Internacional

CENTROS DE DETENCIÓN

Nuevas fotografías muestran el trato inhumano a migrantes en Estados Unidos

La difusión de las fotografías este martes coincidió con manifestaciones en más de 180 ciudades de Estados Unidos contra los centros de detención de migrantes.

Martes 2 de julio | 17:48

Hacinamiento en un centro de detención de la Patrulla Fronteriza en Weslaco, Texas.

Las recientes imágenes de un migrante salvadoreño y su hija muertos en el Río Bravo cuando intentaban llegar a Estados Unidos, se sumaron a la difusión este martes de fotos y relatos sobre las condiciones inhumanas que se viven en los centros de detención, desatando la bronca en todo el país.

Te puede interesar: Una imagen de barbarie imperialista repudiada en todo el mundo

El Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) informó este lunes de la muerte del undécimo indocumentado en los últimos meses cuando estaba bajo custodia federal. Se trata del hondureño Yimi Alexis Balderramos-Torres, de 30 años, quien murió el pasado 18 de junio en Texas.

Este anuncio coincide con la publicación de fotografías por parte investigadores de las propias agencias oficiales que dicen que la situación es una bomba de tiempo. En las fotografías se puede ver un hacinamiento extremo en las instalaciones de migrantes del Valle del Río Grande y también que los niños no tenían acceso a duchas y tenían que dormir en pisos de concreto.

Hacinamiento de familias observado por la Oficina del Inspector General del Departamento de Seguridad Nacional el 10 de junio de 2019, en la estación de McAllen, Texas, de la Patrulla Fronteriza

También se conocieron denuncias de migrantes mujeres que dijeron que en los centros de detención las hacían tomar agua de los inodoros.

En respuesta a esta situación miles de personas se sumaron este martes a más de 180 protestas en todo Estados Unidos para exigir el cierre de los "inhumanos" centros de detención de inmigrantes y cancelar la entrega de fondos al Gobierno del presidente, Donald Trump, para continuar con sus duras políticas migratorias.

Las manifestaciones se realizaron frente a edificios del Gobierno federal y oficinas de legisladores, tanto demócratas como republicanos, que regresaron a sus regiones con motivo del feriado del 4 de Julio, para que se clausuren unos centros de detención que muchos califican de "campos de concentración".

"La situación dentro de los campamentos y centros de detención es totalmente inhumana, están torturando a las familias y a los niños, ¡y hay que actuar ya!", dijo la directora del grupo Families Belong Together Coalition, Sandra Cordero.

Además del cierre inmediato de estos centros y la liberación de miles de inmigrantes, tanto adultos como niños, los activistas piden a los legisladores que no aprueben más fondos para la Patrulla Fronteriza (CBP) y el Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE), encargadas de poner en práctica las políticas de Trump.

Los manifestantes portaron carteles en los que aseguraban que los "niños merecen cariño y no jaulas", "El amor no conoce fronteras" o "Hagamos a Estados Unidos amable de nuevo", en referencia al famoso eslogan de campaña del presidente: "Make America Great Again" (Hagamos a EE.UU. grande de nuevo).

Las protestas se producen un día después de que Trump firmara una partida de 4.600 millones de dólares en asistencia para los presupuestos de las distintas agencias federales que persiguen, detienen y encarcelan migrantes.

Te puede interesar: Senado estadounidense aprueba proyecto fronterizo de los republicanos

Las concentraciones de este martes en Texas recordaron la memoria de los y las inmigrantes que murieron tratando de cruzar la frontera, incluidos siete niños.







Temas relacionados

Mujeres migrantes   /    Migrantes hondureños   /    Migrantes nicaragüenses   /    Persecución a inmigrantes en EE. UU.   /    Donald Trump   /    migrantes mexicanos   /    migrantes centroamericanos   /    Migrantes   /    Inmigrantes   /    Estados Unidos   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO