Mundo Obrero México

SISMO EN MÉXICO

Negligencia de la SEP por la vuelta a clases

Urge la organización de padres de familia y docentes para frenar la desidia del estado.

Viernes 29 de septiembre | 15:04

Este martes 26 Aurelio Nuño actualizó el número de escuelas que reanudaron labores: 778 en Ciudad de México, en el Estado de México 3,256 y en Puebla 5,958. Esto da continuidad al informe del domingo 24, cuando aseguró qué “las únicas escuelas que pueden retomar clases son aquellas que cuenten con dictamen oficial de Seguridad Estructural expedido por las autoridades tras la revisión de las instalaciones”.

El Colegio Mexicano de Ingenieros Civiles manifestó que la Secretaría de Educación Pública (SEP) ha actuado de manera irresponsable al abrir planteles escolares con la sola elaboración de dictámenes preliminares. Además mencionan que lo primordial es que las autoridades presenten públicamente un dictamen con todos los datos del personaje, las firmas y sellos, membrete y los registros que otorga la Secretaria de Desarrollo Urbano y Vivienda (Seduvi) del gobierno capitalino, para saber si es válido o no ese peritaje.

Pero, los dictámenes emitidos no cuentan con ningún sello que los valide. Tan sólo es el formato de la SEP donde un DRO (Director Responsable de Obra) ingresa su nombre, firma y número de carnet que lo avala como tal.

En muchos casos, con sólo inspecciones visuales los directivos nos informan que nuestras escuelas están en perfectas condiciones; existiendo bardas muy frágiles, salones con grietas, techos dañados, planteles sin luz ni agua, detectables a simple vista.

Este lunes 25 muchos directores nos obligaron a presentarnos en las escuelas con el pretexto de darnos informes, a pesar que hasta el momento no contaban con dictamen para abrir sus puertas, poniendo en riesgo nuestra seguridad.

La reforma educativa avanza sobre las víctimas

Sin contemplar la terrible situación que están pasando muchos docentes y padres de familia que perdieron parientes en esta catástrofe, muchos con sus hogares destrozados y otros sin luz ni agua, Aurelio Nuño ya está pensando cómo vamos a reponer “el tiempo perdido”. Esto será a costa de pisotear nuestros derechos laborales, utilizando el período de descanso cuando esto se suscitó por no dar mantenimiento a las escuelas, no tener infraestructuras adecuadas, controles ni medidas de seguridad.

Su plan de que los empresarios sean quienes otorguen los bonos para poner en pie las escuelas derrumbadas o resarcir los daños causados por los sismos, implica el avance de la privatización que la reforma educativa viene implementando y abrir la puerta a la injerencia de capitales privados a la educación pública.

Ya habían mostrado que nuestras vidas no les importan

En el pasado temblor del 7 de Septiembre no hubo revisión de escuelas por parte de especialistas. Irresponsablemente se obligó a los maestros a hacer recorridos para examinar si había algún daño y tomar fotos.
 
El temblor del 19S evidenció las irregularidades con las que funcionaban escuelas, edificios y construcciones, como es el caso del Colegio Enrique Rébsamen donde la corrupción arrebató la vida a 19 niños y más de una decena de maestras y trabajadoras de intendencia.

¿Puede la SEP desconocer las irregularidades que se presentan las escuelas? ¿La delegada de Tlalpan, Claudia Sheinbaum (MORENA) puede desconocer que se habían emitido señalamientos que inhabilitaban este colegio?

Un caso testigo de la barbarie a la que someten al pueblo trabajador

Es sabido que la escuela Rébsamen contaba con un certificado de derechos adquiridos falso, por lo que el mismo Instituto de Verificación Administrativa del Distrito Federal (INVEA) presentó una denuncia penal contra el colegio por falsificación de documentos, pero la escuela seguía operando bajo la órbita de la SEP, y hasta la fecha, Mónica García Villegas, directora y dueña de la escuela, solo es “investigada” por ello.

Esta tragedia no fue producto de la naturaleza sino de la corrupción y el Secretario de Educación Aurelio Nuño es su principal responsable, quien sigue sumando cadáveres en su haber. Lo sigue Claudia Sheinbaum, sobre quien cae la responsabilidad de mantener habilitada una escuela denunciada por INVEA, así como los directivos y propietarios que para seguir con su negocio debieron comprar a funcionarios. Todos ellos ya deberían estar presos por el delito de homicidio múltiple.

Si no exigimos juicio y castigo a los responsables, esto puede quedar en total impunidad, como sucedió con el incendio de la guardería ABC en 2009.

No podemos permitir que esto suceda en otros planteles. Ninguna escuela puede abrir sus puertas hasta que no haya dictámenes independientes que contrasten el de las autoridades educativas, ya que no podemos confiar en quienes han demostrado no importarles nuestras vidas.

Podemos lograrlo unidos a los padres y madres de familia

La gran asamblea de más de 250 padres de familia que se llevó a cabo el día de ayer en la delegación Gustavo Madero, la asamblea de docentes del sábado 23 en la Plaza México, las asambleas de padres de familia en La Fragua, Delegación Iztapalapa, las asambleas de padres y pobladores en Xochimilco, así como tantas otras, comienzan a mostrar el camino. }

Para garantizar la seguridad de la comunidad educativa es necesario contar con una gran fortaleza, tal como lo hicimos en la lucha magisterial del 2016. No hay otra manera si no es recobrando la unidad de los que realmente estamos interesados en mantenernos vivos y luchando por nuestros derechos.






Temas relacionados

Sismo 2017   /   Claudia Scheinbaum   /   Aurelio Nuño    /   Mundo Obrero México   /   Ciudad de México   /   Magisterio   /   SEP   /   Reforma educativa

Comentarios

DEJAR COMENTARIO