RIO NEGRO

Nuestro homenaje a la lucha de Gualberto, padre de Daniel Solano

En el día de hoy falleció Gualberto, padre de Daniel Solano. Durante 6 incansables años buscó a Daniel. El homenaje de la Juventud del PTS a su lucha.

Martes 3 de abril | Edición del día

El 5 de noviembre del 2011 en Choele Choel, Río Negro, se hizo escuchar la noticia de que un joven salteño llamado Daniel Francisco Solano estaba desaparecido. Pasaron 6 años de su desaparición forzada en la que están implicados empresarios, funcionarios policiales, estatales, jurídicos y un local bailable cómplice llamado Macuba Megadisco que fue de donde Daniel fue expulsado y retirado por la policía rionegrina. Todavía, 6 años después, seguimos exigiendo su aparición y el castigo a todos los responsables.

Hoy 3 de abril del año 2018 recibimos la noticia del fallecimiento de Gualberto Solano, padre de Daniel, que se pasó día tras día buscando a su hijo y exigiendo justicia junto a sus abogados y la comunidad.

A Daniel lo desaparecieron por querer organizarse contra las condiciones que vivía junto a sus compañeros, trabajando para Expofrut. Peleó para denunciar el engaño con el que habían sido llevados a ser explotados en las peores condiciones. No fue el único joven perseguido por la violencia policial, en el caso de Daniel con la complicidad de la justicia al servicio de Expofrut.

Somos muchos los que nos sentimos hermanados a esos miles de pibes como Daniel. Por el odio a este sistema capitalista que no ofrece más que trabajos miserables, con jornadas de 12, 14 y hasta 16 horas a veces solo a cambio de techo y comida, que rompe los cuerpos y los condena a una vida sin futuro.

Como militante de la Juventud del PTS, estuve desde el primer día acompañando el reclamo de aparición ya de Daniel, por él y por los miles de pibes desaparecidos y muertos por levantar la cabeza y luchar. El mejor homenaje a la lucha de Gualberto será continuar su pelea por justicia por Daniel y castigo a los responsables, para terminar con la impunidad.

Por eso, invito a todos aquellos jóvenes que estén hartos de todo esto a convertir la bronca en organización, a revelerarnos luchando y organizándonos para terminar con este sistema capitalista que no quiere más que nuestras vidas para llevarse grandes ganancias a sus bolsillos. Nuestras vidas valen más que sus ganancias!

Por un mundo en el que el futuro para nosotros sea para disfrutar la vida, sin explotación ni opresión. ¡Gualberto, su lucha es nuestra lucha! Daniel Solano presente, ahora y siempre. Fuerza a los familiares y amigos.








Comentarios

DEJAR COMENTARIO