Géneros y Sexualidades

Muerte de Brissa

Otra vez la violencia patriarcal

A pocos días de la muerte de la niña Valentina en Rivera, se da un nuevo caso de feminicidio de una niña en Montevideo. Nuevo alerta feminista en repudio.

Jueves 23 de noviembre | 22:50

Cuando aún está fresca la indignación y bronca por la muerte de la niña Valentina ocurrida la semana pasada en la ciudad de Rivera, otro feminicidio conmueve nuevamente a la sociedad uruguaya.

El repudio se expresó también en una nueva “alerta feminista”, que como siempre sucede ante un caso de feminicidio convoca a concentrarse y movilizarse contra este tipo de hechos. A partir de las 19 horas en Plaza Libertad comenzaron a concentrarse cientos de mujeres y algunos hombres para reclamar el fin de la violencia machista y que se tomen medidas efectivas para prevenir estas situaciones así como para atender a sus víctimas. La movilización se dirigió hacia la Plaza de los Bomberos, donde los presentes leyeron una proclama.

El asesinato de mujeres es la manifestación más extrema de un fenómeno que también se deja ver en las situaciones cotidianas de violencia machista, en los casos de abusos y ataques sexuales, en los acosos y actitudes machistas. Hechos y conductas que son manifestaciones de la sociedad patriarcal en la que vivimos.

En este caso, al igual que sucedió con el anterior feminicidio en Rivera, se trata de niñas. En este sentido estos hechos muestran además la grave situación que atraviesan los niños y niñas en nuestro país; con alarmantes cifras de casos de maltrato, abuso sexual y violencia que muestran lo extendido que está este fenómeno; a lo que también se suman las situaciones de explotación sexual y trata que se vienen denunciando.



No hay respuesta del Estado.

Ante la alarmante cantidad de feminicidios, situaciones de violencia machista y patriarcal el Estado se encuentra prácticamente omiso. Los lugares de atención escasean y las respuestas son absolutamente insuficientes y parciales. Lo mismo sucede con la Justicia que continúa revictimizando y en el caso de niños y niñas, poniendo en duda sus testimonios.

Ante los sectores que intentan asociar estos hechos con la inseguridad y salen a pedir “mano dura”, es necesario remarcar que los casos de feminicidio y violencia machista se dan en el marco de una cultura patriarcal; y que por lo tanto su solución no pasa por lo punitivo, sino por un cambio cultural y social profundo que condene estas prácticas.






Temas relacionados

Feminicidio   /   Géneros y Sexualidades

Comentarios

DEJAR COMENTARIO