Internacional

DESPIDOS Y PRECARIEDAD

Ola de huelgas y protestas contra Carrefour en varios países de Europa

Estallan protestas en varios países de Europa contra el anuncio de despidos y la precariedad laboral en la cadena de supermercados francesa.

Miércoles 4 de abril | 12:52

La conocida cadena de hipermercados Carrefour está atravesando por una potente ola de protestas de sus trabajadores en varios países de Europa. Las más importantes se están produciendo en Francia, en donde el pasado 1 de abril 30 de los principales centros de Carrefour del país galo no pudieron abrir sus puertas debido a la huelga convocada por los principales sindicatos. Estas protestas estallaron debido al anuncio de más de 2400 despidos por parte de la empresa.

Carrefour, con una fuerte presencia en varios países de Europa y Latinoamérica, es el mayor empleador privado en Francia. Se trata por tanto de un autentico gigante del sector, con ingresos multimillonarios de alrededor de 86.000 millones de euros. Entre sus principales accionistas está Bernard Arnault, el hombre más rico de Francia y la Unión Europea, con una fortuna calculadas en 53 mil millones de euros.

Si algo caracteriza a esta empresa en cualquiera de los países en los que opera es la alta precariedad de sus puestos de trabajo, con sueldos de miseria y horarios imposibles. A esto ahora se le suma una política agresiva de despidos. Se trata de un plan de reestructuración de Carrefour en varios países europeos, con el objetivo de abaratar costes a través de despidos o de rebajas salariales.

De esta manera también en Bélgica a principios de este año, trabajadores de cerca de 30 centros de Carrefour fueron a la huelga. Al igual que en Francia, las protestas estallaron debidos a los planes de la empresa de despedir al 10 por ciento de la plantilla, 1233 puestos de trabajo.

Aquí en el Estado Español también se está viendo afectada una parte de la plantilla, principalmente las trabajadoras encargadas de la limpieza. La empresa se propone suprimir los servicios de las empresas dedicadas a limpiar varias de sus superficies, dejando en la calle a la totalidad de las trabajadoras que hasta este momento realizan esta tarea. Esta es la situación de las trabajadoras del Carrefour de Leganés en Madrid o Palencia.

Desde entonces las trabajadoras han convocado diversas concentraciones en las puertas de sus respectivos centros de trabajo. En el Carrefour de Leganés incluso han convocado varias jornadas de huelga para los días 1, 2, 7 y 8 de abril.

Todos estos despidos se dan en el marco de un importante plan de ajustes por parte de la empresa, que en el último año ha visto como sus beneficios se reducían considerablemente. Esto se debe fundamentalmente al aumento del comercio electrónico en donde operan gigantes como Amazon, que es un rival que copa casi todo este sector.

Por tanto, para posicionarse mejor en un terreno cada vez más competitivo e internacionalizado, Carrefour intenta imponer medidas draconianas al conjunto de su plantilla en varios de los países en donde tiene presencia. Esto explica nueva realidad a la que tienen que enfrentarse algunas multinacionales, conflictos con sus trabajadores en varios países simultáneamente.

Sin embargo, para doblarles el brazo a estos colosos de la economía capitalista será necesario un mayor grado de coordinación entre los trabajadores de los distintos lugares y de distintos sectores y empresas que están en lucha. Esta es una de las tareas fundamentales que tiene por delante la clase obrera del viejo continente, que parece despertar después de años de inmovilismo. Pero como en otras ocasiones de la historia, ha demostrado que tiene la capacidad de hacer temblar los cimientos del capitalismo, no solo a nivel continental sino a nivel mundial. No en vano la clase obrera europea también es un coloso, con una gran tradición de lucha revolucionaria a sus espaldas.








Temas relacionados

Carrefour   /    Despidos   /    Huelga   /    Europa   /    Francia   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO