Política Internacional

PERÚ

Ola de protestas conmociona Cusco

Continúa el paro docente en la ciudad imperial, ahora sin transporte público, ni vuelos, ni trenes.

Viernes 14 de julio | 09:06

Foto: El Comercio

La huelga de maestros, reunidos en el Sindicato Único de Trabajadores de la Educación (SUTEP), que han paralizado sus actividades hace 27 días para exigir mejoras salariales, es complementada ahora por un paro de 48 horas convocado por el Consejo de Coordinación Regional (CCR), que exige la construcción del aeropuerto internacional de Chinchero.

Te puede interesar: Cusco: paro y movilización

Los mercados y negocios estuvieron cerrados, no hubo transporte público y no operó el servicio de trenes a Machu Picchu. Los bloqueos imposibilitaron el tránsito vehicular en las principales arterias de la ciudad, como la avenida La Cultura que fue cerrada en las inmediaciones de la Universidad San Antonio Abad; “Llegar en auto al Centro Histórico era imposible”, describe el periódico El Comercio.

Los grandes medios se centran irónica y estratégicamente en la afección hacia los turistas por las interrupciones de servicios, como lo afirma El Comercio: “Paradójicamente, una de las razones por las que el CCR exige que se construya un aeropuerto en Chinchero es porque atraerá a más visitantes; sin embargo, los más perjudicados durante la protesta fueron precisamente los turistas”, desviando la raíz del conflicto que coloca a la gente en las calles, por las promesas incumplidas y las medidas antiobreras que viene aplicando el presidente PPK y su gabinete.

Las palabras de preocupación del mandatario en su reunión con Keiko Fujimori, el pasado miércoles en el Palacio de Gobierno, fueron: “Yo estoy seguro de que el Perú, con un buen diálogo entre sus principales fuerzas políticas, tiene todo lo que necesita para salir de esta ralentización, que es muy costosa para todos”, más ironía para los trabajadores y trabajadoras que vienen sintiendo el ajuste a la educación, la salud y la vivienda, mientras la clase política se embarra cada vez más en el pantano del Caso Odebrecht; dándole así, aún más poder simbólico y fáctico al gobierno estadounidense, que mientras salpica de “lava jato” a los pequeños peces y abre la cancha de los negocios a sus propios CEOs, los peces gordos quedan libres y colocan funcionarios a dedo en toda la región.

Y siempre queriendo que el plato lo pague el pueblo trabajador...

La lucha docente

Ayer, en diálogo con El Comercio, la ministra de Educación, Marilú Martens, responsabilizó al Gobierno Regional de Cusco por no haber cumplido obligaciones establecidas.

“Desde que se inició la huelga, el Minedu la declaró improcedente. Se notificó al gobierno regional, pero no siguió el procedimiento, y esto dio paso a que los profesores abandonen las aulas. Los estudiantes dejaron de recibir el servicio educativo, y en algunos casos dejaron de recibir alimentos por Qali Warma [que se brinda en determinados centros educativos]”, dijo Martens.

Mientras los funcionarios se pasan la pelota uno a otro en lugar de dar soluciones concretas, los chicos no comen, no estudian y las y los docentes pierden sus puestos de trabajo por luchar por sus derechos que debería garantizar un estado ausente que seguramente querrá descontar luego los días de paro.








Temas relacionados

Política Internacional   /    Maestros   /    Magisterio   /    Perú   /    Internacional   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO