJ y Cambiemos implica grandes ajustes en salud y educación, y un fuerte endeudamiento

Enrique Jasid

@EnriqueJasid

Jueves 19 de noviembre | 20:23

Foto|Mdz online

En las sesiones de la Cámara de Senadores y Diputados de esta semana, finalmente se aprobó con el voto de Cambiemos y el peronismo el presupuesto provincial 2021.

Luego de una semana de negociaciones y tras una primera votación fallida en la Cámara de Diputados, se concretó un nuevo pacto entre el gobernador de la UCR Rodolfo Suárez, y la actual presidenta del peronismo Anabel Fernández Sagasti.

El humo blanco del acuerdo para la votación del presupuesto fue festejado por los principales grupos empresarios y medios de comunicación de la provincia. Sin embargo, para las familias trabajadores no hay nada que festejar. Al igual que con la 7722, estamos ante un nuevo pacto contra el pueblo. Veamos.

Para el área de Salud, el presupuesto votado establece un ajuste de casi el 15%, teniendo en cuenta que la inflación oficial proyectada es del 29%, y el aumento nominal es sólo del 14%. A pesar de la pandemia y el caótico estado del sistema de salud, los hospitales, las condiciones laborales, la infraestructura y la falta de insumos, la salud pública sufrirá un nuevo recorte.

Para la educación, también se plantea menos recursos. En este caso, el ajuste es de más del 20%, dado que se aumenta poco más del 8% nominalmente frente a la inflación de 29%. Escuelas en emergencia edilicia, falta de alimentos para las escuelas, insuficiencia de insumos, y pérdida salarial por falta de paritarias es lo que se profundizará con este presupuesto. Vale destacar además, que la educación sigue perdiendo peso dentro de la distribución general de recursos, pasando de representar el 25% del total en 2015, a un paupérrimo 18% para 2021.

En cuanto al sueldo de trabajadores y trabajadoras de la salud, educación y estatales, al congelamiento salarial impuesto en el 2020, se estima solo un posible aumento del 15%. Es decir que a lo perdido este año, pretende de mínima recortarle otro 14%, siempre teniendo como referencia la inflación oficial.

Para la Dirección de Género y Diversidad parece que no hay emergencia en violencia de género ni un aumento durante la pandemia. Solamente se destinan $38 millones de pesos, el equivalente a lo que cobran los 86 legisladores y legisladoras en solo dos meses.

Nada de esto fue criticado por la “oposición” peronista, y el punto de negociación no estuvo en mayores recursos para salud y educación, sino en la cantidad de deuda a tomar y obras que serán utilizadas como vidriera de la campaña electoral.

Mientras Cambiemos planteaba la suma de U$$350 millones de dólares de nueva deuda, el PJ propuso U$$80 millones, más el rollover (refinanciación) de los vencimientos de deuda del 2021 que rondan los $12 mil millones de pesos. Finalmente, tras horas de negociación entre Suárez y Sagasti, de la que participaron también los intendentes Righi y Félix, acordaron la suma de U$$160 millones de dólares, para obras que serán repartidas entre los distintos intendentes cambiemitas y peronistas de cara al año electoral entrante.

El Frente de Izquierda con Lautaro Jiménez y Mailé Rodríguez rechazaron el ajuste y endeudamiento, así como también los ex Protectora Marcelo Romano y Mario Vadillo rechazaron las cláusulas referidas a la toma de deuda.







Temas relacionados

Presupuesto 2021   /    Frente de Izquierda y de Trabajadores - Unidad   /    Frente de Todos   /    Lautaro Jimenez   /    Cambia Mendoza   /    Mendoza   /    Parlamentaria   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO