“Objeción de conciencia” y su adherencia en el Hospital Dr. Juan Noé Crevani, Arica

El nuevo protocolo propuesto por el MINSAL, sobre lo que respecta al actuar ante la ley de Aborto en 3 Causales, refleja claramente la política del Gobierno de Piñera y su intento de imponernos su agenda moral.

Martes 17 de abril

El proyecto de ley presentado por el gobierno de la Nueva Mayoría, si bien fue un derecho mínimo conquistado producto de la movilización y organización en las calles, se aleja mucho de la realidad que sufren cientos de mujeres. Tenemos una ley que abiertamente fue negociada con la derecha parlamentaria, que ya contemplaba la objeción de conciencia y que dejaba el camino listo para que el gobierno de derecha entrante pudiera hacer las modificaciones necesarias según su propio criterio. Es decir, el gobierno de Michelle Bachelet dejo un reglamento fácilmente modificable.

Las mujeres con estas modificaciones quedan relegadas, no serán ellas quienes decidirán sobre sus propios cuerpos y vidas, sino que todo dependerá de la disposición personal de los profesionales en conjunto con la postura que tome el establecimiento de salud. Privilegios otorgados por el gobierno de Piñera, que no es más que un intento de imposición totalmente autoritario de sus ideales religiosos.

Cambios implementados a la Normativa del Aborto en 3 causales

La objeción de conciencia antes estaba solamente restringida a los médico-cirujanos, ahora cualquier miembro del personal de salud puede negarse a entregar información, participar en el diagnostico e incluso en la toma e informe de exámenes.

El nuevo reglamento también suprime el párrafo que impedía que los establecimientos de salud privados y públicos, que se encontraran adscritos al Sistema Nacional de Servicios de Salud recibiendo fondos del Estado, para prestaciones obstétricas y ginecológicas, pudieran invocar la objeción de conciencia. Esto ahora deja en manos del establecimiento de salud si quieren realizar este tipo de acciones, obligando a todo el personal a seguir su postura, tengan acuerdo o no.

Esta nueva normativa lo único que consigue es profundizar la brecha de clase existente entre mujeres. Donde la que tiene una situación más privilegiada monetariamente, pueda costear sin dificultades un aborto seguro en una clínica privada o en el extranjero. Esta opción no existe en las mujeres con menos recursos, quienes deben enfrentarse a condiciones de insalubridad y precariedad, poniendo en riesgo su vida al realizarse abortos clandestinos.

En Arica un 61% del equipo médico aprobó el Aborto en 3 causales

En el Hospital Dr. Juan Noé Crevani se realizó un catastro para identificar a los profesionales y funcionarios que se declararon como objetores de conciencia. De 110 profesionales 67 se declararon en condiciones de poder prestar sus servicios ante una situación de aborto.

Se organizarán turnos de tal manera que en todo momento haya siempre un equipo de salud listo para realizar las prestaciones establecidas por la ley.

El derecho al aborto no tiene relación con una cuestión moral, es un problema de salud pública existente, del cual el Estado debe hacerse responsable. De la misma forma, debiera hacerse cargo de de la falta de educación sexual y métodos de control de natalidad, pilar fundamental para poder decidir sobre nuestra sexualidad, nuestros cuerpo y vida.







Temas relacionados

Arica   /    Aborto legal, seguro y gratuito   /    Nueva Mayoría   /    Aborto

Comentarios

DEJAR COMENTARIO