Cultura

CULTURA

Nobel de Literatura a Bob Dylan, el artista de trapecio

El anuncio de que Bob Dylan había sido nombrado ganador del Premio Nobel de literatura tomó por sorpresa a mucha gente. El argumento público de la Academia Sueca de la Lengua para otorgar el galardón al músico fue “por haber creado una nueva expresión poética dentro de la gran tradición americana de la canción”.

Nancy Cázares

@NancyCornejoCaz

Jueves 13 de octubre | 20:14

Esta mañana la Academia Sueca de la Lengua anunció como ganador del Premio Nobel de Literatura al cantante y compositor estadounidense Robert Allen Zimmerman, mejor conocido como Bob Dylan.

La noticia generó controversia de inmediato ¿un Nobel de literatura para un músico cuya prosa, además, es considerada por la crítica un fracaso?

Este no es el primer premio con el que el músico sorprende al mundo. En 2008 se convirtió en el primer músico en recibir el Premio Pulitzer “por su aporte a la música y cultura americana”. The Washington Post, The New York Times y la agencia Reuters reconocieron el “poder poético de sus composiciones”, los mismos que, muy seguramente, jugaron un papel decisivo para que en esta ocasión se hiciera con el Nobel.

Un año antes, Dylan fue nombrado ganador del Premio Príncipe de Asturias de las Artes 2007, por ser “faro de una generación que tuvo el sueño de cambiar el mundo”, según palabras del jurado.

Los aportes de Dylan a la música del siglo XX y en particular a la música popular son innegables. Ícono que influyó en legendarias bandas como The Beatles o The Rolling Stones, Bob Dylan fue autor de verdaderos himnos como Knocking on heaven’s door y Like a rolling Stone. El contenido antiguerra de Blowin’ in the wind y The times they’re a-changin’ conmovieron a toda una generación.

Reflejo del espíritu de una época entera, su música catalizó el descontento de la juventud norteamericana de los años sesentas y lo convirtieron en una de las leyendas vivientes de la cultura pop. Nutría sus letras folk con su lectura de los diarios, de su contacto con cantautores contestatarios del corte de Pete Seeger y Dave Van Ronk, de su lectura Arthur Rimbaud y de la pléyade del surrealismo francés y de los poetas beat.

Like a rolling stone es, como dice el periodista David Henderson, una epoyeya más que una canción, en donde por medio de una decidida ruptura con los conceptos comerciales del momento, forjó una amalgama con los ideales de una época convulsa.

Publicada entre 1965 y 1966, Tarántula, libro experimental de Dylan no tuvo el éxito esperado. A pesar de que haber sido defendida por Allen Ginsberg, ícono de la generación beat, no está considerada como una de las razones por las que le fue entregado el Nobel. Ginsberg decía que Dylan es “uno de los más grandes juglares norteamericanos del siglo XX”, con influencia en varias generaciones a nivel mundial.

En los últimos años, con Tempest, Modern Times, Time Out of Mind o Love and Theft, Dylan ha consolidado su mito.

¿Cómo se elige a un Nobel?

El Premio Nobel fue instituido en 1901, como petición de Alfred Nobel. Las instituciones encargadas de entregarlo son: La Real Academia Sueca de la Ciencia, el Instituto Karolinska, la Academia Sueca y el Parlamento y el Banco de la nación nórdica. Se entrega para seis categorías, a saber: Física, Química, Medicina, Economía, Literatura y Paz. Puede haber uno o varios ganadores por categoría.

Su entrega es siempre polémica, no sólo por el nivel de competencia, sino también por sus implicaciones políticas. Así, han entregado el Nobel de la Paz a Barack Obama, quien ha mantenido la ocupación militar en Medio Oriente y funcionando la prisión en Guantánamo, así como a figuras tales como Teresa de Calcuta, decidida activista en contra del derecho al aborto o, recientemente, la entrega del galardón a Juan Manuel Santos, presidente de Colombia, responsable de ataques militares y paramilitares que aterrorizaron a la población civil.

Así, numerosas figuras lo han rechazado por diversos motivos: Jean-Paul Sarte, por considerar que “un escritor no debe permitir que se le convierta en una institución”, Boris Pasternak, obligado por el estalinismo y Le Duc Tho, diciendo que en Vietnam no había paz.

Leer: Santos recibió el Premio Nobel de la Paz: ¿una premiación similar a la de Obama?

Conformada por 18 miembros vitalicios, la Academia Sueca de la Lengua es la encargada de deliberar sobre quién será el o la acreedora al Nobel de Literatura. Cinco de los 18 miembros, con mandato por tres años hacen el trabajo principal.

Los pasos para elegir a los candidatos son:

  • 1) El comité Nobel invita a entre 600 y 700 personas y/u organizaciones para que propongan escritores para el siguiente año. También pueden proponer candidatos quienes hayan sido premiados antes, nadie puede proponerse a sí mismo.
  • 2) Para el 31 de enero, todas las propuestas son reunidas y presentadas por el comité Nobel, quienes reducirán a cinco candidatos esa lista. De los cinco sólo uno sabrá que estuvo nominado y será sólo cuando se le anuncie que ganó. El nombre de los otros cuatro se mantiene en secreto.
  • 3) Integrantes de la Academia estudian la obra de los nominados y presentan un informe. Por medio de una votación, a principios de octubre se elige al ganador, el cual deberá obtener más de la mitad de los votos.
  • 4) En diciembre se entregan los premios a sus ganadores, durante una ceremonia en Suecia.

Lamentablemente, según las estrictas tradiciones de la Academia Sueca de la Lengua, el jurado tiene prohibido, durante los próximos 50 años, dar detalles sobre los criterios que influyeron en su elección, así que, por ahora, sólo podemos especular.

Mientras tanto, el nombre de Bob Dylan ya figura entre los de Giosuè Carducci, William Faulkner, Rudyard Kipling, Rabindranath Tagore, Pablo Neruda, Thomas Mann, Gabriel García Márquez, Octavio Paz, Gabriela Mistral, Vargas Llosa, Hermann Hesse y otros tantos más que se han hecho con este premio.




Temas relacionados

Bob Dylan   /   Música   /   Nobel literatura   /   Premio Nobel    /   Música popular   /   Cultura

Comentarios

DEJAR COMENTARIO